Santos contempla nuevo plazo para firma de la paz

El plazo del 23 de marzo como límite para sellar la paz fue un compromiso al que llegaron las partes el 23 de septiembre del año pasado en La Habana, cuando, en presencia de Santos y Timoleón Jiménez, máximo jefe insurgente, se firmó el acuerdo sobre justicia

Autor:

Juventud Rebelde

BOGOTA, marzo 9.— El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, aseguró que posiblemente postergará la fecha pactada para la firma de un eventual acuerdo de paz con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP), para garantizar la calidad del mismo.

El día que las partes se impusieron para cerrar los diálogos con los que se busca poner fin a seis décadas de conflicto armado interno fue el 23 de marzo, pero Santos dejó claro que «por cumplir con una fecha no voy a firmar un mal acuerdo», dijo Telesur.

«Después de tanto esfuerzo, después de tanto tiempo, si no hemos llegado el 23 (de marzo) a un buen acuerdo, yo le digo a la contraparte: pongamos otra fecha. Yo cumplo y firmo lo que para los colombianos sea un buen acuerdo», agregó el mandatario.

El plazo del 23 de marzo como límite para sellar la paz fue un compromiso al que llegaron las partes el 23 de septiembre del año pasado en La Habana, cuando, en presencia de Santos y Timoleón Jiménez, máximo jefe insurgente, se firmó el acuerdo sobre justicia, uno de los escollos más difícles de los diálogos que se llevan a cabo en la capital cubana desde noviembre de 2012.

Esta es la primera vez que Santos habla de la posibilidad de aplazar la firma de la paz, luego que insistiera a lo largo de estos últimos seis meses en que no habría nuevas fechas ni plazos para concretar la pacificación de su país. «Ojalá podamos firmar, como les digo, los negociadores están en el tramo final», matizó el mandatario de acuerdo con ANSA.

Luego, a través de la red social Twitter, Santos comentó que «voy a morir tranquilo sabiendo que hice todo por conseguir la paz de Colombia».

El pasado fin de semana las FARC-EP hablaron de «avances sustanciales» en la construcción de un acuerdo para un alto al fuego bilateral y definitivo, el cual se especula podría anunciarse el propio 23 de marzo.

En tanto, el secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, nombró a Jean Arnault como representante especial y jefe de la Misión de las Naciones Unidas en Colombia, que se encargará de verificar la dejación de armas y el cese bilateral al fuego entre el Gobierno y las FARC-EP, una vez firmado el acuerdo definitivo entre ambas partes.

Hace algunas semanas las partes pidieron a la ONU y a la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) que participaran como observadores de lo que se implementará en el país para cumplir lo que se pacte.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.