Más de tres millones de votos en comicios internos del PSUV

El próximo paso será la construcción de alianzas con otras fuerzas revolucionarias en torno al Gran Polo Patriótico

Autor:

Prensa Latina

CARACAS, junio 29.— Con una participación popular de más de tres millones de votos en sus comicios internos, el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) alista desde hoy la llamada victoria admirable en las elecciones legislativas del próximo 6 de diciembre.

De acuerdo con dirigentes de esa organización política, el próximo paso será la construcción de alianzas con otras fuerzas revolucionarias en torno al Gran Polo Patriótico.

Para Jorge Rodríguez, jefe de campaña del PSUV en sus primarias, hacia el nuevo proceso a finales de este año se avanza con liderazgo consolidado en medio de una guerra económica impulsada por la derecha, que insiste con apoyo externo en destruir la Revolución bolivariana por vías anticonstitucionales.

La apuesta mayoritaria por un país en paz y democracia, dijo, así como la creciente afluencia a las urnas, motivó que las diez horas previstas por el Consejo Nacional Electoral (CNE) para el sondeo no fueran suficientes y extendieran poco más de tres horas el cierre de la votación.

Otro momento inédito de la consulta, agregó, fue la presencia de acompañantes en representación de 12 naciones y una convocatoria con padrón abierto, que permitió el ejercicio del voto a quien así lo estimó entre los 19,4 millones de venezolanos inscritos en el registro electoral.

El pueblo salió a los centros de votación como parte de una fiesta que no pudieron empañar ni siquiera las lluvias en estados como Táchira, Amazonas, Bolívar y Delta Amacuro, agregó.

Rodríguez precisó que se trató de una jornada histórica, de gran inclusión, en la que diversos sectores de la sociedad se sintieron identificados y dieron un claro mensaje a la oposición, que impulsa guerras económicas, sociológicas y crea en las redes sociales matrices negativas sobre lo que pasa en Venezuela. Este proceso, dijo, nos recordó el referendo revocatorio que propuso la derecha el 15 de agosto de 2004, que resultó ratificatorio de la gestión del fallecido presidente Hugo Chávez, cuyo legado vimos vigente en el corazón de los venezolanos al ejercer ahora su derecho al voto.

A preguntas de Prensa Latina, el también alcalde del municipio Libertador, de Caracas, señaló que a la derecha se le agotaron los argumentos para desacreditar a la Revolución bolivariana.

Al respecto recordó que el pasado 17 de mayo en comicios internos de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) solo participaron 300 000 votantes en apenas 33 de 87 circuitos de todo el país.

Según un estudio, dijo, esa cifra, en la misma cantidad de circunscripciones, quedó superada varias veces por los electores convocados por el PSUV apenas una hora y media después de abiertos los colegios.

Para otros líderes del PSUV, como su primer vicepresidente, Diosdado Cabello, la organización también se adelantó a una resolución del máximo organismo comicial que establece la equidad de género en las postulaciones al parlamento, lo que garantiza la presencia de mujeres en esa instancia.

Desde las estructuras de base, explicó, en las propuestas de los candidatos del PSUV se previó que el 50 por ciento debían ser jóvenes menores de 30 años e igual proporción de mujeres.

También los postulantes participaron en una cruzada de un mes en la que recorrieron casa a casa miles de comunidades y en asambleas con sectores sociales se familiarizaron aún más con los problemas que aquejan a la población y las vías de solución.

Al votar en el oeste de Caracas, el presidente del país y del PSUV, Nicolás Maduro, sostuvo que en Venezuela están en juego dos modelos, el de la MUD, que es el del secretismo, la exclusión y la falsa democracia, y el modelo bolivariano, de la libertad para postular, para decidir y para la renovación permanente.

Catalogó además de clave esta etapa previa rumbo al triunfo en las parlamentarias, con el objetivo de aportar los mejores diputados a la unicameral Asamblea Nacional de 167 escaños, la cual se instalará en enero de 2016.

En los últimos 16 años, las fuerzas revolucionarias triunfaron en 18 de 19 procesos de este tipo en Venezuela, lo cual consolida el espíritu democrático que sustenta la Constitución de 1999.

Sin embargo, analistas como el periodista José Vicente Rangel llaman la atención sobre el innecesario triunfalismo, debido a que esos comicios adquieren una connotación particular, dada por las aspiraciones de la ultraderecha de liderar el legislativo y desde allí derrocar a la dirección del país, como sucedió en naciones como Paraguay.

En ese sentido, el comunicador aplaudió la iniciativa del propio Maduro de proponer al CNE una carta de compromiso de las fuerzas políticas que asistirán a esos comicios para reconocer los resultados de esa consulta.

El alerta se extendió a una derecha que podría aventurarse, como en oportunidades anteriores, a una salida por atajos anticonstitucionales a partir de cálculos irreales y sobre la base de una temeridad y peligrosa impertinencia, dadas sus reiteradas derrotas en las urnas.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.