Hay que examinar al niño de los pies a la cabeza

Cada año se detectan en Cuba alrededor de 300 nuevos casos de cáncer en niños y adolescentes, con un ligero predominio del sexo masculino

Autor:

Dora Pérez Sáez

Cada año se detectan en Cuba alrededor de 300 nuevos casos de cáncer en niños y adolescentes, con un ligero predominio del sexo masculino.

La mortalidad por esta causa ya ocupa el tercer lugar en el grupo de pacientes de entre uno y cuatro años —precedida por las malformaciones congénitas y algunos accidentes—, y el segundo lugar en el grupo de entre cinco a 14 años, superada solo por los accidentes.

De ahí la importancia del diagnóstico temprano del cáncer en los más pequeños y adolescentes, la cual fue resaltada este jueves en el IV Congreso Iberoamericano de Cirugía Pediátrica por la doctora Martha Longchóng, directora del Programa Nacional de cáncer infanto juvenil.

La doctora llamó a los pediatras cubanos a realizar un examen completo a sus pacientes, con independencia del motivo que los llevó al hospital.

«La única manera de lograr el diagnóstico temprano del cáncer es que el médico piense que es posible que ese pequeño que está frente a él puede tenerlo. Esta es una lucha que tenemos todos los oncólogos pediatras del mundo.

«No todo depende del médico, muchas veces depende de la familia que no se ha percatado de que el menor presenta un problema que no es un simple catarro, o puede ser que lo haya atendido un pediatra que no sabe nada de oncología pediátrica. Eso puede suceder, porque los niños con cáncer son muy pocos».

Según reveló la especialista, la sobrevivencia a los tumores malignos pediátricos en el país ha mejorado notablemente, y se acerca mucho a la que ostentan las naciones desarrolladas.

«Cuba cuenta con las técnicas más avanzadas para combatir el cáncer. Usamos los mismos protocolos que se emplean en esos países, los incorporamos, y cada cuatro o cinco años hacemos una renovación de los mismos», concluyó.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.