Entrevista on line sobre los jóvenes de la Cuba actual

Dirigentes de la UJC y especialistas del Centro de Estudios sobre Juventud respondieron este 4 de abril a las interrogantes de los lectores sobre este tema

Autor:

Juventud Rebelde

En correspondencia con el interés de la Unión de Jóvenes Comunistas de cultivar un liderazgo cada vez más cercano y sensible, no solo entre la militancia, sino hacia todos los jóvenes del país, este 4 de abril, en su aniversario 52, dirigentes de la organización y especialistas del Centro de Estudios sobre Juventud participarán en una entrevista en línea con los cibernautas de nuestro diario.

Los jóvenes en la Cuba actual fue el tema del diálogo que desde las 09:00 a.m. de este viernes se desarrolló en la Redacción Digital de nuestra editora.

La entrevista

Muy buenos días. Con una felicitación para todos los niños y jóvenes cubanos en este 4 de Abril, comenzamos la entrevista con funcionarios de la Unión de Jóvenes Comunistas y personal del Centro de Estudios de la Juventud.

Nos acompañan la Dra.C. Ana Isabel Peñate Leiva, subdirectora de Coordinación del Centro de Estudios sobre Juventud (CESJ), la Ms.C. María Josefa Luis Luis, jefa del Departamento de Política y Sociedad del CESJ, el Ms.C. Rolando Julio Rensoli Medina, jefe del Departamento de Cultura y Sociedad del CESJ y el Ms.C. Yusmani Cordero León, jefe del Departamento de Monitoreo y Análisis del CESJ.

Además están presentes la Ms.C. Lisbet San Morales, jefa de proyectos del CESJ, las Licenciadas Yoania Pulgarón Garzón, Maylín Pérez Enríquez y Yoslaine González Ramos y la Dra. C. Keyla Estévez García, junto al funcionario del Departamento Ideológico de la UJC, Ricmar Rodríguez Gutiérrez.

En breve comenzarán a responder las preguntas de nuestros lectores.

Respuestas a las preguntas

Josefa: ¿Los jóvenes en la Cuba actual está realmente construyendo futuro?

Respuesta de Ana Isabel, Lisbet y Yoslaine: Los jóvenes no solo están construyendo futuro sino que también están construyendo el presente. En la medida que los jóvenes cubanos se impliquen más en los procesos de transformación social que están aconteciendo hoy en el país, estarán en mejores condiciones de dejar su impronta en los mismos. Muchos de los cambios que están teniendo lugar están respondiendo en buena medida a demandas y necesidades del sector joven de la población. Las investigaciones sociales que se realizan sobre este grupo poblacional contribuyen a que los tomadores de decisiones conozcan de primera mano sus intereses, necesidades y expectativas. Cierto es que algunos jóvenes no se sienten atraídos por determinados procesos y asumen una actitud de distanciamiento. Es importante comprender que la construcción del futuro por los jóvenes va más allá de los procesos macroestructurales, se construye futuro también desde las individualidades en lo referido, por ejemplo, a la construcción de proyectos de vida en torno a la familia, la pareja, la profesión, la recreación, la militancia política, entre otros aspectos. Y debe ocurrir una articulación entre las aspiraciones personales y las que como sociedad se tienen.

Rolando: Tengo varias preguntas, pero quisiera enfocarme más que nada en la parte sobre el futuro de nuestra juventud en sentido general. Por ejemplo cuando le preguntamos a muchos jóvenes entre las edades de 15 a 20 años sobre que piensan de su futuro en lo profesional, y muchos responden que no saben o que quisieran una carrera que les de dinero para sus amplias necesidades, porque están creciendo sin nada que los ayude a distraerse, o la mala economía les ha hecho mella en su juventud, etc. Por eso quisiera saber qué se piensa al respecto sobre eso, y decir también, que un joven no necesita necesariamente ser militante porque a menudo vemos deportistas destacados, estudiantes destacados, trabajadores destacados que prácticamente le dicen que su mejor opción es ser militante o sea que prácticamente los obligan a esto sin darse cuenta que muchas veces esto mismo es lo que entorpece el proceso en la UJC pues lo hacen sin convencimiento y contra su voluntad, que se tengan ideas diferentes no quiere decir necesariamente que no se ame a la patria.

Respuesta de Keyla: Tú primera afirmación es un tema muy discutido en este grupo etario. En primer lugar hoy nuestro sistema educacional tiene como asignatura pendiente, todo lo relacionado con la Orientación Profesional, estos procesos han carecido de sistematicidad y se han intencionado bien o mal en dependencia de las características de cada centro educacional. Estas deficiencias no permiten que al arribar al noveno grado –momento en el que se decide sí se será universitario o no—, el adolescente esté preparado para decidir este futuro profesional. Me remito a la secundaria básica porque allí se decide ir al Preuniversitario o no, entonces, se podrá optar tres años después por una carrera universitaria.

Hoy en el país se están dirigiendo los procesos de continuidad de estudios a partir de las necesidades de cada territorio, lo que implica que muchos adolescentes ingresen en carreras de perfil técnico o de obrero calificado. Para cualquier opción es importante conocer cuáles son nuestras actitudes y a que puedo acceder por mis resultados. Actividad en que la familia y los maestros deben ayudar y acompañar más a los jóvenes. La realidad es que lo primero es estudiar, luego decidir dónde o bajo que concepto decido la ubicación laboral – en lo estatal o en el sector privado.

Ciertamente en cualquiera de las formas el salario es bajo, aún en el sector por cuenta propia, aunque muchos consideremos que tiene mayor remuneración. En tal sentido el país continúa buscando propuestas para subir salarios, pero como ya todos sabemos depende de muchos otros factores.

Estos elementos no deben desmotivar el acceso a la educación superior, hoy hay nuevas propuestas, incluso para los que están en la Enseñanza Técnica. El plan de este año es de 57 mil de plaza, y en la medida de que nos preparemos más, podremos aportar más al desarrollo del país.

Respuesta de Ricmar: En lo segundo concuerdo contigo, el ingreso a la UJC siempre será una decisión voluntaria de cada joven o adolescente. No es interés de la organización que el joven ingrese compulsado por motivaciones ajenas al espíritu de participación activa en la vida y accionar de los jóvenes, con motivaciones conscientes, preocupado por la realidad de sus contemporáneos. Es esto lo que realmente nos garantizará un carácter de vanguardia en nuestra vida cotidiana como organización juvenil. Actitudes como las que planteas son contraproducentes para la imagen que tienen los jóvenes de la UJC y van en contra de sus esencias. Somos conscientes que el patriotismo es un valor presente mayoritariamente entre nuestra juventud y es un reto permanente para la UJC, incorporar a sus filas a los mejores jóvenes de la sociedad.

