Los niños migrantes encarcelados sí hubieran justificado un Jailed for what?

La voz de Cuba se escuchó bien alto en la sala de Ecosoc donde se montó el show anticubano del Departamento de Estado: Cuba sí, bloqueo no, Almagro fuera de la ONU

Autores:

Juana Carrasco Martín
Marina Menéndez Quintero
Marylín Luis Grillo

El show contra Cuba orquestado por Estados Unidos en la sala de Ecosoc de la ONU, fracasó con escuálida participación de los invitados del imperio y el contundente rechazo de diplomáticos cubanos y miembros del sociedad civil, aunque estos fueran expulsados por la seguridad del organismo internacional y se le negara la palabra a la embajadora Anayansi Rodríguez, quien dijo que no se movería del lugar donde se desarrollaba el evento anticubano.

La manipulación del Departamento de Estado —que contó con el escandaloso contubernio del secretario general de la OEA, Luis Almagro, quien ha promovido y respaldado públicamente una agresión militar contra Venezuela—, «les salió por la culata», dijo en un tuit Carlos Fernández de Cossío, director de Estados Unidos en el Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba.

El Himno Nacional, cantado por los representantes cubanos dio la digna nota final a un evento que bajo el titulo de Jailed for what? (¿Encarcelado por qué?) intentó poner a Cuba en la picota por supuesta violación de los derechos humanos, en una campaña difamatoria que le sirviera al Gobierno de Donald Trump para frenar el verdadero rechazo mundial que recibirá la inhumana política del bloqueo económico, financiero y comercial que desde hace casi 60 años impone al pueblo cubano.

La sala se llenó de exclamaciones de ¡Viva Fidel! y ¡Cuba sí, bloqueo no!, coreadas por los diplomáticos de la Isla a pesar de que los delegados de Estados Unidos intentaron sacarlos de la sala, y agentes de seguridad de la ONU expulsaron a miembros de la sociedad civil que fueron a rechazar la campaña de Estados Unidos en Naciones Unidas.

Sin embargo, diplomáticos de otros países también acompañaron la protesta cubana, según tuiteó la corresponsal de Telesur, Karina Cartagena, quien mencionó la tensa reunión que terminó con la sala casi vacía, en la que además se escucharon durante la farsa gritos de «¡Fuera Almagro, fuera de la ONU!».

En el evento citado en la ONU, que viola todo lo dispuesto por las Naciones Unidas, además intentaron sacar de la sala a Telesur para que no grabara la denuncia de Cuba.

Tras concluir la farsa, la embajadora Anayansi Rodríguez hizo declaraciones a la prensa sobre el evento que se pretendió montar, y señaló que «los niños migrantes encarcelados sí hubieran justificado un Jailed for what? Que le dé vergüenza al Gobierno de Estados Unidos fotos y evidencias como estas de violaciones flagrantes de los Derechos Humanos?».

«Cuba condena y rechaza de la manera más enérgica esta nueva acción anticubana por parte del Gobierno de Estados Unidos, que constituye un ultraje a la soberanía del pueblo cubano, pues no solo agrede a un Estado soberano sino a los principios del multilateralismo y a esta organización y a las bases fundamentales de la Organización de las Naciones Unidas», agregó.

«Jamás nos doblegarán. Que les quede muy claro al Gobierno de Estados Unidos y a sus títeres, al infame secretario general de la OEA. La diplomacia revolucionaria, esta que está aquí, esta que estuvo ahí para no permitir que esa farsa política se diera lugar, heredera del legado de nuestro líder histórico Fidel Castro Ruz, está aquí en Naciones Unidas para defender la dignidad y soberanía del heroico pueblo de Cuba».

Por qué hablan de Cuba si en 2017 el Censo de EE. UU. indicó que 12,3 por ciento de su población vive en situación de pobreza.

Por qué hablan de Cuba si el racismo sigue siendo un mal que perdura. 

Por qué hablan de Cuba si los jóvenes están preocupados por los tiroteos en sus escuelas.

Por qué hablan de Cuba si Estados Unidos tiene la mayor tasa de encarcelamiento.

Por qué hablan de  Cuba si cientos de miles de estadounidenses viven en las calles en el país más rico del planeta.

Por qué hablan de Cuba si el Grupo de Trabajo de la ONU está profundamente preocupado por la brutalidad policiaca, especialmente contra los afroamericanos.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.