Aumenta crisis en Yemen - Internacionales

Aumenta crisis en Yemen

Guardias presidenciales se rinden a los huti

Autor:

Juventud Rebelde

SANAA, enero 20.— Parte de la Guardia presidencial yemenita entregó sus armas este martes a combatientes del movimiento Ansar Ullah, de la tribu huti, cuyo líder es Abdel Malik el Huti, reportó PL.

Sin embargo, un número indeterminado de esa fuerza de élite rehusó deponer su armamento, lo que implica la posibilidad de un nuevo estallido de la violencia que la víspera dejó en las filas oficiales cerca de una decena de muertos y medio centenar de heridos, acorde con reportes de medios de difusión.

Durante el día se han producido enfrentamientos en puntos de control, el Palacio Presidencial y la casa de Hadi, con saldo de dos muertos y ocho heridos.

La residencia del Presidente fue atacada por milicias armadas cuyo objetivo es derrocar al Gobierno, declaró la ministra de Información Nadia al-Saqqaf, según la cual a pesar de todo, las conversaciones políticas continúan.

Testimonios afirman que los hutis rompieron el alto al fuego acordado con el Gobierno la víspera y tomaron completamente el Palacio Presidencial y el llamado Palacio Republicano, otra mansión ejecutiva.

Mientras, todos los puntos de control en esta capital fueron reforzados y varias dependencias gubernamentales y de la Mujabarat (Inteligencia y contraespionaje, en árabe) están sometidas a fuerte custodia.

Sendas reuniones de los partidos políticos con el presidente provisional Abd Rabu Mansur Hadi y el Consejo Militar en busca de consenso sobre una salida a la crisis desatada por los violentos combates de este lunes no se produjeron, lo que contribuyó a aumentar la incertidumbre.

Hasta ahora no hay certeza sobre la situación del presidente Mansur Hadi, pero en la práctica sigue siendo el jefe de Estado, aunque existen trascendidos según los cuales están en curso negociaciones para su rendición. Otra versión, que no ha sido confirmada, refiere que el mandatario está refugiado en la legación estadounidense.

Mientras, el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, llamó a la calma y al cese inmediato de las hostilidades en Yemen, donde la víspera estallaron los enfrentamientos entre la guardia presidencial y los milicianos de la tribu huti. En un comunicado, el diplomático se declaró muy preocupado por la situación en el país asiático, en particular por la violencia desatada en la capital Sanaa.

De acuerdo con declaraciones de la alta consejera presidencial Valerie Jarrett, el mandatario Barack Obama está «muy interesado en la búsqueda de una solución pacífica» y en recibir actualizaciones de parte de su equipo de seguridad nacional.

En medio de esta tensión los comercios abrieron sus puertas, pero las dependencias gubernamentales estaban cerradas y la residencia del mandatario, sitiada por miembros de Ansar Ullah, que desde el lunes comenzaron a desplegarse en las cercanías.

Fuentes diplomáticas relataron a Prensa Latina versiones según las cuales la caravana de vehículos del embajador estadounidense aquí fue tiroteada cuando rehusó detenerse en un punto de control.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.