Prosigue el debate sobre el enigmático asteroide Oumuamua

Es muy probable que se trate de un asteroide del tamaño de un rascacielos de otra parte de la galaxia, pero qué pasa si en realidad es una sonda totalmente operacional enviada intencionalmente a la Tierra por una civilización extraña

Autor:

Juventud Rebelde

WASHINGTON, noviembre 19.-El asteroide Oumuamua, que transita a través del Sistema Solar, ha confundido a los científicos desde que los astrónomos lo vieron por primera vez en 2017 y algunos expertos norteamericanos aseguran ahora que tiene un origen alienígena.

Es muy probable que se trate de un asteroide del tamaño de un rascacielos de otra parte de la galaxia, pero qué pasa si en realidad es una sonda totalmente operacional enviada intencionalmente a la Tierra por una civilización extraña, comenta el sitio web Cnet.com.

Esa es la explicación más exótica proporcionada en un artículo publicado en The Astrophysical Journal Letters, escrito por investigadores del Harvard Smithsonian Center for Astrophysics, en Estados Unidos.  

Oumuamua es interesante por varias razones. En primer lugar, es el primer asteroide interestelar de su tipo visto por los humanos. En segundo lugar, tiene una forma extraña, plana y alargada.

En tercer lugar, y quizás lo más importante, se mueve de forma extraña. Según el artículo en cuestión, muestra desviaciones de una órbita Kepleriana en una alta significación estadística. En resumen: no se mueve como un cometa o asteroide regular, acota Cnet.com.

El artículo intenta explicar ese extraño movimiento y presenta una serie de posibles escenarios. El primero: la presión de la radiación solar. Si la presión de radiación es la fuerza de aceleración, dice el reporte, entonces Oumuamua representa una nueva clase de material interestelar delgado, producido naturalmente, a través de un proceso aún desconocido. O, es de origen artificial.

El documento continúa explorando la idea de que Oumuamua posiblemente podría ser una parte rota de una sonda alienígena, flotando en el espacio interestelar.

Alternativamente, un escenario más exótico es que Oumuamua puede ser una sonda totalmente operacional enviada intencionalmente a las proximidades de la Tierra por una civilización alienígena, afirman los expertos.

Es demasiado tarde para confirmar esta teoría con cohetes químicos o utilizando telescopios, concluye el documento. Nuestra única esperanza para probar o refutar los posibles orígenes extraterrestres de Oumuamua es encontrar otro objeto similar, flotando en el espacio.

El misterioso objeto interestelar Oumuamua tiene dimensiones más pequeñas de lo que sugerían los estudios, afirma por otro lado un equipo de científicos estadounidenses en su nuevo informe, publicado en la revista especializada The Astronomical Journal.

Los investigadores analizaron las observaciones del telescopio espacial Spitzer, lanzado en 2003. Según la publicación, en noviembre de 2017, la NASA apuntó el telescopio hacia donde esperaba encontrar al asteroide Oumuamua. Sin embargo, no logró detectar el cuerpo espacial durante dos meses, algo que puede proporcionar información importante acerca del tamaño del asteroide.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.