Los cocodrilos no sueltan

Matanzas venció anoche 11-6 a Industriales y empató sensacionalmente la semifinal occidental del béisbol cubano. Este jueves tendremos el decisivo séptimo juego

Autor:

Juventud Rebelde

MATANZAS.— A base de jonrones, Matanzas venció anoche 11-6 a Industriales y empató sensacionalmente la semifinal occidental del béisbol cubano. Hoy tendremos el decisivo séptimo juego y en esta ciudad ya todo el mundo celebra por adelantado la segunda remontada de los «cocodrilos».

Industriales salió delante por hit de Chirino y jonrón de Rudy Reyes en la primera entrada frente al zurdo Yoanni Yera, quien apareció sorpresivamente en la lomita de Matanzas y se fue temprano a las duchas.

Sin embargo, los yumurinos borraron la desventaja  en un pestañazo, pues Santoya le botó la pelota con dos compañeros a bordo al zurdo Ian Rendón y seguidamente Yadiel Hernández pegó el primero de sus dos estacazos en la noche. El estadio se vino abajo y mucha gente hasta lloraba de alegría. Fue un espectáculo conmovedor.

Entonces el zurdo Pável Pino entró a lanzar por Industriales y logró apagar el fuego. Después, los azules empataron en el cuarto capítulo con cañonazos de Tomás, Tabares y Raiko, más un roletazo al cuadro de Chirino.

Por cierto, Tabares se convirtió en el líder en hits en la historia de los play off con 179, tres más que el santiaguero Rolando Meriño.

Pero en la quinta entrada se decidió el choque, cuando los yumurinos anotaron cuatro veces y abrieron el partido. Con dos outs, Benavides pegó un doble al jardín izquierdo que impulsó a Heredia desde primera base y ahí mismo capituló Industriales.

Lázaro Vargas jugó entonces una carta que nadie entendió: sacó a Pino y trajo al novato David Mena, un muchacho sin actuación en los play off y de números discretos durante la etapa clasificatoria.

En definitiva, fue peor el remedio que la enfermedad y Yadiel Hernández recibió a Mena con su segundo jonrón del partido.

En el sexto, Ariel Sánchez botó la pelota con dos compañeros en circulación frente al derecho Ernesto Iglesias —otro novato—, y le puso la tapa al pomo. Ya todo el mundo gozaba en el estadio y las cornetas no se callaron más.

Víctor Mesa también tuvo que jugar a la ruleta rusa con su pitcheo —utilizó a nueve lanzadores—, pero Joel Suárez hizo un buen relevo de cuatro entradas y preservó la victoria.

Para abrir el séptimo juego, el piloto yumurino confirmó al derecho Jorge Alberto Martínez. De paso, comentó que este miércoles se decidió por Yera pues quería variar el pitcheo lateral.

«Voy a hacer una confesión inédita: cambio tanto a los lanzadores porque a mí eso me afectaba cuando era jugador. Creo que eso desestabiliza un poco», reconoció Víctor en la conferencia de prensa.

Asimismo, elogió el buen partido de Santoya, a quien había sentado el pasado lunes en el Latino. «Esas cosas enseñan, son educativas. Al menos así pienso yo», dijo.

Cuestionado sobre si está abusando de la jugada de doble robo, comentó: «Mañana la haré de nuevo. Hay que arriesgar. Hoy falló el swing de Yadiel y por eso salió mal».

Por su parte, Vargas defendió la decisión de traer al novato Mena, aunque reconoció que quizá se apuró al sacar a Pável Pino. «Nosotros siempre estuvimos debajo en el marcador y preferimos darle un día más de descanso a Romero», explicó.

El mentor de Industriales lamentó la lesión del receptor Frank Camilo Morejón, quien recibió tres puntos de sutura en su mano derecha. «Es una baja sensible, pero Correa nos refuerza la ofensiva», acotó.

Finalmente, se mostró optimista de cara al partido de hoy: «Industriales sabe jugar bajo presión y en terreno contrario. Esperamos que las cosas nos salgan mejor».

Fotos Relacionadas:

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.