Violaron los procedimientos

EL pasado 30 de mayo defendí el derecho de cada pionero en las escuelas a decidir y a elegir con transparencia y honestidad, para ejercitarse en la participación ciudadana y la democracia desde temprano. Y fue a raíz de la denuncia de María del Carmen Barnat, en nombre de varios padres de niños que estudian en la escuela primaria Matilde Varona, del municipio de Bejucal, en la provincia de Mayabeque.

Contaba ella que a ese centro escolar habían llegado cinco plazas para asistir un fin de semana al Campamento de Pioneros de Varadero, como estímulo al esfuerzo, participación e integralidad de los alumnos en el recién concluido curso escolar.

La selección de los premiados se hizo sin la participación del colectivo pioneril, y no todos los maestros de la escuela conocieron del otorgamiento con la anticipación requerida. Se otorgó una plaza directa a una alumna con suficientes méritos e integralidad, pero sin análisis del colectivo. La selección de los otros cuatro niños se hizo  por un reducido grupo de dirección de la escuela, sin el aporte enriquecedor que hubieran podido dar maestros y alumnos. No hubo explicación de los parámetros que se tomaron en cuenta.

Los nombres de los escogidos fueron informados con premura, sin que fueran llevados a la asamblea pioneril. Y los padres se enteraron de la selección a los pocos días, por medio de los propios niños, quienes no entendían por qué no estaban incluidos algunos compañeritos con méritos suficientes.

María del Carmen señalaba en su carta el peso que tuvieron en tal procedimiento la Directora de la escuela y la Jefa de Enseñanza Primaria de la Dirección Municipal de Educación. Esta última, ante el reclamo, alegó que para ella era muy fácil resolver el problema: trasladaba las plazas para otra escuela y ya; pues tal opinión se había generado por ser en Varadero el campamento. A María del Carmen le pareció irrespetuoso y poco ético ese criterio, viniendo de un funcionario de Educación.

Al respecto responde Roberto Rodríguez, subdirector provincial de Educación en Mayabeque, que se creó una comisión por funcionarios de la Presidencia Nacional de la Organización de Pioneros José Martí (OPJM), y de su instancia provincial, así como del Ministerio de Educación y la Dirección Provincial de Educación.

Los análisis realizados —afirma— permitieron comprobar que, aunque los estudiantes escogidos cumplían los requisitos, se violó el procedimiento establecido para la selección en estos casos.

Señala Rodríguez que la OPJM tiene definidos los parámetros para la emulación pioneril como base del proceso de estimulación, de manera que debe efectuarse

mediante la participación democrática de los pioneros en la asamblea del destacamento.

En tal sentido —apunta—, a tenor de lo establecido en el Decreto Ley 196 de 1996, se aprobó aplicar como medida disciplinaria una amonestación pública «al metodólogo provincial que atendió la distribución, por no dar seguimiento al proceso de selección; a la Directora Municipal de Educación, por no controlar el desarrollo del proceso y sus resultados finales; a la Jefa del Departamento Municipal de Primaria, por adjudicarse atribuciones que no le corresponden, y no dar la explicación debida a la promovente; y a la Directora de la escuela, por violar los procedimientos establecidos en la selección de los pioneros para dicha estimulación».

Manifiesta Rodríguez que la Dirección Provincial de Educación de Mayabeque «continúa trabajando en la preparación de sus cuadros y funcionarios, para perfeccionar la labor docente-educativa, y mantener la imagen de la educación como uno de los principales baluartes del proceso revolucionario cubano».

Agradezco la respuesta y el interés mostrado en investigar el asunto. Más allá de las medidas tomadas, este episodio revela cuán sensible es el reflejo de ciertas decisiones unilaterales en el espíritu de los niños, mucho más de lo que sospechamos los «mayores». Y nos muestra cuánto tenemos que aprender aún todos —maestros, padres y demás adultos— de la asignatura Democracia, para poder transmitírsela a los pequeños.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.
Multimedia
Videos
Fotografía
Opinión Gráfica

Opinión Gráfica