Claudia: Me gustaría que hablaran en algún momento, de la poca representatividad de los jóvenes cubanos con la UJC.

Respuesta de Maylin, Yoannia y María Josefa: Hola Claudia. Gracias por interesarte en el tema de juventud y por consultar nuestro blog institucional Futuro Cubano. Suponemos que te refieres a la identificación de los jóvenes con la UJC y que se sientan representados por esta. Si es así, consideramos oportuno definir que se trata de una organización política selectiva en la que se supone, milita la vanguardia de la juventud.

No obstante, su misión es contribuir a la formación de toda la juventud cubana y propiciar su participación en los diferentes espacios de la sociedad, ya sea desde la propia UJC, como del resto de las organizaciones.

Aunque no todos los jóvenes lo dominan, constitucionalmente está reconocida como la organización que se encarga de regular y hacer cumplir todo lo relacionado con las políticas de juventud, teniendo en cuenta que en nuestro país no existe un Ministerio de Juventud. Quizás los jóvenes priorizan en su visión sobre la UJC otros aspectos más cercanos a la vida cotidiana como la recreación y otras cuestiones relacionadas con su participación en la sociedad.

Es cierto que ha existido y aún perviven incongruencias entre las dinámicas juveniles y los procesos vinculados con esta etapa de la vida, y la manera en que a veces la organización proyecta su trabajo hacia los jóvenes, de los métodos y vías que utiliza, que atenta contra la motivación e identificación con la UJC.

También puede incidir en esto la insuficiente preparación para el trabajo político y el poco liderazgo de algunos cuadros, sobre todo en la base. Varias investigaciones del Centro de Estudios Sobre la Juventud, han revelado estas problemáticas, lo que ha permitido a la dirección de la organización replantearse determinadas prácticas y cuestiones relacionadas con su funcionamiento. Ello ha conducido a que se trabaje en aras de lograr una mejor comunicación, un mayor dinamismo, la utilización de vías más atractivas y contemporáneas, ajustadas a las nuevos tiempos, donde se enfatice en un trabajo más focalizado, respetando la heterogeneidad de nuestra juventud.

Nena: ¿Cómo puede convocarse a la juventud de una forma más interesante y atractiva?

Respuesta de Ana Isabel, Lisbet y Yoslaine: Nena, lo que preguntas es muy interesante. Recetas no existen, la manera en que se convoca debe responder a las juventudes atendiendo a los diversos intereses y expectativas que desde este grupo poblacional se generan. Por ello, para convocar, motivar, estimular es necesario tener en cuenta estas particularidades, lo que no siempre ocurre, lográndose el efecto contrario: que los jóvenes no se sientan identificados con las actividades que para ellos se diseñan.

Por ello desde la génesis de una idea, los beneficiarios, en este caso los jóvenes, deben ser, tomar y tener parte en todas las actividades a las que se les convoca a participar. De esta forma, las maneras y los modos de hacerlo deben parecerse cada vez más a los jóvenes, ello estimularía su identificación con la propuesta y garantizaría la concientización de que son parte de esta, en la medida que comprendan de por qué participan, para qué lo hacen y cómo lo están haciendo.

Asimismo, sería extremadamente saludable que los jóvenes propusieran desde los espacios juveniles las maneras más atractivas para ellos.

Yulieski: Es muy criticado que un «cuadro» asume posiciones discursivas que muchas veces no están en sintonía con los jóvenes. Eso pasa también a veces con la dirigencia de la UJC a cualquier nivel. Es una organización de vanguardia, seria, pero no creen que los jóvenes dirigentes tienen que ser más jóvenes aun, y no hablo de falta de responsabilidad, sino de trabajo con toda la base. ¿Cómo romper esas brechas?

Respuesta de Maylín, Yoannia y María Josefa: Hola Yulieski. Tus inquietudes han sido preocupación de la propia dirección de la UJC y se han promovido estudios en relación a ello, que nosotros como Centro de Estudios Sobre la Juventud hemos asumido. Es muy importante no generalizar lo relativo al trabajo que realizan los cuadros con los jóvenes y cómo lo hacen. Los cuadros políticos como cualquier otro profesional, no tienen el mismo nivel de preparación y desempeño en sus roles. En algunos territorios encontramos resultados relevantes de trabajo, mientras que en otros son más discretos o insuficientes.

Según los estudios realizados, esta es una de las principales insatisfacciones que tienen los propios cuadros cuando se percatan de que el resultado que obtienen no se corresponde con el esfuerzo realizado, y muchos no se sienten suficientemente preparados para el reto que significa el trabajo político con y para la juventud.

Relacionado con este tema, se ha identificado como una limitación en los programas de preparación de cuadros, el insuficiente abordaje de las características sociopsicológicas de los jóvenes, lo cual debe ser una prioridad para el trabajo futuro de la organización. Por otro lado consideramos que los cuadros de la UJC, deben hacer un trabajo de intercambio más directo con los jóvenes, lo cual le permitirá retroalimentarse y perfilar mejores estrategias de trabajo.

A nuestro parecer no creemos que la edad sea el elemento decisivo para la dirección en esta organización, precisamente por el rol de la UJC en la toma de decisiones relacionadas con las políticas de juventud. Seguramente sabes que en las edades más tempranas todavía no existe una concepción del mundo suficientemente consolidada para tan alta responsabilidad. Para esto se requiere tener una mirada más integral de los fenómenos y procesos sociales que acontecen. Todo ello justifica que los cuadros, sobre todo a niveles intermedio y nacional sobrepasen el rango promedio de la juventud cubana.

Lo que sí creemos es que deben ser amplios conocedores de todas las etapas que conforman la juventud cubana, de las características en cada una de ellas, de sus intereses, motivaciones y de sus potencialidades.

Otro elemento que valida esta reflexión se relaciona con el envejecimiento que ha tenido la población cubana, lo cual ha llevado a la organización a replantearse el límite superior del grupo con el que trabaja directamente, hasta los 35 años.

Respuesta de Ricmar: La UJC ha apostado a incorporar como cuadros profesionales, a jóvenes que tengan un tránsito profesional, que les permita apropiarse con mayor profundidad de las realidades de la vida cotidiana, lo que oxigena su labor de dirección política. Esto, evidentemente, hace que se incremente un poco la edad de un cuadro en su inicio.

