Comenzarán juicios a médicos de la dictadura

Los médicos Norberto Bianco y Raúl Martín y la obstetra Luisa Arroche serán procesados a partir del miércoles próximo por apropiación de niños durante la dictadura cívico-militar

Autor:

Juventud Rebelde

BUENOS AIRES, septiembre  15.— Una corte federal juzgará por primera vez en Argentina, desde la última dictadura cívico-militar (1976-1983), a profesionales de la salud que participaron en partos clandestinos para secuestrar hijos de prisioneras que aún permanecen desaparecidas, reportó PL.

El diario Página 12 informó este lunes que los médicos Norberto Bianco y Raúl Martín, y la obstetra Luisa Arroche, serán procesados a partir del miércoles próximo por el Tribunal Oral Federal No. 6 por apropiación de niños durante la dictadura. Estas personas, precisa la información, se desempeñaban en la maternidad clandestina que funcionaba en el hospital militar de Campo de Mayo.

Como antecedente a este juicio —recuerda la publicación—, en uno de los fallos judiciales por delitos de lesa humanidad más trascendentes, esa misma corte determinó que el robo de bebés paridos por mujeres secuestradas fue una práctica sistemática y generalizada de terrorismo de Estado.

Por esos crímenes, los integrantes de la cúpula militar que gobernó al país aquellos años fueron severamente condenados, luego de diez años de insistencia de la agrupación Abuelas de Plaza de Mayo.

Dos años después, el mismo tribunal comenzará a juzgar a integrantes del personal médico militar vinculados con la apropiación de bebés cuyas responsabilidades no fueron analizadas en aquel    juicio.

Los médicos Bianco y Martín, y la obstetra Luisa Arroche, más los represores que tuvieron a su cargo la zona, Santiago Riveros y Reynaldo Bignone, deberán responder por el robo de nueve bebés, cinco de los cuales lograron recuperar su verdadera identidad.

Las historias de los nietos recuperados Francisco Madariaga y Catalina de Sanctis Ovando serán algunas de las tratadas a lo largo del debate judicial. En este primer proceso se juzgarán los casos de nueve mujeres.

Página 12 rememora que en el Pabellón de Epidemiología del hospital militar de Campo de Mayo existieron, de 1976 a 1978, dos habitaciones especiales con ventanas enrejadas, cerrojos en las puertas y sin luz, por donde pasaron, por lo menos, 17 jóvenes embarazadas.

Hasta allí eran trasladadas, cuando se acercaba su fecha de parto, en autos particulares y esposadas, desde diferentes centros clandestinos de detención que funcionaron en la órbita de Campo de Mayo.

Los alumbramientos sucedían la mayoría de las veces inducidos y por cesárea, en el quirófano del hospital.

Luego, las mujeres eran despojadas de sus bebés, a los que les perdían el rastro, y su destino siguiente era de nuevo el centro clandestino. Y, desde allí, la desaparición, la muerte. Otros ocho casos serán juzgados posteriormente.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.