Iniciativa ecuatoriana Yasuní-ITT gana respeto en el mundo

La iniciativa promueve que la comunidad internacional contribuya financieramente con al menos tres mil 600 millones de dólares, equivalentes al 50 por ciento de los recursos que percibiría el Estado en caso de optar por la explotación petrolera

Autor:

Juventud Rebelde

La iniciativa del Yasuní-ITT, con la cual Ecuador pretende dejar unos 846 millones de barriles de petróleo bajo tierra, se difunde en el mundo, gana respeto y aumenta sus fondos, afirmó su representante internacional, Ivonne Baki, destaca PL.

Ecuador es grande por todo lo que hace en salud, educación e infraestructura y por esta idea de protección de la Amazonía, expresó.

Esto es lo que presenta esta nación suramericana al mundo, pero primero hubo una campaña interna para sentirnos orgullosos de lo que tenemos, de nuestras riquezas y de proteger el medio ambiente y al ser humano, señaló Baki.

El 78 por ciento de los ecuatorianos no quieren tocar el Yasuní, según últimas encuestas, apuntó.

Agregó que desde el pasado año se inició la campaña a nivel mundial y con stand móvil se presentó la idea un todo los foros a los que acudió el país.

Explicó que allí se trasladó la naturaleza del Yasuní y se pueden observar los cinco sentidos de este lugar, sus sabores, olores, culturas y el mensaje de los indígenas.

Hemos recaudado unos 300 millones de dólares y para este año aspiramos que sean 44 millones explicó.

La iniciativa promueve que la comunidad internacional contribuya financieramente con al menos tres mil 600 millones de dólares, equivalentes al 50 por ciento de los recursos que percibiría el Estado en caso de optar por la explotación petrolera.

Así se crea un fondo administrado por el Programa de Desarrollo de las Naciones Unidas, con la participación del Estado ecuatoriano, la sociedad civil y representantes de los contribuyentes.

De esta manera se evita la emisión de 407 millones de toneladas de Dióxido de Carbono (CO2), el principal gas que provoca el cambio climático.

Baki comentó además que el proyecto ha ganado premios, entre ellos, el de Río+20 y el de la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial, por ser el mejor plan en ese sentido.

El Parque Nacional Yasuní es la reserva más importante de biodiversidad en el planeta y alberga los dos pueblos en aislamiento voluntario de Ecuador, los Tagaeri y los Taromenan.

La iniciativa del Gobierno Nacional cuenta con el apoyo de 19 países, entre los que se destacan Noruega, Bélgica, Holanda, Qatar, Francia y Alemania, así como 20 organismos, 35 empresas y el Parlamento de la Unión Europea.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.