A su vez, hemos potenciado en nuestros métodos la posibilidad de retroalimentarnos de los planteamientos y preocupaciones de nuestros jóvenes. Conocerlas, utilizarlas más en la toma de decisiones y tenerlas en cuenta en el actuar cotidiano es un reto permanente para romper las brechas que señalas.

Lilian: Mi pregunta es la siguiente: ¿Cómo puede convocarse a la juventud de una forma más interesante y atractiva?

Respuesta de Ricmar: En la medida que nos acerquemos más y conozcamos mejor la realidad de nuestros niños, adolescentes y jóvenes serán más acertadas nuestras vías de convocatoria. Es de nuestro interés una participación más activa de los jóvenes, con una concepción más amplia de participación del mero hecho de estar presente. Que aportemos activamente en espacios de decisión, en el diseño de lo que se hace en cada espacio en que estamos y lograr que la masa juvenil reconozca que sus ideas están presentes en el proyecto que se construye.

Hoy apostamos a transformar nuestros métodos, incorporando en las herramientas el uso de las nuevas tecnologías y otras que están presentes con fuerza en la vida cotidiana de estas generaciones del siglo XXI. Ahora, requiere de mucha iniciativa y creatividad de nuestros líderes a todos los niveles y conocimiento del joven que tenemos al lado. A la vez, la permanente evaluación de lo que hacemos, que nos sale bien y que mal, es un elemento a tener en cuenta en la vida diaria.

Respuesta de Ana Isabel, Lisbet y Yoslaine: En una reciente investigación del Centro de Estudios Sobre la Juventud, se abordó justamente la identificación de los jóvenes con las organizaciones juveniles cubanas. La UJC y la FEU resultaron ser los espacios donde los jóvenes reconocen sentirse más representados y escuchados.

No obstante, hay un reclamo por una readecuación en los métodos y estilos de trabajo de la UJC, lo que hoy constituye una prioridad en la vida interna de la organización y demuestra que la funcionalidad o no de una organización está estrechamente vinculada a la posibilidad de su adaptación al momento que se vive.

Corresponde sobre todo a las organizaciones de base perfeccionar su accionar y trabajar en estrecha vinculación con el universo juvenil; hacer del activismo juvenil y la participación decisoria un recurso para el trabajo cotidiano.

Carlos: Los jóvenes en la Cuba actual necesitan de más y mejores opciones recreativas. A veces caemos en lo mismo, baile, baile y más baile (y todo lo que se mueve a veces alrededor de eso). Pero para promover la lectura u otras formas de recreación bien sanas, es necesario que la UJC sea estandarte. ¿Por qué no emprenderlo desde los comités de base hacia las escuelas primarias? Podrían ser círculos de interés que enseñen actividades diversas, para no perder la cultura.

Respuesta de Maylín, Yoannia y María Josefa: Hola Carlos. El tema de la recreación trasciende a la UJC. Esto es responsabilidad de otras organizaciones, aunque la UJC debe encargarse de que lo que se propone, responda a los intereses de los jóvenes y sea coherente con los valores que promueve la sociedad. La cultura tiene un rol preponderante en este sentido. Desde este punto de vista, la UJC podría intencionar a través de la Organización de Pioneros José Martí y otras organizaciones estudiantiles, la educación para un consumo cultural desarrollador. Podría utilizar además los movimientos juveniles como las Brigadas Técnicas Juveniles, el Movimiento Juvenil Martiano, la Asociación Hermanos Saíz y la Brigada de Instructores de Arte para viabilizar en la práctica cotidiana actividades atractivas y educativas creadas por los propios jóvenes, lo que garantizaría un ajuste a las características de esa población y su participación e involucramiento.

Nelson Milián Gabino: ¿En la UJC se combinan dirigencia y liderazgo? ¿Cómo planean atraer más a las nuevas generaciones? ¿Cómo puede influir que los jóvenes sean dirigidos por otros que distan mucho de su edad?

Respuesta de Maylín, Yoannia y María Josefa: Hola Nelson. Tus interrogantes se relacionan bastante con otras que hemos recibido. Creemos que la edad no tiene por qué influir negativamente en los jóvenes si existe una adecuada comunicación, complementariedad y entendimiento por ambas partes. Con Yulieski estuvimos reflexionando en torno a este tema. Te proponemos que leas nuestros comentarios. Estamos a tu disposición por si quisieras otras precisiones.

Luisito: ¿No debería la UJC ser un poco más proactiva? Con esto me refiero a ver más acción y menos reuniones. La Cuba actual demanda de acción, así nos lo pidió nuestro presidente Raúl, y es nuestro futuro como jóvenes.

Respuesta de Cordero: La UJC como parte de la sociedad cubana necesita ajustarse a las transformaciones que actualmente lleva acabo nuestro país, pensamos que lo más importante es actualizar nuestras formas de hacer.

Para realizar más actividades es necesario: planificar, organizar, ejecutar y controlar; de manera que las muchas acciones que debemos hacer no sean improvisadas y calen en el gusto de los jóvenes. Cualquiera de estos pasos lleva pensamiento colectivo y por ende: despachos, reuniones, visitas y otras formas de organizar el trabajo de dirección.

Pero cuando estos métodos son arcaicos y se citan a personas por gusto, en horarios que complican nuestra vida personal y solo se dedican a «regañar» a los que trabajan; pues realmente vamos en contra de lo que nos pide hoy la Cuba actual.

Giselle: ¿Qué factores inciden en que los jóvenes no vean en la UJC a su vanguardia? ¿A qué responde la intención o nueva postura de incorporar también a los que no son militantes? ¿Cómo hacer que los jóvenes se sientan identificados y esperanzados con el proyecto del país?

Respuesta de Ana Isabel, Lisbet y Yoslaine: Giselle, es cierto que una parte de los jóvenes no ven en la UJC su vanguardia, mientras que otra parte sí la reconoce como tal. Una de las causas que pudiera estar motivando la primera posición está relacionada a problemas identificados en su funcionamiento como pueden ser dificultades en los procesos de crecimiento y la pérdida del carácter selectivo que se contempla en los estatutos de la organización, justamente ello hace que la máxima dirección de la UJC se encuentre enfrascada en todo un proceso de transformación en los métodos y estilos de trabajo que permitan que los jóvenes, militantes o no, reconozcan en ella a la vanguardia de toda la juventud cubana.

