La crisis requiere la acción colectiva - Internacionales

La crisis requiere la acción colectiva

Conferencia de la ONU tendrá que analizar la arquitectura financiera, afirma Miguel D`Escoto. Ministros del Exterior de los No Alineados concuerdan en que también tiene que hablar el Sur Especial de JR sobre el MNOAL

Autor:

Marina Menéndez Quintero

Foto: Franklin Reyes No habrá solución a la crisis planetaria sin la acción colectiva. El derecho del Sur a ser escuchado en el debate sobre las posibles respuestas a la debacle que amenaza al mundo, constituyó el eje de las intervenciones durante la apertura de la reunión Ministerial del Buró de Coordinación del Movimiento No Alineado, previa a su Cumbre de Egipto, en julio.

El primero fue el llamado del Presidente cubano, Raúl Castro, al recordar que «la superación de la crisis económica global demanda la acción concertada con la participación universal, democrática y equitativa de todos los países».

Enjundioso fue, después, el discurso del presidente del actual periodo de sesiones de la Asamblea General de la ONU, Miguel D’Escoto, quien ratificó que es en esa instancia donde se tendrá que decidir el rumbo. No con revanchismo, alertó, sino con el ánimo de construir un mundo en que el bienestar y la felicidad humana dejen de ser una utopía inalcanzable.

«En la Asamblea General de la ONU nos hemos lanzado a tomar las riendas de nuestro destino», aseveró D’Escoto en alusión a la Conferencia sobre la crisis mundial y su impacto, prevista para los tres primeros días de junio, en Nueva York.

El ex canciller y padre nicaragüense recordó cómo hasta hoy le fue vedado a la Asamblea General (o el «Grupo de los 192», como él prefiere llamarle) debatir los asuntos financieros, pues «siempre se nos dijo que esos temas estaban fuera de límite para nosotros y eran del dominio exclusivo de las instituciones de Bretton Woods».

Pero no se pide permiso para defender los derechos de más de la mitad del planeta, llevados a niveles inexcusables de hambre y pobreza. Esa es una obligación insoslayable de la Asamblea General y de nuestro Movimiento No Alineado, aseveró.

Con ello, D’Escoto también estaba dando cuenta del hito que significará esa cita, a la que llamó a participar a los jefes de Estado y Gobierno pues, por buena que resulte la propuesta que de allí emane, solo su aprobación al más alto nivel garantizará luego su implementación, apuntó.

Por otra parte, advirtió, una baja asistencia podría ser tomada como pretexto por los defensores del estatus para dejar las cosas como están y tratar de salvar al sistema, «como si se tratara solo de más o menos regulaciones, y no de crear un sistema económico alternativo».

Al remarcar la importancia de la Conferencia, D’Escoto enfatizó que por primera vez en la historia todos los países del mundo, incluyendo a los que más sufren los efectos del injusto orden actual, tendrán ahora la oportunidad de participar en el diseño de la nueva arquitectura económica y financiera mundial.

Evidentemente, las posturas del titular de la Asamblea en este 64 periodo de sesiones han hallado fuerte resistencia del Norte. El diplomático nicaragüense denunció las maniobras con que los países desarrollados, cuyo intento de frustrar la cita fracasaron, trataron luego de que se efectuara en fecha posterior a la conclusión de su mandato, y que la reunión se redujera a analizar el daño que la crisis ha provocado en los países más vulnerables.

No obstante, se me mandató para que se organizara una conferencia que, a fin de cuentas tendrá que tratar los aspectos principales de la nueva arquitectura financiera, afirmó.

Un taller de expertos encabezado por el Premio Nobel Joseph Stiglitz y con la participación de una veintena de los más reconocidos economistas del mundo «prepara los insumos» para la propuesta de cambio que el titular de la Asamblea General presentará al plenario.

Al saludar su presencia en Cuba, Miguel D’Escoto recordó la estancia de hace 30 años, cuando Cuba asumió por primera vez la presidencia de los NOAL y acababa de triunfar la Revolución Sandinista en Nicaragua. Entonces, dijo, el mundo era distinto al actual; pero los objetivos y la razón de ser del Movimiento siguen siendo ahora los mismos, y la solución de sus demandas es tan urgente como siempre.

Otros oradores

En igual sentido se pronunciaron los ministros de los No Alineados que intervinieron en la apertura.

La necesidad de hablar de nuevas formas y medios de resolver la crisis también fue destacada por Al Samani Al Wasila, canciller de Sudán y titular del Grupo de los 77 y China, quien respaldó el papel de la ONU en la búsqueda de soluciones a los retos que hoy tiene el mundo.

En nombre del bloque que representa, Al Wasila expresó la convicción de que debe reformarse el sistema financiero, y recordó que la crisis ha puesto de manifiesto las grandes debilidades del injusto orden actual, cuyas más serias consecuencias sufren los países llamados «en desarrollo». Hay que poner en vigor un sistema financiero multilateral más estable y que asegure el crecimiento para todos, apuntó.

