Un curso escolar marcado por las transformaciones

Los resultados no siempre se obtendrán de manera inmediata, pero en todos los casos es necesario contar con la comprensión, reflexión y el apoyo de los docentes, la familia y la sociedad

Autor:

Margarita Barrios

Ha sido un curso escolar muy complejo, donde se han realizado muchas transformaciones. No ha sido un proceso espontáneo, viene dado por el análisis profundo a partir de las preocupaciones planteadas por la familia, los maestros, los estudiantes, con respecto a la calidad y la eficiencia de la educación.

Así expresó Olga Lidia Tapia, miembro del Secretariado del Comité Central del Partido, al intervenir en el resumen del curso escolar 2009-2010 del Ministerio de Educación.

La dirigente puntualizó que, junto a la dignificación de la imagen del maestro es preciso trabajar en su preparación político-ideológica. «Unida a la formación pedagógica y metodológica, hay que trabajar mucho más en la ética de los maestros», añadió.

«La calidad de la educación no se logra en un año, es consecuencia de un sistema de trabajo coherente desde el preescolar hasta el posgrado. Sin dudas el próximo curso escolar será superior, pero todavía no estará a la altura de lo que necesitamos».

Al presentar el informe, Ena Elsa Velásquez, ministra de Educación, significó que el curso escolar 2009-2010 estuvo caracterizado por la introducción de transformaciones, cuyos resultados no siempre se obtendrán de manera inmediata, sino que muchos de ellos se lograrán a mediano y largo plazos, pero en todos los casos es necesario contar con la comprensión, reflexión y el apoyo, no solo de los docentes, sino de la sociedad en general y de la familia de los educandos en particular.

Destacó la creación de las cátedras de Marxismo-Leninismo e Historia en todas las universidades de Ciencias Pedagógicas del país, y significó la profundización en la enseñanza de la Historia de Cuba y la Lengua Materna en todos los niveles de enseñanza.

Con respecto al personal docente calificó de muy importante el regreso a las aulas de 10 000 jubilados del sector; así como la reincorporación de más de 2 000 maestros que trabajaban en organizaciones políticas y de masas, y 1 741 que decidieron retornar.

El éxodo del personal docente, si bien no es un tema resuelto presenta una reducción progresiva —apuntó— y en este curso la retención fue de 99 por ciento, es decir, abandonaron las aulas 1 900 profesores.

Como un logro del curso escolar subrayó el incremento del tiempo de docencia universitaria para los estudiantes del curso diurno, fundamentalmente los profesores generales integrales de Secundaria Básica; así como el aumento del rigor de la evaluación en las carreras pedagógicas.

Un aspecto valorado como negativo es que, hasta el mes de mayo, habían abandonado los estudios pedagógicos 7 487 estudiantes de todos los años académicos, lo cual calificó como deficiencia en el trabajo para elevar la motivación de los jóvenes por la carrera y su futuro trabajo.

Ena Elsa consideró como positivo el trabajo realizado para elevar la calidad del proceso docente- educativo, con la mejora de la labor metodológica para garantizar la preparación adecuada de los maestros.

Asimismo consideró la nueva evaluación escolar en todos los niveles de enseñanza, como más justa y que permite medir mejor lo aprendido.

La Ministra precisó que la continuidad de estudios de los egresados de noveno grado se planificó sobre la base de cubrir un 42 por ciento (unos 56 234 estudiantes) para preuniversitario y hasta un 58 por ciento (aproximadamente 77 668 alumnos) para la enseñanza técnica y profesional.

Destacó que en el presente curso se dispuso de 133 escuelas de oficios y 308 centros politécnicos, entre ellos 92 de la rama industrial y 74 de la agropecuaria.

Para el próximo año lectivo, esta enseñanza tendrá 563 centros y las especialidades agropecuarias se cursarán en la mayoría de los municipios del país, apuntó.

Liudmila Álamo Dueñas, primera secretaria de la UJC, expresó que esa organización tiene una gran responsabilidad con el proceso de continuidad de estudios de noveno y duodécimo grado, pues más allá del otorgamiento de las carreras, lo importante es que esos jóvenes, que no tienen edad laboral, acudan a las aulas en el próximo septiembre.

Igualmente resaltó el valor de que los militantes de la UJC estén presentes en cada centro escolar, porque permite conocer e intervenir en los procesos que allí ocurran e incidir directamente en el trabajo de las organizaciones estudiantiles.

Alberto Juantorena, vicepresidente del INDER, aseguró que entre las prioridades del próximo curso escolar tiene que estar la Educación Física, como asignatura indispensable para los estudiantes de todos los niveles de enseñanza.

Significó que en la espiritualidad de cada persona, en su formación de valores, el ejercicio deportivo es fundamental, así como recordó la concepción del Comandante en Jefe Fidel Castro con respecto a la práctica masiva de alguna disciplina deportiva, como posibilidad de obtener atletas de alto rendimiento.

En el resumen del curso fueron homenajeados un grupo de trabajadores destacados del sector, así como recibieron la condición de destacadas las provincias de Pinar del Río, Granma, Santiago de Cuba y Villa Clara; mientras la capital fue merecedora de un reconocimiento especial.

En el acto se encontraban presentes además Miguel Díaz-Canel Bermúdez, miembro del Buró Político del Partido y ministro de Educación Superior; Roberto Montesinos, jefe del Departamento de Educación y Deportes del Comité Central del Partido; las máximas dirigentes de la Organización de Pioneros, la FEEM y la FEU; así como Ismael Drullet, secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.