Este proceso de perfeccionamiento incluye un mayor acercamiento a aquellos jóvenes no militantes que puedan tener participación en alguno de los procesos de la vida interna de la organización. La incorporación de los jóvenes no militantes no es una intención nueva, ya que es parte de la misión de la Organización el trabajo con todos los jóvenes, pues son estos su razón de ser; ponerla hoy en el centro responde a lograr materializarlo en cada espacio donde actúa la UJC.

Respecto a tu segunda pregunta, habría que estar precisando que constituye una prioridad para la dirección del país las poblaciones jóvenes y la necesidad de que estas se sientan partícipes de los procesos de cambio que hoy tienen lugar. Es imprescindible que esa participación sea activa y protagónica, y para ello se deben perfeccionar y potenciar los espacios de diálogo y construcción colectiva.

Mario Campo: Soy un joven camagüeyano y quisiera saber cuál es la opinión de los especialista acerca de que si la juventud está aumentando su cultura. ¿Cómo se recrean los jóvenes hoy?

Respuesta de Rensoli: Ciertamente Cuba es un país cuyos habitantes –y por supuesto, los jóvenes entre ellos—, han elevado su nivel de instrucción. De hecho, tres revoluciones culturales y educacionales han ocurrido desde la Campaña Nacional de Alfabetización a la fecha.

No siempre los niveles de instrucción se acompañan de niveles educacionales y culturales; educación es mucho más que instrucción, es también normas de educación formal, hábitos de urbanidad y cultura es conocimiento general de arte, literatura, cultura física y otros saberes.

Hoy, los jóvenes han elevado su cultura y por tanto, esto tiene una incidencia directa en las necesidades de recreación, que son mayores a la de otros tiempos, esta se comportará de acuerdo al nivel cultural de cada joven y en ese sentido, la situación económica del país incide en la recreación en cuanto a ofertas, precios para el consumo, posibilidades reales de abastecimientos, infraestructuras en todas las localidades para responder a estas necesidades, transporte, etc.

En la capital del país y en las capitales provinciales, existen mayores posibilidades que en el resto del país, de igual forma, se comportan entre las cabeceras municipales y las localidades más pequeñas, entre las áreas urbanas y las rurales, entre las montañosas y las del llano.

También existe un criterio superficial a veces, de lo que se entiende por recreación y se tiene una visión que pasa solo por ofertas de sol y playa, discotecas, bailables, ingestión de bebidas alcohólicas y audiovisuales. Sin embargo, las visitas a museos, a parques nacionales, la lectura de libros, las excursiones familiares, las acampadas organizadas por grupos informales de amigos y la práctica de deportes y el ejercicio físico cotidiano, no siempre se asumen como esparcimiento. También existe el criterio a veces a valorar solo lo que se oferta en las capitales, como mega eventos y no asimilar las posibilidades de lo que tenemos a nuestro alrededor.

Tenemos mucho por hacer aún en cuanto a recreación como organización juvenil y convocar más a otros organismos a que perfeccionen sus estilos en este tema e igualmente tenemos que continuar trabajando en fomentar nuevas prácticas de recreación sana. La experiencia nos dice, que las estrategias que se hacen para el verano debieran generalizarse para todo el año.

Ivis Estrada: ¿Conocen los dirigentes de la UJC las opiniones y estereotipos que existen sobre la organización entre aquellos más incrédulos?

Respuesta de Maylín, Yoannia y María Josefa: Hola Ivis. Claro que la dirección de la UJC está al tanto de estos criterios. Nuestro centro ha hecho múltiples estudios en torno al tema que revelan criterios tales como que la UJC es solo reuniones y cotización, que no se resuelven los problemas, que nada más se sanciona, que los cuadros son inflexibles, que los cuadros no se divierten, solamente trabajan, etc.

Todos estos estereotipos se han construido sobre la base de los problemas de funcionamiento que ha tenido la organización y que hoy se encuentran en proceso de perfeccionamiento. Quizás los más incrédulos lo tienen más entronizado, incluso su propia militancia reconoce también las insuficiencias.

No obstante, los militantes desde su propia organización de base son los que más podría hacer para transformar estas realidades, en primer lugar desde su funcionamiento interno pero también en su interrelación cotidiana con el universo juvenil. No es necesario esperar la orientación verticalizada, sino también ser propositivos y activos a partir del conocimiento de su contexto. Esto garantizaría que las personas se sientan más motivadas a participar y se elevaría la identificación con la organización y los niveles de satisfacción con la misma.

Laura87: ¿No creen que la UJC a veces condiciona mucho el trabajo del resto de las organizaciones juveniles?

Respuesta de Ricmar: La UJC apuesta por que cada organización juvenil, díganse las organizaciones estudiantiles y los movimientos juveniles que existen, cumpla con su razón de ser y se parezca cada vez más a su membresía, desde el actuar de sus dirigentes hasta las actividades que realizan. A la vez, tenemos el deber de guiarlos políticamente, lo que no significa que hagamos su trabajo ni se condicione su propia iniciativa y razón de ser. El reto pasa por la capacidad tanto de los dirigentes de la UJC de conducir bajo estas premisas en cada lugar, como de los dirigentes juveniles de permear su organización de la frescura y creatividad de la masa que conducen.

Lisandra: La juventud es una edad bella pero al mismo tiempo difícil, sobre todo el período de la adolescencia. ¿Qué hacer para que no se pierdan los valores que promueve el sistema cubano?

Respuesta de Ana Isabel, Lisbet y Yoslaine: Lisandra, concordamos contigo en lo bello de la juventud y a la vez, las complejidades que encierra, sobre todo en el período adolescente, donde los cambios de todo tipo son muy evidentes, donde la familia deja de ser protagónica y el grupo de amigos ocupa ese lugar, donde temores, incertidumbres, cambios de estados de ánimo, están en el día a día de quienes se encuentran entre los 12 y 19 años más o menos.

Los adolescentes, están en el momento de “batir alas”, de crecer; y no siempre los adultos comprenden exactamente qué significa eso. Tendemos a dos posiciones opuestas: la sobreprotección o dejarlos solos para que “aprendan” de sus propios errores. Ambas posturas tienen riesgos.

Tal vez lo más adecuado sería el acompañamiento en ese proceso de crecimiento, que encierra la orientación oportuna, el respeto a sus derechos de expresar su opinión, de decidir, de participar, y desterrar posiciones verticalistas, poco dialógicas, que persisten en espacios como la familia o los centros escolares.