La necesidad de dar respuestas colectivas a la crisis también fue destacada por los oradores de las distintas zonas geográficas representadas en los NOAL.

Por los africanos, Charles Ngakula, ministro de Defensa de Sudáfrica, recordó que la crisis hará aún más difícil que las naciones de su región puedan acercarse al menos a las Metas del Milenio, y ratificó que será esencial la voluntad política para que el problema se afronte «de manera integral, y tenga una respuesta global».

Por otra parte, los países pobres no cuentan con recursos para enfrentar la debacle, recordó el canciller de Indonesia, Nur Hassan Wirayuda, en representación de los países asiáticos, quien reivindicó el compromiso de los No Alineados de crear una estructura internacional más justa.

Cualquier respuesta tiene que ser colectiva, enfatizó también el ministro de Exteriores bielorruso, Serguei Aleynik, una postura reiterada por su colega de Ecuador, Fander Falconi, quien usó de la palabra por la región latinoamericana.

Las sesiones de la Reunión Ministerial abrieron con la bienvenida del canciller cubano, Bruno Rodríguez Parrilla, y la presencia del Presidente Raúl Castro, primer orador.

Los debates donde los cancilleres afinan posturas para la Cumbre de Egipto prosiguen hasta hoy jueves.

Egipto está comprometido

Por su parte, Egipto, que asumirá la presidencia del MNOAL en la XV Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno, ratificó su compromiso de continuar la revitalización del Movimiento una vez que Cuba le entregue el liderazgo.El canciller, Ahmed Aboul Gheit, destacó que su país se prepara para ocupar el lugar de «la hermana Cuba» y seguir trabajando en pos de una posición común de los 118 estados miembros que responda a los desafíos y cambios que vive el mundo, entre ellos, el actual descalabro económico mundial.Sus palabras patentizaron el compromiso de mantener la voz de los NOAL en los diferentes foros internacionales, donde debe ser cada vez más fuerte, al tiempo que desarrollará una política de transparencia y solidaridad entre los miembros del Movimiento, mediante el diálogo constructivo.Una de las coincidencias de muchos de los 118 estados miembros del grupo que ha sobresalido en esta Ministerial es el reconocimiento a la gestión de Cuba al frente de los NOAL, un espacio de concertación política que deja revitalizado, y con posiciones enraizadas en los principios fundacionales de Bandung. Así lo patentizaron los cancilleres de Egipto, Mozambique, Irán, Chile, Laos, y Seychelles, entre otros.La cooperación Sur-Sur emergió en las intervenciones como una de las alternativas para hacer frente al descalabro global.En ese sentido, el canciller de Mozambique, Oldemiro Marques Baloi, explicó que la cooperación Sur-Sur constituye un instrumento vital para la integración económica y social de los pueblos, que debe fortalecerse con base en la solidaridad y la cooperación.En tanto, el ministro de Relaciones Exteriores de Seychelles, Georges Patrick Pillay, aseguró que los problemas de nuestros pueblos deben resolverse en el Sur a través del reciclaje de sus riquezas y propiciando que parte de las inversiones directas sean generadas desde allí.

Israel debe responder por sus crímenes

Como es habitual en los debates del MNOAL, el derecho a la libre determinación del pueblo palestino a tener un estado nacional con su capital en Jerusalén oriental, resaltó como otra de las demandas, cuando Israel hace oídos sordos al Derecho Internacional y Humanitario.Una vez más, Riad Malki, ministro de Relaciones Exteriores de Palestina, denunció la actitud belicosa de Tel Aviv, que con sus agresiones y la ocupación y explotación de los territorios palestinos, violatorias de las resoluciones de Naciones Unidas, incumple sus obligaciones internacionales y boicotea las negociaciones de paz.   Según destacó Malki, Israel no puede ser un socio para construir la paz mientras continúe ampliando los asentamientos de colonos, aplicando políticas de destrucción o violando los derechos de los ciudadanos palestinos.Recordó la última «incursión» de las fuerzas israelíes —apoyadas por Bush y la Unión Europea— a la Franja de Gaza, que dejó un saldo de más de 1 400 muertos y más de 5 000 heridos, además de causar millonarios daños en la infraestructura de sistemas sanitarios, educacionales y otras instituciones nacionales.Uno de los últimos oradores de la tarde fue el canciller de Bolivia, David Choquehuanca, quien llamó a promover un modelo de civilización que no destruya a la Madre Tierra; un sistema alternativo al capitalismo basado en la solidaridad, en la complementariedad y no en la competencia; un sistema de paz basado en el consenso y el equilibrio.Entre las posiciones, no faltó la demanda de que Estados Unidos levante el bloqueo contra Cuba: ratificación de un apoyo sostenido a la Isla de parte de los No Alineados que Raúl había agradecido en sus palabras.Los debates concluirán este jueves, luego de que los Ministros también hayan examinado el proyecto de Declaración Final que aprobarán los jefes de Estado y de Gobierno en Egipto.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.