El Campismo Popular espera llegar a más de un millón de vacacionistas en el verano

También trabaja por mejorar las condiciones de alojamiento y la recreación que se brinda en cada una de sus instalaciones

Autor:

Juventud Rebelde

Nuevas instalaciones como el voleibol de playa o el minibillar, se abren en los campismos Fotos: Campismo Popular

Más de 24 404 000 cubanos han pasado por el Campismo Popular desde que hace unos 25 años comenzara esta modalidad de recreación, fruto de la iniciativa del Comandante en Jefe Fidel Castro asumida por la Unión de Jóvenes Comunistas, en la búsqueda de nuevas alternativas de recreación para el pueblo, y especialmente para los más jóvenes.

Lo que en sus inicios apenas eran algunas tiendas de campaña, con pocas comodidades, actualmente ya suman 84 instalaciones diseminadas por todo el país, la mayoría de ellas completamente de mampostería, y que solo en lo que va de año han recibido 216 000 personas, unas 26 000 más que en igual etapa del año anterior.

El Campismo Popular, hoy la principal opción con alojamiento para la familia cubana, se propone este año sumar a más de un millón de vacacionistas a su récord histórico, pero también trabaja por mejorar las condiciones de estos y la recreación que se brinda en cada una de sus instalaciones.

BATIDOS Y OTROS SERVICIOS

Se potencian los juegos de participación. Según explicó a JR Eduardo Tirado Castillo, presidente del Campismo Popular, actualmente las miras están puestas en ampliar no la cantidad de instalaciones, sino primordialmente la calidad de los servicios, las ofertas de todo tipo, y construir nuevas habitaciones y áreas de recreación.

En este sentido, y tras un proceso inversionista que el año pasado y en lo que va de este recibió un respiro de los huracanes, enemigos mortales del campismo, se han ampliado los servicios de restaurante y cafetería, y solo quedan unas pocas instalaciones con bodegas, desterrando así la vieja imagen por lugares donde prima la comodidad en las vacaciones.

«Actualmente, explica Tirado Castillo, solo 12 campismos tienen bodegas, pues en los demás se vende comida, ya sea en el restaurante o por cantinas. De hecho, en estas 12 que mencionamos, también existen cafeterías, y en 39 centros hemos abierto un servicio de batidos tropicales, mientras que en todos se reparte yogur de soya, como complemento de la alimentación, especialmente la de los niños».

Pero incluso las bodegas han visto mejorar su abastecimiento, a partir de un plan adoptado desde el aniversario 25 del Campismo Popular, y en ellas hay ahora además de granos, pastas alimenticias y productos enlatados diversos.

Otras comodidades en las que se ha trabajado es en las comunicaciones, con la instalación de telefonía pública en 28 instalaciones, así como receptores satelitales en otras 30, para mejorar la señal de televisión, que en muchos casos no se recibía, o era muy mala.

RECREACIÓN SIN RON

Salas de minibillar, boleras, tiro con arco, préstamo de libros, alquiler de animales de monta, de bicicletas, así como la construcción de parques infantiles o la sustitución de todos los equipos de las salas de televisión y video por otros más modernos, forman parte del plan general para mejorar la recreación.

El tiro con arco, una nueva opción. Así, este 4 de abril, aniversario 45 de la UJC, este proyecto de la Revolución, esencialmente juvenil, recibió la fecha con 50 boleras al aire libre inauguradas, y otros 13 campos de tiro con arco, modalidades que se suman a otras variedades recreativas ya tradicionales.

«Nosotros —asegura Eduardo Tirado, quien también es miembro del Buró Nacional de la UJC—, defendemos el concepto de recreación sana en la práctica. En ninguno de los campismos se expende ron o cigarros, y tratamos de priorizar que quienes vayan a disfrutar de esta modalidad tengan la mayor cantidad de posibilidades de distracción, de contactar con la naturaleza e incluso aprender un poquito más».

Es por esto que se estudian formas de ampliar las excursiones de alto valor histórico y cultural que actualmente ofrecemos a diversos sitios del país, pero también las que se organizan en cada instalación.

«Hay más de 200 sitios de interés histórico o cultural cercanos a nuestro entorno que debemos explotar más como fuente de recreación y a la vez de enriquecimiento cultural. Es casi imposible encontrar una sola de nuestras 84 instalaciones que no tenga varios lugares de este tipo a su alrededor, a los cuales se puede llegar en animales de monta, en bicicleta e incluso a pie, practicando el senderismo.

«Estas potencialidades todavía no son del todo aprovechadas, y ello tiene mucho que ver con la preparación de nuestros trabajadores, las personas encargadas de la recreación, en lo cual trabajamos con mucha fuerza para elevar su nivel.

«También hemos inaugurado el servicio de préstamo de libros, con títulos adquiridos en la reciente Feria Internacional del Libro, y mejoramos nuestra disponibilidad de materiales para las salas de video, que deben ser un espacio de distracción, pero también de reflexión, de debate sobre temas de interés para la juventud, lo cual forma parte también de nuestra labor de formación de valores».

Sin embargo, a pesar de los esfuerzos por mejorar su oferta, la realidad de que todavía la demanda es mayor que las capacidades que pueden brindar golpea con fuerza, no obstante buscan alternativas también para esta situación.

«Actualmente nuestras instalaciones abren todos los días de la semana, y no solo de jueves a domingo como sucedía antes, decisión que nos ha permitido ampliar la cantidad de personas que recibimos», reflexiona Eduardo Tirado.

«Sin embargo, mantenemos el principio de que nos visiten quienes de verdad se lo merezcan, que sea un premio al esfuerzo de nuestros estudiantes, trabajadores, sin por ello dejar de abarcar otros grupos sociales como los jubilados o personas con discapacidades. Es por eso que las reservaciones se mantienen por centros de trabajo, estudio, o a través de las diferentes organizaciones».

En otra línea de preocupación, el transporte, también se estudian alternativas para mejorar, a pesar de que actualmente se cubre el 60 por ciento de la demanda, y otros organismos ayudan a mejorar este indicador al situar ómnibus propios para sus trabajadores cuando van a las instalaciones.

ACAMPADA GIGANTE

Para este 4 de abril, además de las actividades deportivas y bailables que desarrollaron los Centros Juveniles Recreativos pertenecientes al Campismo Popular, así como las que se organizaron en las nueve residencias estudiantiles que atienden, y las cuales albergan a más de 2 500 Profesores Generales Integrales en Ciudad de La Habana, también se realiza una Acampada Juvenil.

Ese propio día comenzaron las ventas de capacidades para el verano, cuando se espera asistan más de 300 000 vacacionistas, con lo cual se aspira a alcanzar más de un millón de campistas este año, siempre que la temporada ciclónica no lo impida.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.