Corresponde a las familias, los medios de comunicación, los profesores, y otros agentes socioeducativos un trabajo mancomunado que permita que los valores que se promueven y defienden como sociedad, no se pierdan.

Tenemos la percepción de que por momentos esa coherencia se rompe, no está, se habla lenguajes diferentes y eso no consolida lo que queremos promover. Recordar que las personas construyen su propia escala de valores (individuales), que pueden estar coincidiendo o no con los valores sociales y que como nación se tienen, por ello es necesario ese trabajo mancomunado al que nos refreíamos anteriormente.

Mevil: Me preocupa la preparación profesional de los futuros médicos que como yo forman parte de la gran masa de que entraremos el próximo curso a estudiar medicina. Mi preocupación es si habrá un claustro correctamente preparado para formarnos y si habrá las condiciones materiales para recibir nuestras clases, cuando vamos a ser tantos.

Respuesta de Keyla: Los planes de ingreso a las diferentes carreras están fundamentados por las necesidades económicas de cada territorio. Al mismo tiempo, estas cifras responden a los proyectos de colaboración en el exterior de nuestro país en las ramas de las ciencias médicas.

Este organismo formador ha implementado con gran calidad, desde hace varios años la vinculación en los programas de estudios de las diferentes áreas de atención, lo que ha permitido convertir cada policlínico y hospital en un centro universitario.

La vinculación práctica de estas especialidades es envidiable y las experiencias son muy satisfactorias. La calidad de nuestros galenos es extraordinaria y el personal que se encarga de la docencia tiene toda la preparación para poder desarrollar este proceso.

Estas carreras requieren de estudios sistemáticos y continuos, donde la responsabilidad individual ocupa un nivel determinante. Al mismo tiempo, nuestras universidades, utilizan novedosos métodos de enseñanza aprendizaje con la utilización de programas por computadora y las clases a distancias. La bibliografía de igual forma hoy se diversifica, y se accede a ella por diferentes vías.

El país necesita de buenos profesionales de la salud, capaces de responder a los compromisos internacionales y de mantener la calidad del sistema cubano, manteniendo la conquista revolucionaria. Formarse como buenos médicos significará además, de poder realizar buenos diagnósticos y prevenir enfermedades, la orientación a la familia, el buen trato, y la ética médica.

Te deseo muchos éxitos en tus estudios universitarios.

Mariné: ¿Qué papel juegan los jóvenes hoy en la actualización de nuestro modelo económico? ¿Cómo ayuda la UJC a este fenómeno?

Respuesta de Maylín, Yoannia y María Josefa: Hola Mariné. Tu pregunta es muy amplia, aunque creemos que muy oportuna. Actualizar el modelo económico implica cambios y por naturaleza los jóvenes son promotores del cambio. Por esta razón ellos tienen una predisposición más favorable para adaptarse al cambio, que otras generaciones. De hecho, muchas veces se pone en boca de los jóvenes criterios que son construidos desde la familia u otros adultos que le rodean.

Vamos a comentarte algunos elementos. En materia de empleo, las políticas son menos paternalistas que en años anteriores, por lo tanto el joven tiene más responsabilidad individual en asegurarse y mantenerse en el empleo. Esto se puede apreciar en la decisión para asumir las diferentes alternativas de empleo en el país y no solo quedarnos con lo que nos ofrece el estado. Para eso se necesita ser más emprendedor, prepararse para los riesgos que implica, saber que de su esfuerzo personal dependen los resultados y los niveles de éxito.

Es necesario que los jóvenes tengan claridad de la responsabilidad social que les compete, por el rol que tienen que desempeñar para asegurar mayores niveles de productividad y eficiencia de la empresa estatal socialista. En el caso de los que trabajan en el sector no estatal, poder complementar el desarrollo económico del país con su aporte personal, sin distanciarse de los objetivos de la sociedad que los ha formado. Esto tiene que articularse con una comprensión de las demandas del país en materia de formación profesional. Desde los procesos formadores, se debe fomentar una cultura de la legalidad, de los valores éticos y ciudadanos, una cultura económica, tributaria y participativa. La juventud es la que más posibilidades tiene para hacer uso del uso de las tecnologías para el desarrollo científico técnico del país, por lo que se demanda de ellos una constante preparación.

Para la UJC, el reto es inmenso, partiendo de la inexperiencia práctica de funcionar en un escenario tan diferente. Es necesario fortalecer el trabajo de la UJC para lograr la participación de los jóvenes en aras de la eficiencia y productividad del trabajo, lo cual ha sido históricamente una prioridad para la organización. Esto implica una consolidación del funcionamiento de sus estructuras.

También se requiere intencionar el trabajo articulado de la UJC con las organizaciones estudiantiles, las instituciones formadoras y entidades laborales para preparar a los jóvenes con esos fines. Quizás el reto mayor esté en el sector no estatal, donde ya se han dado los primeros pasos para la atención a estos jóvenes y la construcción de estructuras de base para su militancia. De cualquier manera habría que trabajar en una atención más diferenciada para, desde este contexto, contribuir a su superación, a promover su participación social, tener en cuenta sus aspiraciones y especialmente garantizar la protección de sus derechos laborales y sociales.

Andrés R.: ¿Le interesa a los jóvenes este diálogo que se promueve por la redacción digital? ¿O queda para los que leemos la prensa?

Respuesta de Ana Isabel, Lisbet y Yoslaine: Andrés, los jóvenes están ávidos de espacios donde se dialogue sobre problemáticas que experimentan desde nuestra realidad. El alcance de este medio en tiempo real viabiliza, precisamente, que no solo se acerquen aquellos que lean la prensa, sino también los que tienen la posibilidad de intercambiar por esta vía.

La articulación de las bondades que aportan la prensa plana, los medios digitales y otros medios de comunicación, favorece el diálogo con un mayor número de jóvenes. De cualquier manera, es otro espacio que se pone a disposición de los jóvenes para verter sus criterios, opiniones y propuestas, queda por ellos aprovecharlo.

Respuesta de Cordero: Consideramos que al igual que tú, son muchos los jóvenes interesados en polemizar sobre estos temas, pues además lo hemos constatado en otros espacios. Quizás no es este ambiente digital el mejor reflejo de esa realidad, ya que debes conocer lo restringido del acceso a internet en el país. En estos momentos desarrollamos nuevas formas de interactuar con nuestros jóvenes y en este minuto, son decenas los espacios en los que, desconociendo esta entrevista on line, debaten temas similares desde diversas aristas y opiniones.

