Minucia contra el posible apagón

Autor:

Nelson García Santos

Las temperaturas comenzaron a subir y, consecuentemente, a dispararse el consumo eléctrico, pero ¿qué pasaría si, por ejemplo, los 260 000 consumidores de una provincia como Villa Clara reducen el consumo solamente en dos kW-h por vivienda?

Pues disminuiría el gasto en 520 MW-h, aproximadamente, equivalente a 57 000 dólares, lo cual constituye una meta factible de concretar que tampoco requiere grandes sacrificios.

Si, además, un resultado parecido se lograra en todo el país, el beneficio para la economía estatal y de la familia sería trascendente.

Verdad que nadie quiere oír hablar del apagón, pero paradójicamente muy poco hacemos, por lo general, para evitarlo.

Para lograr la reducción del consumo de dos kW-h cada mes tampoco hay que permanecer en la semioscuridad. La misma Empresa Eléctrica en Villa Clara alertó a los consumidores sobre lo que deben hacer.

Resultan medidas sencillas: evitar cocinar alimentos congelados; priorizar el uso de las ollas de presión, que son mucho más eficientes; no guardar alimentos calientes en los refrigeradores, ni mantener la puerta de este abierta durante largo tiempo, pues escapa aire frío, entra el tibio, y consecuentemente aumenta el gasto.

Los acondicionadores de aire, que la mayoría regula a una temperatura para la que se necesitan después hasta frazadas en pleno verano, pueden ser colocados en posición de ventilador cuando alcancen un clima agradable, lo cual puede reducir hasta un 40 por ciento el consumo.

Vale regular el termostato en el punto más bajo para que el equipo mantenga una temperatura de 24 grados centígrados.

Otras recomendaciones son apagar las luces que no se estén utilizando y mantener limpias las luminarias, pues si están sucias proporcionan un 20 por ciento menos de iluminación.

Contribuyen también a reducir el gasto de electricidad, entre otras medidas, mantener el calentador encendido solo el tiempo necesario y emplear calderos planos, cuyo fondo sea de igual tamaño o ligeramente mayor que la superficie de la hornilla.

Si piensa que el monto de la factura sobre su consumo resulta mayor a lo que usted gasta, debe solicitar una revisión técnica a la Empresa Eléctrica, pues pueden estar en mal estado las instalaciones interiores de la casa o existir falsos contactos en los empalmes o el breaker.

Con las simples medidas enumeradas podemos ahuyentar el apagón, porque hay que acabar de percatarse, en particular los derrochadores, de que en la circunstancia económica actual disminuir el consumo no resulta una mera consigna, sino una cuestión capital.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.