Cataluña reclama otra vez autonomía

Alrededor de un millón de personas acudieron a la manifestación para reclamar el derecho de los catalanes a decidir

Autor:

Juventud Rebelde

BARCELONA, septiembre 11.— Alrededor de un millón de personas marcharon este martes por la capital catalana para reclamar la ruptura con España, con motivo de la conmemoración de la Diada, fiesta nacional de la comunidad autónoma.

Según describió PL, los cientos de miles de movilizados, convocados por las entidades soberanistas Asamblea Nacional Catalana y Ã’mnium Cultural bajo el lema Hagamos la República catalana, llenaron los seis kilómetros de la céntrica avenida Diagonal de la llamada ciudad condal en todo su recorrido.

La policía municipal de Barcelona indicó en Twitter que «alrededor de un millón de personas» participaron, el mismo número que en la Diada de 2017, aunque inferior al pico de 1,8 millones de personas el 11 de septiembre de 2014, destacó AFP.

Desde 2012, el 11 de septiembre es motivo de masivas protestas para reclamar el derecho de los catalanes a decidir.

Este año, la conmemoración  estuvo marcada por la demanda a favor de la libertad de los nueve políticos en prisión preventiva por el plan secesionista.

El presidente de la Generalitat (ejecutivo regional), Quim Torra, proclamó que la manifestación de este martes fuera «un clamor por la libertad» y de apoyo a un referéndum vinculante sobre la independencia.

Confió en que los ciudadanos lleven en el recuerdo «a los compañeros en el exilio, presos, y a los miles de catalanes investigados, procesados o que deberán pasar por los juzgados».

El mandatario aludió a los imputados por el Tribunal Supremo de España por su papel en el referéndum de autodeterminación del 1ro. de octubre de 2017, prohibido de antemano por la justicia, y la ulterior proclamación de independencia del 27 de ese mes.

Al grito de «libertad para los presos políticos», la manifestación pidió el fin del proceso contra los líderes independentistas presos o fugados del país.

En una coreografía ideada por los organizadores, la marea de gente quedó en silencio unos minutos y a la hora exacta en que se conmemoraba la toma de Barcelona en 1714 por las tropas borbónicas que suprimieron la autonomía de la región, estallaron en gritos de «Independencia».

El Gobierno central español, ahora bajo el liderazgo de Pedro Sánchez, del PSOE, ha retomado el diálogo con Cataluña y ofreció un referéndum sobre la ampliación del autogobierno catalán. «Uno de los principales problemas de Cataluña es la convivencia, no la independencia. Hay que instar a abrir diálogo entre catalanes», tuiteó este martes Sánchez.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.