Raúl: Quisiera saber qué piensan los dirigentes de la UJC sobre la crisis de valores que tenemos hoy. Y cómo se puede trabajar o qué se debe hacer para recuperar buena parte de la educación formal perdida. Los jóvenes son ejemplo vivo de esto muchas veces.

Respuesta de Maylín, Yoannia y María Josefa: Hola Raúl. El tema es realmente polémico y actual y trasciende a los jóvenes, matizado por la realidad de la sociedad cubana en los últimos años. Independientemente que reconozcamos que exista o no crisis de valores, lo real es que hay algunos valores que se han resquebrajado, otros se han resignificado para determinados grupos sociales y en determinados contextos.

Una de las causa de esto ha sido que la socialización de los jóvenes no se ha producido de manera articulada en torno a la formación ciudadana. Ha habido incongruencias en su formación ética. Se ha depositado en la escuela la máxima y a veces única responsabilidad en este encargo social, minimizando la labor fundamental que tiene la familia para esto.

Además, no se tuvo en cuenta la necesaria imbricación entre los Medios de Comunicación Masiva, las organizaciones políticas y de masa y de otros actores sociales para la construcción de mejores ciudadanos.

Para transformar estas realidades en los últimos tiempos hay un trabajo intencionado por parte de la UJC en la formación de valores sobre todo en los jóvenes, apelando a la integración de los agentes formadores (comunitarios, escuela, familia) y las propias estructuras internas y movimientos de la organización (Instructores de Arte, Asociación Hermanos Saíz, Movimiento Juvenil Martiano, FEU, FEEM, OPJM, etc.), los cuales utilizan recursos que se parecen más a los jóvenes y por tanto logran mayor sistematicidad, más compromisos de los jóvenes hacia estas acciones, garantizando mayor efectividad en los procesos de asunción de valores. Todo esto se rectorea desde grupos de trabajo sobre el tema, donde la UJC tiene una participación muy activa.

Marcos: Mirando el NTV la situación con Zunzuneo, que yo lo tuve en mi móvil sin saber nada, y pensando en las condiciones de hoy ¿Cómo podría contribuir la UJC para que en la Cuba actual los jóvenes comprendan mejor el fenómeno que es Internet?

Respuesta de Cordero: El «fenómeno» que es Internet es tan diverso como complejo y a la vez muy necesario para cualquier país que aspire al desarrollo económico y social. La dirección del país viene realizando grandes esfuerzos por lograr que todos los cubanos se vinculen cada vez más a las nuevas tecnologías, pero en el balance de necesidades y posibilidades sabemos que todavía debemos desarrollar una infraestructura capaz de asumir el proyecto de informatización de la sociedad en el cual el Ministerio de Comunicación viene realizando grandes esfuerzos.

La UJC ha desarrollado varios programas encaminados a la preparación de las nuevas generaciones en el uso de las tecnologías de la información y las comunicaciones. El principal ejemplo es la extensión a todos los municipios del país de los Joven Club, proyecto que inició con la UJC y con el que hoy se trabaja estrechamente. Otros espacios se han ido creando como Soy Cuba, Festivales de Tecnologías e interacción de la juventud en redes sociales. Estos permiten acercar a los jóvenes al uso de la informática y medios de comunicación de forma educativa y que contribuya a elevar la calidad de vida de nuestro pueblo.

El caso particular de Zunzuneo responde a la política norteamericana de subvertir la Revolución. Este apareció por el financiamiento del gobierno de Estados Unidos utilizando la USAID para distribuir el dinero y construir todo un andamiaje tecnológico que brindaba grandes beneficios a sus usuarios. Proyectos como estos seguirán apareciendo porque el dinero de los contribuyentes norteamericanos seguirá siendo utilizado para derrocar gobiernos democráticos. La cultura y preparación que logremos en nuestra juventud será la única garantía de desarrollar un individuo capaz de utilizar de forma crítica las nuevas tecnologías.

Randy_VC: Soy estudiante universitario y quisiera saber si en la UJC se está consciente del descontento que está vigente en gran parte de la juventud cubana de hoy en día. Muchos piensan en entregar sus carnés que los acreditan como militantes, otros en que cuando se gradúen no desean ejercer porque no adquirirían el dinero necesario para desarrollarse como individuo. La UJC tenía un presupuesto hace unos años y formas de estimulación, las cuales de la noche a la mañana les fueron retiradas, entonces pregunto: ¿Cómo podemos estimular? ¿Cómo podemos hacer que se sientan más comprometidos los jóvenes?, no quiero que mal interpreten no me refiero a solo fiestas; ejemplo: visita a sitios históricos no solo en la provincia sino fuera de esta también en mi Universidad para que la UJC haga una actividad es de favor y viendo que se puede buscar, pues no hay presupuesto para nada.

Respuesta Ana Isabel, Yoslaine, Lisbet: Randy, desde Centro de Estudios Sobre la Juventud, a partir de las investigaciones que sobre este grupo poblacional realizamos, contribuimos, precisamente, a que los dirigentes de la UJC conozcan el estado de opinión que tienen los jóvenes cubanos, no solamente respecto a la militancia política, sino también, en cuestiones referidas al empleo, la recreación, la educación, los proyectos de vida, la participación, la salud sexual y reproductiva, entre otros. Las Encuestas Nacionales de Juventud, que tienen lugar cada 5 años, es un ejemplo de ello, y la última fue efectuada en 2012.

Específicamente la preguntas que haces respecto a la filiación política, es real que existen jóvenes que no tienen interés de pertenecer a la UJC, e incluso, algunos de los que hoy militan, optan por la desactivación, derecho contemplado en los estatutos de la organización, y que para nada vetan al joven para un proceso de reincorporación a las filas, en caso de que esa sea su decisión y cumpla con los requisitos establecidos.

Las razones de que esté teniendo lugar este comportamiento pueden estar asociadas a un distanciamiento de los jóvenes por los asuntos políticos, siendo esta una tendencia de la juventud a nivel mundial. Otros factores pudieran ser la pérdida del carácter selectivo de la organización, problemáticas referidas al funcionamiento interno de la organización y coordinación de sus actividades.

