FARC-EP y gobierno colombiano optimistas luego de rúbrica de pacto

El acuerdo comprende un sistema integral que incluye verdad, justicia, reparación y garantías de no repetición en pos de encontrar una salida política para el conflicto armado

Autor:

Juventud Rebelde

La Habana.— Delegaciones de paz de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP) y del gobierno expresaron hoy optimismo sobre la posibilidad de alcanzar un acuerdo final, tras lograr consenso sobre Víctimas, informó Prensa Latina.

El jefe del equipo del Ejecutivo de Colombia a los Diálogos de paz de La Habana, Humberto de la Calle, calificó de una muy buena noticia para su país y para el mundo el cierre del punto 5 de la agenda que discute aquí con su contraparte desde diciembre de 2012.

Este acuerdo comprende un sistema integral que incluye verdad, justicia, reparación y garantías de no repetición, que es el centro de gravedad de las discusiones con las que pretenden encontrar una salida política a más de medio siglo de conflicto armado.

No es retórica decir que el anuncio del Acuerdo sobre el reconocimiento de los derechos de las víctimas pronostica el posible fin del conflicto y el advenimiento de una paz firme, señaló De la Calle.

Aseguró que el sistema brinda justicia para todos de manera equilibrada y equivalente, sin desbalances, y no deja espacios para inequidades presentadas en anteriores intentos pacificadores.

Por su parte, el jefe de la delegación de paz del grupo guerrillero, Iván Márquez, recordó que este es el único proceso desarrollado en Colombia en el cual se creó una jurisdicción especial para la paz con competencias para conocer sobre las violaciones de los derechos humanos y a sus responsables.

En el mismo se creó un sistema integral para atender el problema de las víctimas, además de combatir la impunidad, que ofrece la máxima justicia para concluir definitivamente la larga confrontación armada, apuntó.

Señaló que no existirá inmunidad que alcance a cargos oficiales y altos funcionarios del Gobierno o del Estado, porque ello no es posible conforme a la ley internacional y es incompatible con la conciencia del pueblo colombiano.

Ambas partes expresaron el compromiso de continuar trabajando para sellar el próximo año un acuerdo de paz definitivo con el logro de consensos en los temas pendientes: Fin del conflicto, y los mecanismos de refrendación, verificación.

Esas delegaciones ya acercaron posturas en los puntos de Tierras y desarrollo agrario integral, Participación política de las FARC-EP, y el combate contra las drogas ilícitas y el narcotráfico.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.