Imprudencias

Claudia Echemendía Hernández, joven zaceña, «volvió a nacer» pasadas las dos de la tarde de este 28 de mayo. Justo bajo sus pies, la fuerte presión del río Zaza arrancó de cuajo una parte del puente con igual nombre

Autor:

Lisandra Gómez Guerra

SANCTI SPÍRITUS.— Claudia Echemendía Hernández, joven zaceña, «volvió a nacer» pasadas las dos de la tarde de este 28 de mayo. Justo bajo sus pies, la fuerte presión del río Zaza arrancó de cuajo una parte del puente con igual nombre.

Como hoy las nuevas tecnologías están al alcance de muchas personas el suceso «de película» ocurrido en el puente que comunicaba la cabecera provincial de Sancti Spíritus con la localidad de Zaza del Medio, en Taguasco, es visualizado minuto a minuto por residentes en todo el orbe.

Lo ocurrido le detiene la respiración hasta a los corazones más fuertes, y muchas exclamaciones brotan exaltadas. Casi nadie sabe cómo ella no cayó junto a la mole de cemento, erigida en 1984 y que se vino abajo como si fuera de cartón, y ni ella misma entiende cómo sobrevivió.

«Vine a ver la crecida y cuando nos fijamos el río traía un tronco grande y salimos corriendo hasta su medio para ver cuando pasara por debajo del puente. En eso, sentí un ruido grande y cuando vine a ver se cayó. Corrí hacia atrás aguantada del cable. No sé realmente cómo pasó», dice la jovencita, aún sin mucho aliento.

En Sancti Spíritus, existe como tradición ir a los puentes para ver las crecientes de los fluviales. Una práctica que mucho más allá de historias y comparaciones de si es la mayor de la historia, deberá ser desterrada de este terruño porque el peligro es inevitable.

Como Claudia, el zaceño de 22 años José Andrés Mena, profesor de Historia, también apostó por acercarse a las márgenes del río embravecido. Junto a su primo subió al puente del ferrocarril, ubicado a unos metros del otro. Y, sin imaginar, que pocos minutos después, captaría un hecho inusual, tomó su celular en la mano.

«Comencé a grabar porque mi primo me lo pidió, ya que el río arrastraba un tronco inmenso. Por eso es que en el video se escucha que filmaba algo grande. Y en ese momento se desplomó el puente», describe todavía sorprendido.

Luego de unos segundos y sin perder el sofoco, salió corriendo para la zona wifi de Zaza del Medio y colgó en su página persona de Facebook el video de factura casera. Inmediatamente, le dio la vuelta al mundo.

«Terminándolo de subir se cayó la conexión porque nos quedamos incomunicados por la vía de la telefonía, pues el cable que se ve que cuelga del puente y que se dañó es el que permite ese servicio», añade.

Afortunadamente, la trágica historia vivida en la comunidad de Zaza del Medio no se robó ninguna vida humana, aunque sí se sabe que rehacer el único acceso de ese territorio por carretera con la cabecera provincial precisará de cuantiosos recursos. Incluso, Anelis Ramírez, presidenta del Consejo de Defensa Municipal en Taguasco, informó a Radio Sancti Spíritus que en el puente del ferrocarril se evidencian también algunas fisuras que serán analizadas por expertos.

Lo sucedido allí deberá ser ejemplo para que se concientice la percepción de riesgo ante situaciones extremas como las vividas en la provincia por las intensas lluvias. Lamentablemente, al cierre de esta información se conoció que el vecino de la comunidad trinitaria Piti Fajardo, Quinquiliano Simón Ortega, apareció ahogado en Río Caña al intentar pasarlo montado sobre su caballo.

Mientras tanto, los pobladores de Zaza del Medio no olvidarán jamás que en mayo de 2018 el río que tanto veneran les robó una de sus principales vías de comunicación.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.