Rusia y Ucrania sacan chispas por Crimea

Moscú ha considerado las acciones de Kiev en la península de naturaleza terrorista y un «juego con fuego», mientras las tensiones entre ambos gobiernos siguen en aumento

Autor:

Juventud Rebelde

MOSCÚ, agosto 11.— Rusia, que ha acusado a Ucrania de preparar atentados terroristas en la península de Crimea, advirtió este jueves a Kiev y a sus aliados occidentales de que el Gobierno ucraniano debe evitar pasos peligrosos, porque «jugar con fuego no acaba bien».

«Una vez más, hacemos un llamamiento a nuestros socios (occidentales) para que ejerzan su influencia sobre las autoridades de Kiev y les prevengan de pasos peligrosos que pueden tener consecuencias muy negativas. Jugar con fuego no acaba bien», señala un comunicado difundido por el Ministerio ruso de Exteriores, según reportó EFE.

El Servicio Federal de Seguridad ruso (FSB, antiguo KGB) denunció el miércoles que grupos de la inteligencia militar ucraniana intentaron infiltrarse en Crimea en dos operaciones de sabotaje —una en la madrugada del 7 de agosto y otra el día 8— con el objetivo de atentar contra «infraestructuras vitales de la península».

Las muertes de un agente del FSB y de un militar ruso durante los enfrentamientos entre las fuerzas de ese país y los saboteadores ucranianos, durante los incidentes denunciados por Moscú y negados por Kiev, «no quedarán impunes», asegura el Ministerio de Exteriores.

El presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, puso este jueves «en máxima alerta de combate a todas las unidades en la frontera administrativa con Crimea y a lo largo de toda la línea de separación de fuerzas en el Donbas».

Pocas horas después, el Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de Ucrania reforzó los contingentes militares desplegados en la frontera administrativa con Crimea, manzana de la discordia entre Kiev y Moscú.

Poroshenko ordenó consultas para debatir en el Consejo de Seguridad de la ONU «la provocación del Kremlin en Crimea».

El mandatario ruso Vladimir Putin acusó de terrorista al Gobierno ucraniano y alertó de que Rusia no dejará «pasar estas cosas».

Putin se reunió este jueves con miembros del Consejo de Seguridad de Rusia para debatir medidas adicionales dirigidas a reforzar la defensa de Crimea, territorio que se incorporó a Rusia, tras consulta popular, en marzo de 2014.

El presidente Putin abordó con su plana mayor medidas para garantizar la seguridad de los habitantes y también de las infraestructuras vitales de la península, al parecer, principal objetivo de los saboteadores ucranianos.

«Se estudiaron diversos escenarios de seguridad antiterrorista en las fronteras terrestres y marítimas, así como en el espacio aéreo de Crimea», informó el Kremlin.

La escalada coincide con el recrudecimiento de los combates en la zona, tensión agravada por el fallido intento de asesinato del líder de la autoproclamada República Popular de Lugansk, Igor Plotnitski, quien resultó herido.

Estados Unidos y la OTAN se alinearon con Kiev al asegurar que Rusia no ha presentado «ninguna prueba» que confirme las acusaciones sobre incursiones de sabotaje y planes terroristas ucranianos en Crimea.

Ucrania encargó a su Cancillería gestiones para celebrar una conversación telefónica con Putin y se propone hablar a tres bandas con la canciller alemana Angela Merkel y el presidente francés Francois Hollande, mediadores en el conflicto ucraniano. Además, pretende involucrar en los esfuerzos diplomáticos al vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, y al presidente de la Comisión Europea, Donald Tusk.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.