Rusia, Turquía e Irán convocan a Congreso para la paz en Siria

El Ejército sirio, apoyado por sus aliados, logró el domingo recuperar la ciudad de Abu Kamal, el último bastión en el país de Daesh, después de reconquistar el 98 por ciento del territorio nacional

Autor:

Juventud Rebelde

Sochi, Rusia, noviembre 22.— El presidente de Rusia, Vladimir Putin, recibió el pleno respaldo de sus colegas de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, e Irán, Hasan Rohani, para la convocatoria de un Congreso Nacional Sirio para procurar una solución pacífica negociada al conflicto que devastó ese país en los últimos siete años.

Los gobernantes ruso, turco e iraní acordaron este miércoles, durante una reunión cumbre realizada en la ciudad de Sochi, la celebración de un encuentro en el que participen el Gobierno sirio y los representantes de la oposición dispuestos a trabajar por un acuerdo de paz, reportó AFP.

La nueva iniciativa diplomática impulsada por el mandatario ruso busca poner fin a la guerra civil desatada en marzo de 2011 por fuerzas opositoras internas con la ayuda de mercenarios y terroristas extranjeros apoyados por potencias de la región aliadas de Estados Unidos.

En la práctica, el encuentro de Sochi puso de relieve la victoria militar del Gobierno del presidente Bashar al Assad —a quien Washington y sus aliados intentaron derrocar y deslegitimar por todos los medios— gracias al respaldo de las Fuerzas Aeroespaciales y del Ejército ruso, asesores militares de Irán y la participación de combatientes del movimiento de Resistencia Islámica libanés Hizbolah.

El Ejército sirio, apoyado por sus aliados, logró el domingo recuperar la ciudad de Abu Kamal, el último bastión en el país de Daesh, después de reconquistar el 98 por ciento del territorio nacional, recordó la televisora estatal iraní Hispantv.

«Una verdadera oportunidad de poner fin a esta guerra que data de hace varios años ha aparecido», declaró el mandatario en su discurso de apertura del encuentro con Erdogan y Rohani, celebrado a pocos días de unas nuevas conversaciones de paz en Ginebra bajo los auspicios de la ONU.

La idea de convocar a un Congreso de Diálogo Nacional Sirio en Rusia fue lanzada en octubre.

Un sector de la oposición —conocido como el Grupo de Riad— que reclamaba como condición previa la exclusión del presidente Al Assad, dijo que prefería seguir con las negociaciones en Ginebra, que se reanudarán el 28 de noviembre.

Sin embargo, otros grupos opositores partidiarios de una negociación política sin condiciones previas han participado en las reuniones de desmilitarización realizadas en Astaná, Kazijistán, y encuentros previos efectuados en Viena y Moscú, acompañados por el Gobierno ruso.

Luego del anuncio en una rueda de prensa, los tres presidentes firmaron una declaración conjunta en la que reiteran su determinación de continuar de manera activa la cooperación trilateral, con el fin de establecer la paz y estabilidad en Siria, sobre la base de la resolución 2254 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

Teherán, Ankara y Moscú han acordado seguir la lucha antiterrorista hasta la derrota y colapso total de los grupos terroristas en el país árabe, informó Hispantv.

Como parte de una intensa ofensiva diplomática para impulsar su iniciativa, Putin sostuvo un diálogo telefónico con el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en el que analizaron la situación en Siria, dijo Rusia Today.

Moscú confirmó que «Putin hizo hincapié en la voluntad de promover activamente un acuerdo político a largo plazo en Siria con base en la resolución 2254 del Consejo de Seguridad de la ONU, y en línea con los acuerdos alcanzados en Astaná y las disposiciones aprobadas por ambos presidentes en la Cumbre de la APEC», comunicó el Kremlin, enfatizando además en la necesidad de preservar la soberanía, independencia e integridad territorial de Siria.

«Corresponde al pueblo sirio determinar su propio futuro (...). Es evidente que el proceso no será sencillo y exigirá compromisos y concesiones de todos los participantes, incluido el gobierno sirio», dijo Putin, y agregó que su gobierno, el de Teherán y el de Ankara «emprenderán los esfuerzos más activos para hacer que este trabajo sea lo más productivo posible».

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.