Gracias por cuidar nuestros sueños infantiles

Carta-saludo de la pionera Cecilia Castillo Pérez a los combatientes de las FAR

Autor:

Juventud Rebelde

Queridísimos combatientes de las FAR:

Con una mezcla de admiración y cariño infinito las pioneras y pioneros cubanos les hacemos llegar el más tierno saludo, felicitándolos por la llegada del nuevo aniversario de la fundación de su prestigiosa institución, acontecimiento este que con mucho júbilo celebraremos el venidero 2 de diciembre a lo largo y ancho del país. ¡Será sin dudas una fiesta gigante!

Por eso, aprovechamos la ocasión para expresarles nuestro agradecimiento por la responsabilidad y el empeño con que son capaces  de cuidar nuestros sueños infantiles.

Llegue a cada una de sus unidades, nuestro mensaje de amor, por ser guardianes de la seguridad de la patria. Sabemos que de no ser por ustedes, muchas de las conquistas revolucionarias alcanzadas habrían sido vilmente atacadas por los enemigos de la nación. Pero hasta ellos la respetan, como lo hacen todos en el mundo.

Frank Ismael Pérez González. Género: Artes Plásticas. Edad: 9 años. Grado: 4to. Escuela: escuela primaria Antonio Briones. Provincia: Villa Clara. Municipio: Quemado de Güines.

Da gusto verlos lucir con elegancia sus uniformes y encontrárselos en todas partes, con sus miradas firmes, el andar seguro y la permanente disposición para cumplir cualquier misión que se les asigne. ¡Cuánto los admiramos y deseamos imitarlos! Existe una gran diferencia entre ustedes y los ejércitos represivos de numerosos países, donde los pueblos son las víctimas de la barbarie y el terror.

Pero por suerte no es esa la realidad cubana, pues aquí hubo un 1ro. de enero de 1959, donde bajo la conducción de Fidel se cumplieron definitivamente los sueños por los que murieron varias generaciones de patriotas. En Cuba,  pueblo y Fuerzas Armadas son una misma cosa.

Sabemos que entre sus principales prioridades se encuentra velar por el bienestar de las más jóvenes generaciones, cuidándolas como el mejor de los tesoros. ¡Vaya sano privilegio el que tenemos! ¿Cómo no sentirnos felices entonces? ¿Cómo no agradecerles por tanta dedicación?

Ah, pero se presenta ante nosotros el compromiso moral de ser cada vez mejores. Debemos actuar en consecuencia con nuestra historia. Les aseguramos que nunca los vamos a defraudar porque seremos sus relevos, pero mientras llegue el momento, estaremos en las trincheras que ahora ocupamos: los destacamentos pioneriles, y desde allí construiremos un futuro de revolución como nos pidió en una ocasión el Comandante en Jefe.

Amigas y amigos, los exhortamos a que no descuiden ni un solo instante su preparación política, cultural y técnica, pues esas serán siempre sus mejores armas. Recuerden que las ideas pueden lograr lo que no logran los medios más sofisticados de combate. Eso lo aprendimos de Martí y muchas veces lo ha ratificado nuestro «Pionero Mayor», el gran líder histórico.

¡Estamos con ustedes, combatientes! Adelante, que la patria os contempla orgullosa. ¡Vivan por siempre las gloriosas Fuerzas Armadas Revolucionarias!

Dondequiera que estén, reciban un radiante torbellino de besos y cálidos abrazos infantiles, de quienes los recuerdan con cariño y afecto, los pioneros cubanos.

(Cecilia Castillo Pérez. Género: Carta-saludo I Nivel. Edad: 12 años. Grado: 7mo. Escuela: secundaria básica William Soler Ledea. Provincia: Granma. Municipio: Jiguaní)

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.