Sexo sentido abril 2001

Que no te dé vergüenza preguntar (7 abril del 2001) El sexo no es un cronómetro (14 abril del 2001) Besos que contaminan (21 abril del 2001) Del punto G al punto A (28 abril del 2001)

Autor:

Juventud Rebelde

Que no te dé vergüenza preguntar Hola amigos: El pasado mes dedicamos una de las páginas de Sexo Sentido a responder las preguntas que nos llegan a la redacción. La acogida fue tremenda. Hemos recibido un montón de cartas y mensajes electrónicos de lectores de todo el país que agradecen esta sección y nos piden ayuda.  Realmente estamos muy contentos de que Sexo Sentido se haya convertido en un espacio en el que los jóvenes encuentran respuesta a sus inquietudes sibre un tema tan mitificado como la sexualidad. Es por eso que, a partir de hoy, un sábado del mes esta página estará dedicada a responder a las preguntas de nuestros lectores.  Por  AracelysBedevia SantoyoA.T.: ¿Qué pasa si mi pene está inclinado, o sea el frente lo tiene a la derecha?  Algunos varones tienen el pene ligeramente curvado hacia arriba, hacia abajo o hacia cualquiera de los lados. Esto no tiene que representar un problema, a no ser que dificulte la penetración sexual o cause dolor al tener una erección, en cuyo caso convendría consultar un urólogo.  V.C.: Soy una joven de Ciudad de La Habana, una de las tantas que admira su trabajo y agradece los consejos que nos llegan a través de la sección. Quiero saber si por hacer el sexo oral se puede contraer el SIDA u otra infección de transmisión sexual.  Sí. Los fluidos que se intercambian durante el sexo oral en el momento de la excitación pueden contener virus o bacterias responsables de infecciones como la clamidia, sífilis, herpes simple, gonorrea, papiloma virus, SIDA y otras.  G.S.: Tengo 18 años y me considero una mujer capaz de enfrentar cualquier problema, pero ante este he perdido las fuerzas y hasta mi autoestima. Cuando hago el amor, después que llego al orgasmo y voy a volver a empezar me orino. Nunca lo he comentado con nadie. Cuando mi novio se dio cuenta de lo que me pasaba me sentí muy avergonzada, tuve una crisis nerviosa y nos dejamos. Decidí cambiar de pareja para ver si esto cambiaba pero no fue así. Supe que mediante el punto G la mujer llega al orgasmo, pero yo estoy segura de que me orino. Necesito ayuda cuanto antes. Estoy dispuesta a hacer cualquier cosa con tal de poner fin a esta agonía. Creo que soy el único caso en el mundo. Dígame que no es así y que podré ser feliz. Aclaro que antes de tener relaciones sexuales voy al baño.  Claro que no eres el único caso en el mundo y no tienes por qué avergonzarte. Muchas mujeres experimentan lo mismo que tú y viven plenamente su sexualidad. Es importante que definas exactamente si lo que expulsas es o no orina. Algunas mujeres confunden la llamada eyaculación femenina (que se tiene cuando se estimula el punto G)con el deseo de orinar. La mujer, a diferencia del hombre, puede obtener el orgasmo por varias vías y esta es una de ellas. Si quieres más información busca un trabajo que publiqué el tres de febrero. Te ayudará mucho. También puede ser que tengas incontinencia urinaria o que el peso del cuerpo de tu pareja sobre el tuyo sea lo que te provoque esa sensación. Si se trata de esto último cambia de posición. Te sugiero consultar a un psicólogo, en estos casos es muy útil, o a un urólogo si de verdad te orinas, pero no tengas miedo.  Y.M.: Estudio en octavo grado y me gusta una niña de mi escuela, pero pienso que yo no le atraigo, he querido llegarle pero me da miedo, ¿qué puedo hacer?  Algunas veces la actitud de una persona nos da la pauta para saber si somos correspondidos o no en nuestro interés hacia ella, pero siempre existe la duda. La única manera de saberlo con más certeza es darle muestras de tu interés (acercándote a conversar con ella, por ejemplo)y ver cómo reacciona, y después arriesgarte a recibir una negativa.  M.G.: Tengo 23 años y conocí a un muchacho con el que mantengo relaciones sexuales pero no he logrado experimentar ningún orgasmo. A veces pienso que lo voy a lograr, luego me pongo tensa y pierdo la sensación, creo que puede deberse al temor de perder el control sobre mis funciones corporales, ¿qué puedo hacer? ¿Le ocurre esto a otras mujeres?  