Ya se fragua el tinajón

El monarca exponente Camagüey ya se ha adelantado peligrosamente en busca de su quinto título consecutivo

Autor:

José Luis López

CAMAGÜEY.— La mesa ya está servida. Al monarca exponente Camagüey, sus rivales le dieron la voz de ataja, pues se ha adelantado peligrosamente en busca del quinto título consecutivo del Torneo Nacional de Boxeo Playa Girón, que este jueves mostró a sus medallistas de bronce en la sala Rafael Fortún, de esta ciudad.

Los «tinajoneros» incluyeron a siete hombres en la semifinal de hoy, apoyados en los puños, entre otros, de los campeones mundiales Johannys Argilagos (49 kilogramos) y Julio César La Cruz (81), así como del doble medallista del orbe Yasnier Toledo (64) y el monarca panamericano Leinier Peró (+91).

De ellos, quien más resistencia tuvo fue Toledo, que debió mostrar sus reales dotes para imponerse por 3-0 al fogoso Orestes Velásquez (CFG), en un pleito candente de campana a campana, correspondiente a una división que ha reunido a las estrellas de nuestro actual boxeo.

«Tener varios atletas de calidad en el peso en estos momentos me favorece mucho, porque me debo entregar cada día más en los entrenamientos. Antes, mis oponentes no me exigían, pero ahora sí lo hacen y eso me obliga a prepararme mejor. Y este combate de hoy es un ejemplo», comentó Toledo a JR tras finalizar la pelea.

Mientras, en ese mismo peso, el titular panamericano Andy Cruz (MTZ) aprobó el test de fuego en su nueva división, al superar en toda la línea con un 3-0 a Jorge Moirán (GTM), titular este año en el torneo «Morochito» Rodríguez, de Venezuela. Así, hoy enfrentará en semifinales al monarca juvenil del orbe Kevin Brown (CMG), superior por nocaut técnico (herida) al holguinero Roimel Fuentes.

«Él (Moirán) es muy fuerte y yo me estoy adaptando a este peso. Por eso, salí a buscar su fallo y contragolpear. No estoy muy conforme con salir de los 56 kilogramos, pues perdí mi boleto olímpico. Pero era necesario, porque ya me costaba mucho hacer el peso. Es cierto que ahora no tengo la misma velocidad y debo recuperarla rápido para el duelo de hoy contra Kevin», confirmó Andy.

En el mejor combate del cartel, el monarca panamericano Erislandy Savón (GTM, 91) no lo podía creer: el veterano camagüeyano Yoendris Baró, de 36 años, a pesar de no poseer una buena esgrima boxística, le conectó varios impactos al rostro que propiciaron la algarabía del respetable. El «Domador mayor» ripostaba a ratos, pero no pegaba con fuerza, algo que sí hacía su rival.

Pero dejemos que sea él quien nos explique. «Tengo molestias en mi mano derecha, sobre todo cuando combato muy seguido o me exigen mis rivales y me obligan a emplearme a fondo. Me tiró de todo, pero gané mi pelea», declaró Savón.

El trámite también le fue algo incómodo al titular olímpico Robeisy Ramírez (CFG). El sureño marcó el ritmo y derrotó por 2-1 al joven Osbel Caballero (IJV), quien no dio ni pidió tregua. Trepidante combate, de constantes intercambios durante los tres asaltos, en el cual el vencedor debió sacar el extra de los campeones para batir a un rival corajudo, enrolado en las filas del Servicio Militar. En pos del metal plateado, Robeisy se medirá al joven —pero experimentado— Norlan Yera (VCL), quien se deshizo de Liván Alcolea (CMG) con el voto de todos los jueces.

En otro resultado, el campeón centroamericano Yoandri Toirac (HAB, +91), se mostró más preciso en su golpeo, se desplazó rápido y boxeó desde afuera con gran tino, para imponerse por 2-1 a José Ángel Larduet (SCU). Así, ya los aficionados y especialistas se preparan para un presumible peleón entre el capitalino y Leinier Peró, en la gran final de mañana.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.