Aun cuando el factor económico atraviesa el proceso de estimulación al cual aludes, los resultados de las investigaciones apuntan, sobre todo, a que los jóvenes se proyectan por mejorar los espacios de participación, hacerlos más atractivos e inclusivos. La creatividad de los jóvenes debe contribuir a diseñar acciones más acorde con sus necesidades.

Robeisy y Marco: ¿Cómo los alumnos podemos ingresar a la UJC?

Respuesta Ana Isabel, Yoslaine, Lisbet: Robeisy, si en tu centro de estudios hay organización de base de la UJC, puedes acercarte al Secretario General, o de lo contrario, al Comité Municipal de la UJC, quienes están en el deber de explicarte.

Maikel Diéguez: Creo que uno de los temas que se debería tratar en este debate es sobre la posibilidad de empleo de la juventud pues muchas veces decimos que no quieren trabajar pero por otro lado no les ofertamos trabajo y menos con este tema de la ley de seguridad social que retiene a muchos trabajadores de edad avanzada que si se les pregunta dirán que quieren retirarse. Ese dinero que se les va aumentar en la jubilación ¿por qué no se les da en subsidios a los jóvenes para que puedan tener más hijos? Ees decir bajar los precios de las cosas que tiene que ver con los niños.

Respuesta de Maylín, Yoannia y María Josefa: Hola Maikel. Igual que tú, pensamos que es un tema fundamental para la juventud, aunque en buena lid, tus preguntas rebasan el marco de la organización. De cualquier manera ha sido un tema priorizado por la dirección de la UJC, desde la base hasta el nivel nacional la organización ha estado al tanto de los procesos que vive el país en materia de formación de los jóvenes y ubicación laboral. Lamentablemente el país no puede continuar con la misma política que ha desarrollado años anteriores y estamos conscientes de que hay condiciones objetivas que afectan a los jóvenes. De todas maneras, esta sigue siendo una población priorizada.

En un momento de transformaciones se están ajustando los procesos que tienen que ver con formación y ubicación laboral, que hoy es una preocupación importante para los jóvenes. Ante las incongruencias existentes se ha tratado al menos de garantizar la ubicación para los técnicos y profesionales con empleos para los que puedan utilizar los conocimientos adquiridos. Sabemos que esto no es lo óptimo. El asunto de la tenencia de hijos, no solo pasa ni principalmente por la falta de recursos para tenerlos, al menos eso revela las investigaciones realizadas.

Más bien la postergación de la maternidad se asocia a elementos de superación profesional, incluso a aspectos relacionados con el nivel cultural y las aspiraciones de las nuevas generaciones. Esto se está estudiando por los grupos encargados analizar la problemática del envejecimiento poblacional en Cuba.

Rosita: ¿Por qué cada vez emigran más los jóvenes? ¿El proyecto de vida de Cuba no está en consonancia con sus intereses? ¿No creen en la posibilidad de realizar sus sueños aquí?

Respuesta Ana Isabel, Lisbet y Yoslaine: Rosita, el fenómeno de la emigración juvenil, es universal y Cuba no está exenta de ello. La principal causa de la emigración juvenil es la económica, y según nuestros estudios, se distingue por su carácter temporal, privilegiando las visitas y los contratos de trabajo, para después retornar al país.

Es una realidad que la crisis económica que vive Cuba, acrecentada por el bloqueo norteamericano, limita la satisfacción plena de realización, no solo de los jóvenes, sino también de otros grupos poblacionales.

Respuesta de Maylín, Yoannia y María Josefa: Hola Rosita. Queremos comentarte que el asunto migratorio y los jóvenes quizás sea uno de los temas más manipulados con respecto a Cuba y sobre todo desde el punto de vista político en el diferendo Cuba-Estados Unidos. Pero seguro conoces que esto es un fenómeno universal y que no son precisamente los cubanos los que más emigran.

Todos los estudios realizados en Cuba coinciden en que el factor fundamental de la emigración es económico, en esto no nos diferenciamos del resto del mundo, aunque es una preocupación para el país, incluso porque en la intencionada compra de cerebros, hemos perdido muchos profesionales valiosos; pero como tú sabes aquí se multiplican rápido.

El reto está en que no sigan emigrando, sobre todo por lo que eso significa para mantener el equilibrio, y que no se siga profundizando el envejecimiento poblacional. De cualquier manera reiteramos que la aspiración de la mayoría jóvenes es a viajar y no a emigrar, porque como joven quiere conocer nuevas realidades, además de las implicaciones para la solución de necesidades económicas.

El asunto de la manipulación no es historia vieja. Cuando se realizaron las modificaciones a la ley de emigración, muchos apostaron por la salida masiva de jóvenes del país. En realidad no fue así.

Roberto: ¿Cómo debe ser un joven comunista y revolucionario en la Cuba de hoy? ¿Para ser revolucionario hay que pertenecer a la UJC?

Respuesta de Maylín, Yoannia y María Josefa: Hola Roberto. Lo primero que quisiéramos compartir contigo es que ser militante de la UJC es una condición que se adquiere a partir de una actitud ante la vida, por lo que constituye un reconocimiento y está determinado por la voluntad del individuo para militar en una organización selectiva con carácter político, donde debe militar la vanguardia y por lo tanto aquellos que están en la primera fila para asumir las demandas de la sociedad cubana.

En un momento de transformaciones, el joven comunista debe ser capaz de revolucionar todo lo que sea necesario, por lo tanto su primera condición es esa precisamente: ser revolucionario. Por los primeros argumentos que te dimos te darás cuenta que no necesariamente todos los revolucionarios tienen que militar en la UJC, porque esta organización además de trabajar con su militancia, proyecta sus acciones a todos los jóvenes del país. Lo importante es que todos los jóvenes revolucionarios participen de manera activa en la construcción de la sociedad socialista a la que aspiramos.