No te alarmes. El temor a perder el control sobre su cuerpo es algo que afecta a muchas mujeres y no sólo se debe a falta de experiencia, tiene más que ver con la confianza que se tenga en el compañero. Se puede tener miedo a parecer poco atractiva como resultado de la tensión muscular de la cara en los momentos que preceden al orgasmo; puede temerse perder el control de la vejiga o de los intestinos; no lograr el orgasmo, o simplemente parecer ridícula. Por otro lado, muchas mujeres, sobre todo en las primeras relaciones sexuales, no son orgásmicas inmediatamente. La mujer necesita aprender a conocerse a sí misma para saber qué la excita y qué la ayuda a obtener orgasmos, para luego poder compartir esa información con su pareja. No mencionas si has tenido orgasmos de algún otro modo, por ejemplo, por la masturbación, que puede ser otra manera de aprender a obtenerlos. También puede alcanzarse mediante las fantasías sexuales o los sueños y la estimulación de zonas eróticas. No es corriente, pero hay quienes lo alcanzan hasta con un abrazo intenso de la persona amada.  A.M.: Soy asiduo lector de Juventud Rebelde y en especial de esta sección. Me gustaría saber si el sexo anal puede causar algún tipo de daño, pues a mi novia no le gusta y a mí sí. ¿Qué siente una mujer cuando tiene sexo por esta vía? También quiero saber qué consecuencias trae el masturbarse y cuántas veces a la semana puede hacerse. Mi última pregunta es sobre el tamaño del pene. ¿Cuánto debe medir un pene erecto normal? Tengo 24 años.  El único daño que puede ocasionar el sexo anal es el mismo que el vaginal: la transmisión de infecciones cuando se hace sin protección. El miedo de tu novia quizás se deba a que no quiere experimentar el dolor que se siente cuando se practica sin una estimulación correcta o sin el uso de lubricantes que faciliten la penetración. Si a ti te gusta y a ella no, explícale qué sientes cuando lo haces, indaga las razones por las cuales no quiere y cuéntale por qué lo deseas, pero no la presiones. Esta vía de hacer el sexo no satisface a todas las mujeres. La sensación que se siente, aunque puede producir placer, es diferente a la que se experimenta cuando la penetración es por la vagina. Hay mujeres a las que les gusta, pero también hay otras que solo lo hacen por complacer a su pareja.  En cuanto a la masturbación, no acarrea ningún tipo de daño físico ni mental: No ocasiona acné; no afecta la capacidad de ser padre o madre; no agranda ni disminuye el tamaño del pene; no tiene nada que ver con la pérdida de peso corporal; no altera tamaño, forma o color de ninguno de los órganos pélvicos femeninos o masculinos; no reduce en el adolescente la capacidad de respuesta sexual cuando más adelante tenga pareja y puede hacerse cuando se desee pero sin exagerar. Este episodio repetido de manera excesiva puede ser síntoma del inicio de un trastorno psiquiátrico, o provocarlo.  No te preocupes por la medida de tu pene, por lo que dices en tu carta es normal. En erección el pene de un adulto debe medir entre 14 y 17 centímetros.  El sexo no es un cronómetro Por Aracelys Bedevia Santoyo"No logro hacer el amor con mi novia como es debido. Ella es muy comprensiva y no me dice nada, pero yo temo que la relación se destruya por ese motivo, pues estoy dentro del grupo de hombres que eyacula precozmente.  "Mis amigos me dicen que la mejor solución es desconcentrarme durante el acto sexual de forma tal que pueda controlarlo. Pero es tan fuerte el amor, que en ese momento no puedo ponerme a pensar en el próximo turno de clases, por poner un ejemplo de algo que no tiene nada que ver con el sexo. En la práctica reciente de juegos sexuales lo he intentado y me resulta nefasto. No sé si es por mi obsesión o por falta de experiencia, pues he tenido pocas novias.".  La carta la escribió R.M., un joven universitario de 24 años de edad y a JR. La doctora en Ciencias Beatriz Torres Rodríguez, terapeuta sexual, especialista del Centro Nacional de Salud Mental, del de Educación Sexual y presidenta de uno de los simposios que sobre Disfunciones y Terapia Sexual se desarrollaron esta semana en el Palacio de las Convenciones de La Habana, daría algunas respuestas a Sexo Sentido.  Según la doctora, las causas de la eyaculación precoz, que puede afectar a hombres de cualquier edad, son eminentemente psicógenas, y están relacionadas con condicionamientos inadecuados.  "El hecho de que se vea mucho más en los jóvenes y adolescentes, se debe a que estos tienen sus primeras relaciones sexuales en lugares poco adecuados y presionados por la prisa o por el miedo a ser sorprendidos, lo que hace que de manera inconsciente se acostumbren a tener una eyaculación precoz.  "Otro de los factores que influye en este sentido es que los jóvenes, además de tener muchos deseos sexuales, no siempre viven en pareja, por tanto, al tener un encuentro amoroso aparece la ansiedad y con ello la eyaculación rápida.".  