Intensifican ritmo de recuperación en Las Tunas - Cuba

Intensifican ritmo de recuperación en Las Tunas

Autor:

Juan Morales Agüero

En esta provincia del oriente cubano se trabaja con laboriosidad de hormigas en todos los frentes

LAS TUNAS.— Los aires de la recuperación baten con fuerza en esta provincia, una de las más castigadas por el huracán Ike. A juzgar por lo que refleja el panorama, parece como si la dramática película del pasado 7 de septiembre se rodara ahora al revés. Así van apareciendo de nuevo cubiertas restituidas, paredes levantadas, teléfonos de alta, servicios activados, fluido eléctrico, bombeo de agua...

Pero nadie piense que la peliaguda tarea está resultando miel sobre hojuelas. Se trabaja con laboriosidad de hormigas de lunes a lunes y en todos los frentes. Sin embargo, y a pesar del esfuerzo popular y gubernamental por acortar el atajo que conduce a la normalización, las gravísimas secuelas transferidas por el evento meteorológico están aún distantes de su resolución definitiva. Baste saber que el huracán dejó por acá más de 360 millones de pesos en pérdidas.

La faena aquí de los trabajadores eléctricos comulga con la hazaña. Ike nos echó al suelo cientos de postes, afectó la cablería, estropeó transformadores, retorció torres e invalidó las prestaciones por ese soporte. En al-gunos sitios, como el municipio de Jesús Menéndez, casi hubo que elec-trificar de nuevo. A poco más de un mes de tamaño desastre, ellos —en especial los linieros— le han devuelto el servicio eléctrico a más del 93 por ciento de la provincia.

La globalización de la solidaridad nacional funcionó con la exactitud de un reloj suizo. Brigadas especializadas procedentes de Ciego de Ávila, Guantánamo, Cienfuegos y Ciudad de La Habana, entre otras provincias, hicieron acto de presencia sin per-der un minuto en los lugares más afectados del norte tunero, tanto en su parte urbana como rural. Gracias a ellos, los municipios de Jobabo, Amancio, Colombia y Majibacoa tienen completamente restablecido el servicio.

La telefonía provincial exhibe también evidencias de recuperación. Alrededor de 70 trabajadores de ETECSA, procedentes de Santiago de Cuba, Guantánamo, Granma y la capital del país, acoplaron esfuerzos con las brigadas locales para restañar los daños causados por Ike en la infraestructura territorial. Han tenido que enfrentarse a daños muy severos como, por ejemplo, la sustitución de varios kilómetros de cables y averías en las líneas.

El tema de la vivienda, el más escabroso dentro del panorama lega-do por el devastador Ike, marcha de acuerdo con las disponibilidades. El huracán dejó por acá el escalofriante saldo de más de 80 000 casas con afectaciones totales o parciales.

En materia de recogida de los es-combros dejados por Ike, en Las Tu-nas se han batido todos los récords, con alrededor de un 1 100 000 me-tros cúbicos. Esa cifra, conseguida en poco más de cinco semanas, duplica el total compilado en el año 2007 completo. La población toma parte activa en esta cruzada, que tiene en el trabajo voluntario uno de sus baluartes fundamentales.

También colaboran en ella diversas organizaciones como la UJC, cuyo contingente le dio un colosal impulso a la tarea en el poblado de Delicias, en Puerto Padre.

La siembra de viandas y hortalizas de ciclos cortos figura en un peldaño de primer nivel en esta fase recuperativa en la que estamos enfrascados. Es la garantía para que los productos del agro retornen en el menor tiempo posible a la cazuela doméstica. El MINAZ y el MINAGRI en este territorio actúan en consecuencia con este propósito y ya reportan importantes índices de áreas sembradas.

La provincia, en sentido general, trabaja fuerte para recuperarse de la catástrofe. Sus resultados son evidentes, aunque es largo el trecho que queda por andar. Jorge Cuevas Ramos, presidente del Consejo de Defensa Provincial, ha expresado que el momento exige levantar la economía, producir alimentos para la población, elevar la calidad en los servicios y que el último trimestre del actual año sea un repunte en cuanto al desarrollo socioeconómico tunero. En eso andamos.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.