La transparencia de un libro escrito desde la sutileza

Se trata ahora de Encuentros cercanos de vario tipo. (Ensayos sobre literaturas en diálogo), publicado en 2015 por la Editorial Letras Cubanas

Autor:

Cira Romero

Ensayista y narradora, la también profesora universitaria Mayerín Bello nos sorprende con cada nueva entrega. Se trata ahora de Encuentros cercanos de vario tipo. (Ensayos sobre literaturas en diálogo), publicado en 2015 por la Editorial Letras Cubanas.

Especialista en literaturas europeas, en particular la italiana, la autora coloca esta última en una posición de mutuo intercambio con la cubana y la latinoamericana, con textos como Cristóbal Colón entre dos abogados del diablo: Alejo Carpentier y Darío Fo y La multiplicidad potencial de lo narrable y la novelística de fines del milenio, que inauguran el volumen, seguido de dos trabajos en no pocos aspectos complementarios: Virgilio Piñera y Albert Camus: esa breve inmortalidad que llamamos la vida y El siervo rebelde: amplitudes del péndulo histórico en Virgilio Piñera y Albert Camus. Este conjunto inicial tiene un carácter francamente dialogante, donde se posesionan en tal postura obras como El arpa y la sombra, de Carpentier, e Isabel, tres carabelas y un charlatán, del italiano Darío Fo, mientras que otro autor de la misma nacionalidad, Italo Calvino, aparece en estas páginas en una conjunción enriquecedora junto con otros autores latinoamericanos como Manuel Puig.

Un segundo momento del libro acude a una concomitancia lícita con la tradición: Nuevas consideraciones sobre El príncipe jardinero y fingido Cloridano, de Santiago Pita, La experimentación narrativa en La Regenta, de Leopoldo Alas (Clarín) y Guido Cavalcanti y Dante Alighieri: del amor y otros demonios. El primer texto resulta iluminador pues expone nuevas noticias acerca de esa deliciosa comedia barroca criolla escrita por el habanero Santiago Pita, pieza fundacional de nuestro teatro. Si bien este ensayo no es conclusivo, pues quedan aún muchas incógnitas y criterios por ampliar o refutar, se demuestra cómo esta obra teatral es susceptible de indagaciones y renovados análisis críticos, amén de que permite avizorar cuánto de desconocido existe aún en nuestra historia literaria.

Sobre La Regenta, del español Leopoldo Alas, considerada  como obra capital de la novela española del siglo XIX, la autora analiza el valor de sus estructuras narrativas y lo que significó para el desarrollo de la novela contemporánea. El último ensayo de este segunda parte lo consagra a dos poetas italianos, florentinos ambos, Guido Cavalcanti y Dante Alighieri, amigos y admiradores mutuos, que Mayerín Bello instala en una relación fecunda, a la vez que cada uno de ellos fue expresión, mediante sus respectivas obras de un derrotero intelectual de recíproca valía.

Tres autores cubanos contemporáneos, Félix Pita Rodríguez (Elogio de Félix Pita), Mirta Aguirre (El entusiasta y “cándido” maquiavelismo de Mirta Aguirre) y Eliseo Diego (Eliseo Diego en el País de las Maravillas de Boloña. ¿Un gracioso puentecito o una verdadera trampa?), seguido de Notas sobre la traducción literaria, conforman el tercer momento del libro, lapso dedicado a estas figuras imprescindibles de nuestras letras, y tan estudiado, Diego, por la misma Mayerín, en un libro anterior: Los riesgos del equilibrista. De la poética y la narrativa de Eliseo Diego (2004).

Elogio de Marco Polo (1974), uno de los textos emblemáticos no solo de Pita, sino de toda la literatura cubana moderna, la vuelve a colocar por el sendero italiano, esta vez el del veneciano Marco Polo, coetáneo de los anteriores estudiados, Cavalcanti y Dante. El hermoso libro de prosa poética concebido por Pita es valorado y asediado por la estudiosa.

Finalmente otro libro excepcional, Muestrario del mundo o Libro de las maravillas de Boloña, de Diego, recibe la exégesis merecida. Texto acariciado por lo poético, en él constata la autora, con buen tino, la singularidad del poeta mediante un libro que fue, a un tiempo, sigilo y meandro de riquezas múltiples. Un trabajo sobre traducción literaria, labor ejercida por Mayerín Bello desde la lengua de Pirandello, concluye este tomo de muy variada índole, pero entroncado con mucho de lo mejor de la literatura universal y donde la cubana queda mostrada  mediante figuras de extrema valía.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.