Sin embargo, que un hombre eyacule a los pocos minutos de haber iniciado el contacto sexual no significa necesariamente que tenga esta disfunción, definida como la incapacidad del varón para controlar su eyaculación durante el tiempo que su compañera necesita para llegar al clímax.  "En estudios realizados con parejas que llegan a la consulta, hemos comprobado que la mayoría de los hombres no tiene esta disfunción, sino falta de orientación. Desconocen la necesidad de un buen preámbulo amoroso antes de la penetración, imprescindible para que la mujer se excite", asegura.  "El lector, al igual que otros que viven este episodio, ha hecho mucho énfasis en su relación sexual en general, y en lo que piensa su novia. Ahora, discernir si realmente es o no un eyaculador precoz es muy difícil, porque no conocemos su historia de vida.  "En mi opinión, tanto él como su pareja deben acudir a una consulta de orientación y terapia sexual. Contamos con muy buenos especialistas capaces de ofrecerle un diagnóstico certero, además de la información necesaria para vencer este inconveniente," puntualiza.  NO GUARDES EL SECRETOUna técnica terapéutica muy efectiva en el tratamiento de la eyaculación precoz es la de presión. En este método, la mujer coloca su dedo pulgar sobre el frenillo del prepucio y los dedos índice y medio justo encima y debajo de la corona del glande en el lado opuesto al frenillo. Durante cuatro segundos se aplica una presión firme sobre el pene y se libera súbitamente. Esta manipulación, reduce la urgencia de la tensión eyaculatoria y mejora el control.  Otros métodos terapéuticos también pueden ser empleados. Sin embargo, nosotros, al igual que la doctora Beatriz, le sugerimos a R.M., a su novia y a todas las parejas marcadas por este trastorno, que asistan al médico y no busquen "a distancia" en los amigos y libros, la solución a este problema, pues para saber realmente si existe esta disfunción, primero, hay que aprender a comunicarse como si fuéramos un libro abierto.  También, R.M. empleaba en su carta una frase que le da otra dimensión a su "problema". Decía que "es tan fuerte el amor", que en ese momento no puede ponerse a pensar en nada más para esquivar la eyaculación, el orgasmo.  El contexto de su discurso no da otro espacio a pensar que no sea en el AMOR, ese pleno y sublime sentimiento que acompaña a las verdaderas parejas.  ¿Acaso R.M. o cualquiera otra persona deba sentirse obligado a prescindir de algo así? ¿Acaso su novia se sentirá defraudada al saber que es capaz de dotar a su pareja de ese sentimiento, de llevarlo a un momento sublime y siempre irrepetible?  El amor va acompañado de la comprensión. Él hablaba de que su compañera se muestra comprensiva, y de seguro, si el amor es recíproco, ella estará dispuesta a enfrentar juntos su "problema", encontrar el punto de equilibrio entre ambos. Lograr una comunión donde en "el momento" ninguno tenga más que pensar que en lo que los une.  Otras causas La falta de experiencia sexual, el poco interés por parte de algunos hombres que ponen su atención solo en su propia gratificación, y el miedo a parecer ridículo durante el acto sexual, son otras de las causas que pueden dar origen a la eyaculación precoz. Besos que contaminan Por Aracelys Bedevia SantoyoAsí como tener relaciones sexuales sin protección es peligroso, besar por besar también tiene sus riesgos, porque el beso, si bien es cierto que no transmite el SIDA ni ninguna otra infección sexual, es la principal vía de propagación de la mononucleosis infecciosa.  Esta infección, que se transmite también por medio de la sangre, los transplantes y por contacto sexual, afecta sobre todo a los jóvenes y adolescentes, por ser estos los que más besos intercambian.  El riesgo de contraerla es muy alto, pues a nadie le gusta privarse del placer de besar o ser besado. Sin embargo, a pesar de que besamos con frecuencia, no todos los que entran en contacto con este síndrome se infectan.  Según datos de la Organización Mundial de la Salud, más del 90 por ciento de la población mundial posee anticuerpos contra la mononucleosis infecciosa. Por tanto, si el sistema inmunológico se encuentra en perfectas condiciones, la infección no se desarrolla o transcurre como una simple gripe.  En cambio, ante un descenso de las defensas, la mononucleosis infecciosa puede hacer su aparición en personas que besaron a un portador del virus.  SÍNTOMASEl sistema linfático, los ganglios, el bazo y el hígado, son las zonas atacadas por este síndrome, que después de entrar al organismo, demora en avisar entre 30 y 50 días.  