Convulsa jornada en Brasil - Internacionales

Convulsa jornada en Brasil

El influyente ministro brasileño, Geddel Vieira Lima, a cargo de la articulación política del gobierno, presentó este viernes su renuncia al presidente Michel Temer, mientras el país vive una jornada de crisis política

Autor:

Juventud Rebelde

BRASILIA, noviembre 25.— El influyente ministro brasileño, Geddel Vieira Lima, a cargo de la articulación política del gobierno, presentó este viernes su renuncia al presidente Michel Temer, tras denuncias de que trató de presionar a otro ministro para defender intereses inmobiliarios particulares, informó AFP.

Tras «una profunda reflexión (...), presento mi pedido de exoneración del cargo» de secretario del Gobierno, indicó Vieira Lima en una carta divulgada a la prensa. Es el sexto ministro que Temer pierde por vinculación a escándalos de corrupción o por desavenencias internas, desde que asumió el poder en mayo, en sustitución de Dilma Rousseff.

Además, el contexto nacional es convulso. Por lo menos 15 estados se sumarán hoy a la convocatoria de la Central de Trabajadores de Brasil (CTB) para protagonizar un nuevo Día de Luchas contra la pérdida de derechos que impulsa el gobierno de Michel Temer, señala PL.

La movilización busca reafirmar la batalla unitaria del movimiento sindical en torno a cuatro temas que en estos momentos son blanco de ataques directos contra los derechos sociales y laborales, dijo la CTB en un comunicado.

Precisó que estos puntos son la defensa de las pensiones y de la seguridad social universal, y el rechazo a la Propuesta de Enmienda Constitucional (PEC 55) promovida por Temer para imponer un severo ajuste fiscal que afectaría directamente a la salud y la educación al limitar por 20 años los gastos públicos.

También, la defensa del empleo y de la reducción de la jornada laboral sin disminución de los salarios, y para denunciar las decisiones del Supremo Tribunal Federal (STF) que viene legislando contra los derechos de la clase trabajadora.

Quieren quebrar la espina dorsal del movimiento sindical, denunció el presidente nacional de la CTB, Adilson Araújo, quien consideró que en ese sentido el fortalecimiento de la unidad y el diálogo con las bases será decisivo para el proceso de resistencia y luchas.

Lo que está produciéndose en Brasil, dijo, es una severa agenda de ataques contra la clase trabajadora y la respuesta unitaria para esta coyuntura bastante adversa es resistir a todo costo.

Por su parte, y en declaraciones al sitio web de la propia central sindical, el líder de la CTB en Río Grande del Norte, Moacir Soares, afirmó que los miembros de esa organización se oponen a todos los retrocesos implementados por el gobierno federal.

Sabemos que existe una disputa muy grande entre capital y trabajo, y nosotros tenemos definido nuestro lado: el de quienes sufridamente consiguieron avanzar y hoy ven sus derechos tirados al latón de basura, subrayó.

Brasil vivió ya otro Día Nacional de Paralización y Huelgas el pasado 11 de noviembre, cuando 20 estados y el Distrito Federal respondieron a la convocatoria de los frentes Pueblo sin Miedo y Brasil Popular, la Central Única de los Trabajadores (CUT) y la Central de los Trabajadores de Brasil (CTB).

Temer debería ver ese día como un alerta de que sus propuestas de retirada de derechos son extremamente impopulares y los trabajadores van a manifestarse contra ellas, valoró el presidente de la CUT, Vagner Freitas, para quien la jornada de resistencia también alertó que el país «necesita volver a la normalidad democrática».

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.