Javier Dueñas

Frente al espejo

Nostalgia

«Gracias, periodista, por El berrinche (Yoelvis Lázaro Fernández Moreno, 11 de mayo). Me ha recordado mi infancia, cuando así me llamaba mi papi adorado: “Berrinche”. Fui una niña rebelde sin causa y no salía de una malcriadez para entrar en otra, lo que a diferencia de la mayoría de los niños yo hacía de las mías en presencia de mis padres… A cada rato se hacen cuentos en los que fui protagonista, como aquel día cuando me llevó a Coppelia y, terminado el helado, me dijo: “Berrinche, quédate quieta que ahora te traigo más helado…». Tenía unos cinco años, no pude esperar y a la vuelta mi padre me encontró tomando el helado… que había derramado en la mesa (…) No pudo “domarme” mi padre como él hubiera deseado, pero con los años los berrinches acabaron y seguimos queriéndonos berrinchosamente». (Sofía)

«Muy emotiva la crónica sobre su mamá (Su voz tras el teléfono, Glenda Boza Ibarra, 11 de mayo). Como madre me emocioné mucho y medio que me sentí identificada con su madre, pues yo también apliqué casi sus mismos métodos en la formación de mis hijas, cosa que nunca me ha pesado y ellas me agradecen. No importa la distancia entre madres e hijos; lo importante es que nunca la olvides y aunque sea mediante una simple llamada, ella sienta que la tienes presente». (Pilar)

«Entrevistas como esta (El enemigo falla ante el pensamiento auténtico, Luis Raúl Muñoz Vázquez, 11 de mayo) son las que necesitamos para que nuestro pueblo y el mundo sepa que contamos con hombres y mujeres capaces de darlo todo por la Patria y de enfrentarse al enemigo en cualquier terreno. Felicidades». (Dailyn)

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.