La Amistad en una medalla compartida

Emocionada alegría acompañaron las palabras del amigo solidario y firme defensor de la Revolución Cubana, al recibir la Medalla de la Amistad que otorga el Consejo de Estado de la República de Cuba de manos del canciller Bruno Rodríguez Parrilla

Autor:

Juventud Rebelde

Cuatro años y nueve meses le dan el récord de haber sido el de misión más prolongada entre los 17 embajadores de la República Popular China que han estado al frente de la misión diplomática de su país en Cuba, y aseguró que ese es solo uno de sus «primero en» como embajador muy privilegiado.

Emocionada alegría acompañaron las palabras del amigo solidario y firme defensor de la Revolución Cubana, al recibir la Medalla de la Amistad que otorga el Consejo de Estado de la República de Cuba de manos del canciller Bruno Rodríguez Parrilla, en ceremonia en la sede del Minrex.

Era el reconocimiento a su intenso trabajo por el fortalecimiento de las relaciones bilaterales y su contribución de manera destacada a los avances en el diálogo político al más alto nivel y la cooperación en varias esferas, como destacó en el acto el viceministro de Relaciones Exteriores Abelardo Moreno, quien refirió los esfuerzos de Zhang Tuo que consagran históricos lazos de amistad, cooperación y hermandad que unen a nuestros gobiernos, partidos y pueblos.

Los hechos son palpables y en ellos el inestimable apoyo del diplomático: las visitas a Cuba del Presidente Xi Jinping y el primer ministro Li Keqiang, y las del presidente Raúl Castro y el Primer Vicepresidente Miguel Díaz-Canel a China; los importantes acuerdos firmados en áreas de la ciberseguridad, la biotecnología, la energía renovables, las investigaciones médicas, entre otros.

Por su parte, el embajador chino, quien también destacó estos logros que son parte del listón bien alto que deja a su sucesor, aunque admitió que podría sobrepasarlo como él también hizo, porque seguirán avanzando y desarrollándose las relaciones entre Cuba y China.

Reveló Zhang Tuo que con su misión en la Isla caribeña cierra también sus 39 años de servicio como diplomático y se sintió muy honrado y la consideró honor y gloria recibir tan alta reconocimiento y valoración del gobierno y el pueblo cubano a sus relaciones con China.

El diplomático chino se consideró privilegiado, honrado y satisfecho haber sido testigo también de acontecimientos tan destacados como el Congreso del Partido Comunista de Cuba, del proceso de Actualización de su economía, del restablecimiento de las relaciones diplomáticas Cuba-Estados Unidos, y del primer vuelo directo entre China y Cuba.

Sin embargo, dijo que solo era merecedor de la mitad de la Medalla, porque la otra pertenecía a quienes le apoyaron en su trabajo, su esposa, sus compañeros de la misión diplomática, los amigos y a la Cancillería cubana con quienes compartía «esta gloria y alegría» al alejarse de «este heroico país y de este pueblo», que dijo estarán en su memoria como recuerdo lindo e imborrable».

Presidieron también este acto de condecoración, José Ramón Balaguer, miembro del Secretariado del Comité Central y Jefe de su Departamento de Relaciones Internacionales; Homero Acosta Álvarez, secretario del Consejo de Estado; y Alicia Corredera, vicepresidenta del Icap.

A la ceremonia asistieron miembros del Consejo de Dirección del MINREX, de la misión diplomática china en Cuba, décanos regionales del cuerpo diplomático y embajadores de la región asiática.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.