Las manifestaciones más frecuentes son fiebre, dolor de garganta, pérdida del apetito, inflamación de ganglios, fatiga, molestias musculares, dolor de cabeza, náuseas y vómitos. También provoca reacciones en la piel, dificultad para respirar, dolor abdominal, y crecimiento del bazo y del hígado.  En opinión de los expertos, los síntomas más intensos son la fiebre y la inflamación de ganglios y de bazo (dura aproximadamente de 10 a 15 días), el cansancio y el malestar muscular, que tardan en desaparecer de dos a tres meses.  Los gérmenes que la ocasionan permanecen en el organismo durante 18 meses, período durante el cual el enfermo excreta la infección por la saliva. Pese a ello, son pocos los casos en los que su aparición trae consigo complicaciones graves, por lo que muy rara vez compromete la vida del enfermo.  BESAR O NO BESARAnte este inconveniente no faltarán lectores que se cuestionen qué hacer con los besos que regalan al por mayor. Quizás algunos hasta reduzcan un poco la cuota, otros continuarán confiando en su sistema inmunológico y seguirán besando porque ¿a quién no le gusta un beso?  No obstante, no se trata de besar o no besar sino de hacerlo por amor, porque en su forma severa este síndrome es capaz de volverse crónico y provocar complicaciones respiratorias, neurológicas, cardíacas, hematológicas y hepáticas.  Una enfermedad benigna Aunque no existe un tratamiento médico específico para combatir la mononucleosis infecciosa, la mayoría de los pacientes mejora progresivamente. Al entrar al organismo por vía salivar infecta el tejido linfático, principalmente el de las amigdalas, donde se reproduce y pasa posteriormente a la sangre. Su distribución es mundial y puede ser transmitida de una madre embarazada al producto de su concepción, produciendo en este malformaciones congénitas.  ¿Sabías que...? Fantasías con límitesEstudios realizados recientemente aseguran que el deseo, la excitación y actividad sexual, pueden incrementarse por medio de fantasías sexuales o sugestiones eróticas.  De hecho, una forma para erotizar a la pareja es, precisamente, a través de las fantasías que permiten una representación mental y subjetiva del estímulo sexual.  Sin embargo, para provocar una respuesta genital o una excitación sexual, no siempre es necesario llevar a cabo las fantasías sexuales. En ocasiones, basta solo con evocarlas.  En la búsqueda del placer muchas personas llevan a cabo esta práctica positiva o aberrante, en dependencia de si agrede o no a otras personas.  Según los psicólogos, aunque es sano hacer realidad las fantasías sexuales como una forma de descargar el estímulo sexual, también puede ser muy peligroso, porque la persona recurre a una conducta impulsiva, que puede dañarle a sí mismo o al otro si se trata de una parafilia.  Es importante distinguir entre las fantasías sexuales positivas y las negativas. De lo contrario, se corre el riesgo de caer en comportamientos parafílicos. Del punto G al punto A Por  Aracelys Bedevia Santoyo y Flor de PazUn artículo publicado hace unos meses en esta misma sección sobre el punto G provocó expectativas en los más disímiles lectores. Algunos aseguraron saber con anterioridad de su existencia, aunque hubo quienes admitieron no conocer la letra que lo identificaba. Otros han solicitado más información sobre el tema. Sin embargo, muchos no interpretaron la esencia del mensaje: el punto G no puede divorciarse del componente afectivo de cualquier relación de pareja.  A partir de entonces nos han llegado un sinnúmero de preocupaciones acerca de cuáles son las zonas más sensibles del cuerpo al contacto sexual, las cuales científicamente están muy bien determinadas. Pero sobre el verdadero punto de excitación, al que sin "patente autorizada" hemos denominado A, muy pocos se han referido.  Todos lo han conocido alguna vez y muchos hasta tienen la suerte de sentir sus efectos por tiempo prolongado. También hay quienes renuncian a la posibilidad de disfrutarlo y olvidan que sin el A de nada vale aprenderse la anatomía humana y buscar en ella mecánicos puntos que accionen respuestas "físicas" de un acto tan espiritual.  El punto A, el del amor, es el que permite que funcione el G. Una pasión incontenible, intensa, puede valerse del conocimiento para el disfrute pleno, ese que integra la satisfacción biológica y la emocional en el acto de amar.  "DÉJAME DARTE UN BESO Y CURARTE"  Esa imagen poética encierra en si misma los poderes del punto A. Cuando se está enamorado la respuesta sexual se magnifica. Todo el cuerpo, y ante todo la psiquis, se vuelve tan sensible, que solo un roce o, incluso, una conversación telefónica se convierte en un acto intensamente sexual.  Cuando dos personas en ese estado llegan al contacto íntimo tienen las mayores posibilidades del mundo para disfrutarlo, dominen o no la ubicación de las llamadas zonas erógenas o del famoso punto G. Pareciera entonces que la relación sexual completa solo es posible para ellos, al menos si se trata de alcanzar la máxima satisfacción. Es por eso que por mucha técnica que se domine, al sexo sin amor siempre le faltará el ingrediente principal.  El hombre es un ser sexuado desde que nace, dicen los especialistas. Y tanto es así que los seres humanos desarrollamos increíbles capacidades de comunicación en este campo. Por ejemplo, el amor "irradia"; el punto A se esparce en el medio y se hace perceptible. Visualmente puede apreciarse en la forma de sonreir, mirar, escuchar, y en la interrelación con los del otro sexo, estos últimos advierten un atractivo especial que muchas veces no pueden definir.  UNA SEGUNDA RESPUESTA  Para la lectora que motivó el trabajo sobre el punto G, estas reflexiones pudieran considerarse como una segunda respuesta, debido a que su preocupación consistía en encontrar lo que le resolviera su problema y en saber dónde una mujer puede hallar ese punto para poder tener el famoso orgasmo.  De todas maneras sus dudas son válidas, solo que este es otro enfoque del asunto, porque el amor y la relación sexual forman parte de nuestro modo de asumir la vida. No son bienes dados, necesitan el alimento de la ternura, de la autenticidad. Se nos regala la capacidad de sentir, pero esta puede ser vulgarizada, disminuida al biológico encuentro sexual que practican otras especies. Las relaciones sexuales son solo otra parte del desempeño humano, estrechamente relacionado con el modo en que nos conducimos, pensamos, tenemos en cuenta a los demás y asumimos la vida en general.  Refiriéndonos al punto G, decíamos: "La magia de esta zona, altamente sensible a las caricias, está en el placer inimaginable que provoca su estimulación, debido a que permite un orgasmo más rápido, de efectos prolongados y mayor número de repeticiones. Sin embargo, su localización no es la solución a los conflictos sexuales, que pueden ser de origen orgánico, funcional o psicológico, sino una alternativa más para incrementar el disfrute sexual".  Faltaría agregar entonces que sin el punto A, el encuentro sexual carece de magia y se plaga de insatisfacciones y rutina, hasta tal punto que, parafraseando a Silvio Rodríguez, al desnudarse como viejos amantes lo mismo de siempre les queda delante.  No hay ningún punto, zona erógena, ni afrodisiaco que superen los poderes del amor. "La corteza cerebral, donde se desarrolla la inteligencia y los sentimientos más complejos, rechaza el ejercicio de la sexualidad de manera mecánica y propicia una unión afectiva a la par que física", según se define en la Enciclopedia Sexual Ilustrada (1998).  "De estas dos vertientes surgen los conceptos de erotismo y ágape. El primero es el mero roce sensual, el amor al cuerpo. El segundo, es el amor espiritual, el amor a los atributos mentales y sentimentales de una persona. Cuando ambos se combinan surge el amor pleno y libre".  ¿Sabías que...?Anuncian nueva droga contra la impotenciaVardenafil, una nueva droga contra la impotencia que se encuentra en fase de experimentación final fue presentada recientemente por la multinacional alemana Bayer en su sede de Leverkusen, informó la agencia de noticias EFE.  Aseguran sus fabricantes que el novedoso producto que puede hacerle la competencia a la píldora Viagra (muy famosa pero con numerosos efectos secundarios), ayuda a provocar la erección y mejora la calidad de la eyaculación.  Las pruebas realizadas hasta el momento han demostrado un 75 por ciento de efectividad, mientras que solo el 39 por ciento de los pacientes a los que se les suministró un placebo tuvieron una reacción positiva. Según Bayer, la sustancia es eficaz, independientemente del grado  de dificultad funcional o de la edad del paciente, y no se han  registrado efectos secundarios sobre el sistema cardiovascular, ni  nada que impida tomarla simultáneamente con otros medicamentos.  Bayer, que realizó el estudio en 39 centros de Bélgica, Francia,  Alemania, Holanda, Polonia, Sudáfrica y Estados Unidos, espera  registrar el nuevo producto en el segundo semestre del año próximo.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.