Séptimo aniversario de la Misión Sucre, regalo para Fidel

El desarrollo de la enseñanza, una de las obras supremas del Comandante en Jefe

Autor:

Juana Carrasco Martín

CARACAS.— «A tus 84 agostos, eres y serás para siempre, ejemplo luminoso de entrega a la lucha Revolucionaria, Fidel. Felicitaciones Camarada!!», este fue el mensaje del presidente Hugo Chávez en su cuenta de la red digital Twitter y marcó una constante   este viernes 13 de agosto aquí, donde venezolanos y cooperantes cubanos celebraron con júbilo el onomástico.

Era bien temprano en la mañana cuando en la Coordinación Nacional de la Misión Agroalimentaria se dedicaba la jornada al gran creador de la Revolución Cubana, como lo calificara uno de los presentes. Había alegría de sobra entre quienes no han dejado en estos días de comentar lo mucho que satisface verlo como siempre, firme y resuelto, porque ello es «compromiso para nuevas tareas».

Roberto López, jefe de las Misiones Cubanas en Venezuela, decía que tratar de igualarlo, tratar de imitarlo, sería un error, pero no seguirlo sería «un crimen histórico», un concepto que reiteraría en horas del mediodía en un acto público en la céntrica Avenida Universidad y la esquina de El Chorro, con que el Ministerio de Educación Superior reconocía una de las obras supremas de Fidel, el desarrollo de la enseñanza, al celebrar el séptimo aniversario de la Misión Sucre.

López, en nombre de los más de 40 000 colaboradores cubanos en Venezuela, ratificó el compromiso de seguir ayudando humildemente, cooperando para el bienestar del pueblo venezolano.

«La Revolución Bolivariana es una garantía para la inclusión y la justicia social, pues hoy día la educación permite que los históricamente excluidos sean incluidos en el sistema educativo, sean visibles, respetados y dignificados», señaló a su vez el ministro del Poder Popular para la Educación Universitaria, Edgardo Ramírez.

El cumpleaños era doble, y el Ministro enfatizaba los logros de la Sucre. Hace 11 años en Venezuela había 646 000 estudiantes universitarios, y hoy en día suman 2 500 000, lo que es incomparable porque los que ahora estudian en la Misión Sucre «eran los hombres y mujeres que históricamente fueron excluidos y que nunca tuvieron la oportunidad para culminar sus estudios de secundaria y muchos menos su educación universitaria».

Rindió emocionado homenaje a Fidel, de quien dijo es la firmeza, decisión, valentía contra el imperio, es tener dignidad de pueblo y también significa la victoria. «Al primer asesor de la Misión Sucre: Fidel, le decimos: Ordene Comandante».

Cuatro decenas de asesores de la Misión recibieron de las autoridades educacionales venezolanas el reconocimiento por su tarea; entre ellos estaban los coordinadores de cada uno de los 24 estados del país, quienes recibieron sello y diploma en un encuentro de dos pueblos, una fiesta que comenzó con el ritmo llanero de arpa, cuatro y maracas y concluyó con el magnífico espectáculo de los bailarines del joropo, y el son y el punto guajiro cubanos.

A nuestro correo, mientras tanto, llegaban los mensajes de los cooperantes de Barrio Adentro, de los colectivos deportivos, de quienes en los cerros abren su corazón y entrelazan culturas; desde Zulia, en la frontera con la vecina Colombia, donde se dijeron retoños del firme Caguairán, luchando igualmente por la paz, en la entrega diaria a los más desposeídos y a la altura de los Cinco Héroes cubanos en las cárceles del imperio.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.