Novedoso tratamiento aumenta supervivencia de pacientes con cáncer

El estudio, desarrollado por un grupo de investigadores españoles, se centró en la fase previa de la aparición de los síntomas del mieloma para retrasar su progresión en los casos diagnosticados

Autor:

Juventud Rebelde

Investigadores españoles descubrieron un tratamiento precoz del mieloma asintomático de alto riesgo —que deriva en un cáncer denominado mieloma múltiple activo— con el que es posible retrasar su progresión y aumentar la supervivencia de los pacientes, destaca Telesur.

El nuevo tratamiento es el resultado de un ensayo clínico realizado por el Grupo Español de Mieloma (GEM-PETHEMA), coordinado por los doctores Jesús San Miguel y María Victoria Mateos, del Servicio de Hematología del Hospital Universitario de Salamanca.

De acuerdo con los resultados del estudio, es necesario identificar en un grupo diferente a los pacientes con mieloma asintomático de alto riesgo y considerarlo como un mieloma sintomático en fase precoz.

Así, el ensayo se centró en la fase previa a la aparición de los síntomas, denominado «mieloma quiescente o asintomático», pues según los investigadores, el riesgo de que estos pacientes se conviertan en sintomáticos es del 10%, lo que quiere decir que en un período de cinco años la mitad de los enfermos padecerán el tumor.

En el estudio participaron 120 pacientes, de los cuales la mitad no recibió ningún tipo de terapia hasta la aparición de los síntomas. Al resto se les administró con antelación lenalidomida, un fármaco nuevo inmunomodulador (que ayuda a regular la capacidad del sistema inmune) y dexametasona, un corticoide.

Los resultados del ensayo mostraron un porcentaje de respuesta al tratamiento superior al 80%: cerca de 74% de los pacientes no tratados progresaron al mieloma activo mientras que de los que fueron tratados con lenalidomida y dexametasona solamente lo ha hecho el 22%, explicó el doctor San Miguel.

El estudio concluyó que la supervivencia de los pacientes tratados a los cinco años es del 94% frente a un 74% en los no tratados.

Según los investigadores, la posibilidad de que un tratamiento precoz en esta fase pueda mejorar la evolución del mieloma múltiple supone un cambio en la práctica clínica habitual ya que los pacientes no eran tratados hasta que no aparecían los síntomas del tumor.

El mieloma múltiple tiene una incidencia anual de cuatro casos por cada 100 000 habitantes, que se produce por la transformación maligna de las células plasmáticas, presentes en la médula ósea.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.