Tsipras busca unir a Syriza ante nueva votación

El primer ministro griego, Alexis Tsipras, intentó el martes unificar a su partido Syriza antes de una votación en el Parlamento sobre el segundo paquete de medidas exigido por los acreedores internacionales

Autor:

Juventud Rebelde

ATENAS, julio 21.— El primer ministro griego, Alexis Tsipras, intentó el martes unificar a su partido Syriza antes de una votación en el Parlamento sobre el segundo paquete de medidas exigido por los acreedores internacionales como una condición para iniciar las conversaciones sobre un nuevo acuerdo de rescate.

Tsipras ha enfrentado una rebelión en el partido gobernante por los aumentos de impuestos y recortes de gasto exigidos, pero se espera que el paquete sea aprobado por el Parlamento con el apoyo de grupos de oposición proeuropeos, apuntó Reuters.

Al respecto, Tsipras sigue llamando a la unidad de los diputados de su partido y critica a aquellos que se han posicionado en contra del acuerdo logrado con los socios de la eurozona, los que, dice, tampoco han presentado ninguna propuesta alternativa.

«Hasta ahora veo las reacciones, leo declaraciones heroicas, pero no he oído ninguna propuesta alternativa al dilema del chantaje del 12 de julio», dijo Tsipras en una reunión con su equipo de Gobierno.

Según EFE, Tsipras anunció el lunes que pretendía sellar el acuerdo de rescate, que podría ofrecerle a Grecia hasta 86 000 millones de euros en nuevos préstamos para fortalecer sus finanzas en ruinas y evitar una salida de la zona euro.

«Syriza como partido debe reflejar a la sociedad, debe recibir bien las preocupaciones y las expectativas de decenas de miles de personas comunes que colocaron sus esperanzas en él», agregó.

También, la portavoz del Gobierno Olga Gerovasili dijo este martes que se espera que las negociaciones sobre el rescate hayan concluido para el 20 de agosto y que el diálogo comenzaría de inmediato tras la votación del miércoles en el Parlamento.

Funcionarios de las instituciones acreedoras —la Comisión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional— llegarían el viernes a Atenas para reunirse con el Gobierno, dijo el viceministro de Finanzas Dimitris Mardas.

Una primera votación la semana pasada de las llamadas acciones previas exigidas a Grecia desató una rebelión de 39 parlamentarios de Syriza, que se negaron a apoyar las medidas. El paquete fue aprobado gracias a los votos de partidos de oposición.

Los líderes del partido centrista To Potami y del partido socialista Pasok dijeron que apoyarían al Gobierno de Tsipras sobre el acuerdo, pero exigieron un mapa de ruta claro sobre lo que sucederá después.

Junto con sus socios de coalición del Partido Griegos Independientes, de derecha, Tsipras controla 162 escaños en la asamblea de 300 representantes.

Pero la rebelión de la semana pasada redujo su apoyo a solo 123 votos, lo que implica que probablemente volverá a necesitar a la oposición.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.