Protesta de Japón en antesala de la visita de Obama

Obama visitará Hiroshima pero no va a disculparse por el hecho de que fue su país el que utilizó el arma nuclear contra la ciudad el 6 de agosto de 1945, genocidio repetido contra Nagasaki el 9 de agosto del mismo año

Autor:

Juventud Rebelde

TOKIO, mayo 19.— El ministro de Relaciones Exteriores de Japón, Fumio Kishida, presentó este jueves una protesta ante la embajada de Estados Unidos en Tokio por la muerte de una joven de Okinawa, presuntamente asesinada por un infante de Marina estadounidense, y describió el caso como «lamentable», reportó Xinhua.

La Policía local arrestó a Kenneth Franklin Shinzato, de 32 años de edad, luego de interrogarlo por la desaparición de Rina Shimabukuro, de 20 años, cuyo cuerpo fue hallado cubierto por hierbas en un lugar señalado por el estadounidense, que se cree es un exsoldado de Estados Unidos.

Los informes locales indican que Shimabukuro desapareció el 28 de abril, luego de salir a caminar. Al día siguiente, se presentó una denuncia oficial por su desaparición. La Policía dijo que surgieron sospechas porque la mujer salió de casa sin su auto y sin su cartera.

El sospechoso, que trabaja para el Ejército de Estados Unidos y vive cerca de la base aérea de Kaneda, permitió a la Policía, por su propia voluntad, revisar su auto, luego de ser interrogado. Informes locales citan a una fuente de la investigación que indica que muestras de ADN encontradas en el auto pertenecen a Shimabukuro.

El caso más reciente se produce después del arresto de otro marine estadounidense en marzo, luego de violar a una mujer en un hotel en la ciudad de Naha, capital de Okinawa. Justin Castellanos, de 24 años de edad, estaba asignado al Campo Schwab de la infantería de Marina de Estados Unidos, en la parte norte de la isla.

Okinawa alberga el 75 por ciento de las bases estadounidenses en Japón, sin embargo la pequeña isla subtropical representa menos del uno por ciento de la masa terrestre total del país. Los ciudadanos locales están cada vez más molestos por la carga que representa albergar las bases y por las concesiones actuales del Gobierno central ante las peticiones de Estados Unidos, en medio de casos cada vez más frecuentes de delitos, ruido y contaminación relacionados con las bases.

En 1995, una estudiante de 12 años de edad fue violada por tres soldados estadounidenses, lo que provocó protestas a gran escala contra las bases.

El nuevo caso se produce a solo días de la visita a Japón del presidente Barack Obama, quien el 27 de mayo se convertirá en el primer mandatario estadounidense en activo en presentarse en la ciudad de Hiroshima, primer asentamiento mundial víctima del uso del arma nuclear el 6 de agosto de 1945.

Obama visitará Hiroshima en compañía del primer ministro nipón Shinzo Abe, quien acogió con satisfacción la noticia de esa visita y expresó su deseo de que sirva para impulsar el momentum para lograr un mundo libre de armas nucleares, pero el Presidente estadounidense no va a disculparse por el hecho de que fue su país el que desató aquel genocidio, repetido contra Nagasaki el 9 de agosto de 1945.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.