Concluyó la edición 46 del Campeonato Nacional de boxeo Playa Girón

Se notó la ausencia de los más pesados en su cartelera final. La representación de Ciudad de La Habana culminó una actuación perfecta en la fase final del torneo

Autor:

Raiko Martín

El juvenil Yasnier Toledo (izquierda) ascendió al trono de los pesos gallo. Foto: Juan Moreno

SANCTI SPÍRITUS.— Terminó la edición 46 del Campeonato Nacional de boxeo Playa Girón en esta ciudad resintiendo la ausencia de los más pesados en su cartelera final, a pesar de las expectativas generadas en torno al último duelo de la velada, que puso en esquinas opuestas al campeón mundial ligero y a su homólogo de la categoría juvenil.

El pleito entre el monarca defensor Yordenis Ugás (SCU) y su retador Rosniel Iglesias (PRI) no fue todo lo espectacular que merecía el adiós de este certamen, aunque valió la pena ver nuevamente sobre el encerado la enorme calidad del indómito, quien conquistó su tercera faja doméstica imponiéndose claramente por votación de 21-8.

En la apertura del programa, el mosca avileño Yoandry Salinas repitió también su triunfo de hace un año, y le dejó otra vez la conquista de un título casero como asignatura pendiente al vueltabajero Andry Laffita, quien terminó cediendo 16-9 en la votación de los jueces.

No por esperado resultó menos notable el ascenso al trono de los pesos gallo del juvenil Yasnier Toledo (CMG), mejor en la pelea decisiva que su coterráneo Roelkis Herrera por 9-4.

Quizá hubiera sido más brillante un cierre de mayor exigencia para Toledo, pero esto no demerita la extraordinaria faena del jovencito, dueño ya de un título y una medalla de plata en campeonatos mundiales para menores de 17 años, y con un enorme futuro en sus puños.

Las mayores alegrías para el público reunido en la sala Yayabo se vivieron durante el combate conclusivo de los ligero welters, en el que el anfitrión Richard Poll selló con honores el mérito de eliminar al hombre «fuerte» de la división, al doblegar por amplio 21-3 al guantanamero Yoelquis Labañino.

La otra corona disputada en la jornada fue la de los pesos medianos y terminó en manos del capitalino Emilio Correa —la segunda de su corta trayectoria—, vencedor por 18-7 del camagüeyano Yudiel Nápoles.

Con este triunfo la representación de Ciudad de La Habana culminó una actuación perfecta en la fase final del torneo, pues coronó a sus cinco aspirantes y acumuló finalmente una impresionante cifra de 51 puntos para encabezar la clasificación por provincias.

En cuanto al cuadro de honor, Erislandy Lara (GTM) fue elegido como el boxeador más técnico, Ismaikel Pérez (SSP) como el más combativo y el pleito entre los gallos Iván Oñate (GTM) e Idel Torriente (CHA) clasificó como el mejor del certamen. Además, el capitalino Julio C. Rodríguez fue escogido como el entrenador más destacado y Santiago Zayas (CMG) fue el árbitro más sobresaliente.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.