Lic. YasmanyZurita Siam: 1- En virtud del precepto constitucional que define a la UJC como “juventud de avanzada”, ¿qué acciones desarrolla la organización política para la preparación de sus cuadros y reservas a todos los niveles y cómo podemos evaluar su efectividad en la implementación de los lineamientos y los objetivos de la conferencia del PCC? ¿Cuál es la edad promedio de los cuadros y reservas? ¿Cómo funciona la capacitación de los jóvenes y militantes? 2- ¿Qué sentido tendrá el proceso asambleario que se anuncia, cuáles son las perspectivas al facultar a todos los jóvenes para elegir a sus dirigentes, hasta que nivel tendrá efecto este derecho y como se vincula con el concepto de democracia participativa? 3- ¿Cuál es la composición actual de la militancia y qué porcentaje significa con respecto a la totalidad de la juventud cubana? ¿Cómo funciona el proceso de ingreso a la organización? 4- ¿Cuáles son las principales inquietudes, dudas, incertidumbres y anhelos de los jóvenes cubanos y como la organización trabaja para representar sus expectativas, de manera que se mantenga como una opción atractiva y con sentido? 5- Considerando que un revolucionario debe ser un ente transformador de la sociedad, ¿cómo podemos valorar el avance del trabajo de la organización a 52 años de creada y de sus movimientos juveniles? ¿Cuáles son las principales dificultades y retos en este sentido? 6- ¿Cómo funciona el sistema de comunicación y retroalimentación desde el más alto nivel hasta cualquiera de los militantes y como incide esto en la toma de decisiones? Si un joven observa una dificultad o tiene una propuesta ¿a quién debe dirigirse? 7- El Héroe de la República de Cuba Fernando González Llort en entrevista publicada el 28/02/2014 en el periódico Granma -al referirse a la lucha por la liberación de los Cinco-, dijo: «la juventud puede hacer una contribución fundamental» ¿Cómo tiene estructurada la UJC el trabajo en este sentido y cómo se inserta en las principales acciones que desarrolla el ICAP y el Comité Internacional, tales como la III Jornada de Solidaridad en Washintong?

Respuesta de Keyla: Yasmani, en la voluntad de transformarnos para adecuarnos a las necesidades de la labor política en los tiempos que corren y como parte de las acciones que se están desarrollando, conoces que hace pocos días evaluamos asuntos relacionados con estos temas en espacios donde participaron dirigentes de base de la UJC de tu municipio. Los consensos a los que arribamos son por la necesidad de la transformación del quehacer de la Organización especialmente en la base, en lo cual tienen responsabilidades sus dirigentes a todos los niveles.

Respuesta de Ricmar: Tus preguntas son numerosas, pero nos permiten explicar varios elementos del quehacer en que hoy mismo estamos enfrascados. Las transformaciones que hoy se operan en la UJC tienen como génesis su congreso anterior y el resultado de los debates del Congreso del Partido y su Primera Conferencia, prestando mucha atención a los criterios de nuestros militantes y jóvenes. Para enfrentar este gran reto se han contextualizado los temas de preparación de nuestros cuadros y dirigentes, dotándolos de herramientas para la labor política hoy debemos desarrollar, llegando incluso a incidir en el conocimiento de los jóvenes no militantes de qué es la UJC, aunque la capacitación de los militantes y jóvenes, depende en buena medida de la creatividad e iniciativa de nuestras organizaciones en la base.

En estos momentos iniciamos la etapa de preparación de un proceso de balance que nos permitirá evaluar, durante este y el próximo año, qué hemos alcanzado y qué nos falta por hacer, como una organización que por su propio carácter juvenil, se renueva constantemente en su membresía. Como principios de este proceso de balance tenemos la intención de alcanzar una mayor participación creadora y entusiasta de los niños, adolescentes y jóvenes, la defensa de los más altos valores humanos, necesarios en nuestra sociedad actual y la consolidación de las transformaciones que hoy se están implementando. En este, pretendemos un mayor acercamiento a nuestro universo juvenil, el cual podrá dar criterios e incluso proponer a quienes deben ser los que dirijan las organizaciones de base que en cada lugar, tienen la responsabilidad de representarlos frente al resto de los factores sociales.

La militancia actual de la organización representa alrededor del 15% de la población juvenil y más de la mitad de sus miembros son jóvenes trabajadores. El amplio abanico de grupos etáreos e intereses que comprende, hace que su labor sea compleja, ya que los intereses y necesidades de los jóvenes abarcan temas que involucran a la sociedad toda en que vivimos, por tanto su manifestación es multifactorial y responde a las particularidades de cada territorio. Responder a esta realidad es parte de las esencias que guían el actuar de la organización, que se adecua en cada etapa a las realidades que ha vivido el proceso revolucionario en Cuba.

No obstante, temas como el regreso de nuestros héroes y la relación con las organizaciones juveniles progresistas de otros países (la UJC es, por varios años y en la actualidad, la Secretaria General de la Federación Mundial de Juventudes Democráticas) son prioridad en nuestro trabajo, el cuál desarrollamos en estrecha vinculación con las instituciones como el ICAP, que desarrollan esta labor en el país y en la que varios colectivos juveniles, son ejemplo de una activa labor.

Gualterio Nunez Estrada: Encuentro en los jóvenes graduados universitarios que llegan a Miami un desarraigo generalizado con respecto a una conciencia de la acción «afirmatica» de su propia historia y cultura, yo pregunto, ¿Qué piensa hacer el MINED y el MES con respecto a este problema con la juventud cubana que desconoce sus posibilidades y no tiene realmente una conciencia histórica de su nacionalidad e identidad Caribe? Considero que este problema es mirado en Cuba con demasiado y peligroso idealismo romántico y falsos conceptos triunfalistas de quienes confunden los lemas, las pancartas y los discursos o «teques» con ideología. Encuentro que hay una pobre formación ideológica con respecto a la propia historia y he ahí la debilidad en la formación pedagógica de las personalidades en las nuevas generaciones. ¿Analizaran este problema con la juventud?

Respuesta Ana Isabel, Lisbet, Yoslaine y Keyla: Gualterio, el MES, el MINED y los restantes organismos formadores en Cuba no trabajan para educar en función de los futuros emigrantes. Cada universitario cubano se forma en competentes planes de estudio que responden a las necesidades de nuestro país, incluyéndose una formación identitaria que no se limita al área del Caribe sino a la región de forma general. Y sin romanticismos muestra de ello es que la dirección de la UJC reconoce las debilidades que en relación a esto se presentan y encamina sus procesos de transformación en este sentido.

Despedida de los entrevistados

A los lectores de Juventud Rebelde. Con este intercambio sobre el funcionamiento de la UJC y otros procesos que hoy protagonizan los jóvenes cubanos, esperamos haber contribuido al conocimiento sobre la realidad juvenil cubana. El tiempo se agota, pero en otros espacios podremos compartir sistemáticamente nuevas experiencias. Visítenos en: http://futurocubano.wordpress.com y Soy Cuba. Agradecemos su interés por el tema y los comentarios recibidos. Investigadores del Centro de Estudios Sobre la Juventud y dirigentes de la UJC.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.