Ex generales en la mira en Chile, crece caso Quemados

A partir de documentos desclasificados de la CIA, un juez especial de Derechos Humanos ha citado a declarar a los generales en retiro Santiago Sinclair y Rodolfo Stange por su posible participación en brutal represión a dos jóvenes manifestantes chilenos el 2 de julio de 1986, rociados con gasolina e incinerados vivos

Autor:

Juventud Rebelde

SANTIAGO DE CHILE, agosto 5.— El escandaloso caso Quemados, que ahora se asoma a la verdadera justicia en Chile, crece con el favor de documentos desclasificados de la CIA estadounidense y la presión ciudadana por esclarecer responsabilidades.

Se trata nada menos que de la brutal represión a dos jóvenes manifestantes chilenos el 2 de julio de 1986, rociados con gasolina e incinerados vivos en el corazón de esta capital y luego tirados a una zanja en las afueras de la urbe, comenta Prensa Latina.

Carmen Gloria Quintana salvó la vida a sus 18 años de edad, pero todavía su rostro muestra secuelas del hecho. Rodrigo Rojas, un fotógrafo de 19 años, no sobrevivió a la agresión.

La noticia más reciente del asunto es la decisión del juez especial de Derechos Humanos, Mario Carroza, de citar a declarar a los generales en retiro Santiago Sinclair (Ejército) y Rodolfo Stange (Carabineros).

Fue Carmen Gloria quien dio a conocer la iniciativa del magistrado Carroza. La ahora diplomática en Canadá, donde reside, se encuentra en Chile dispuesta a impulsar el expediente hasta las últimas consecuencias.

Los ex generales deberán aclarar su participación en el encubrimiento de este caso. Los textos desclasificados por Estados Unidos revelaron ocultamiento de información, secuestro e intimidación de testigos, y presión sobre jueces y abogados.

Según los documentos de la CIA y el Departamento de Estado norteamericano, Stange presentó al dictador Augusto Pinochet un balance de los sucesos ocurridos y los responsables de quemar vivos a los dos jóvenes.

Pinochet rehusó recibir el reporte que fue a parar a manos de Sinclair, entonces vicecomandante en jefe del Ejército, quien supervisó «intensos esfuerzos para silenciar a testigos y enterrar las pruebas», según Estados Unidos.

Lo que parecería un contrasentido, fue posible en Chile. Sinclair, ahora con 87 años, llegó a ocupar el cargo de senador en representación del Ejército hasta 1997.

Días atrás el canciller chileno, Heraldo Muñoz, adelantó la traducción de documentos desclasificados por el Gobierno de Estados Unidos, ahora puestos a disposición de la justicia, agrega PL.

El funcionario se refirió así a los documentos publicados el pasado viernes en la página web del Archivo de Seguridad Nacional de la Universidad George Washington, entre los cuales Pinochet aparece como encubridor del caso Quemados.

Ahora, el clamor de la población exige, además, la eliminación total de fotos o alegorías a Pinochet, Manuel Contreras, el tenebroso ex jefe de la policía secreta del dictador, y el cese de pensiones a militares que estuvieron involucrados en delitos.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.