Reorganizar la pirámide educacional - Cuba

Reorganizar la pirámide educacional

La continuidad de estudios de los alumnos que culminan el noveno grado y el ingreso a las Escuelas Formadoras de Maestros fueron temas abordados en el Seminario preparatorio del próximo curso escolar

Autor:

Margarita Barrios

La necesidad de reorganizar la pirámide educacional, es decir preparar el número de técnicos y obreros calificados en concordancia con la cantidad de profesionales que requiere el país, marcó la continuidad de estudios de los jóvenes que culminaron el pasado curso escolar el noveno grado, proceso que continúa en el actual período lectivo.

En el Seminario preparatorio para el próximo curso, que sesionó durante tres días, los directores municipales y provinciales de educación, rectores de las Universidades de Ciencias Pedagógicas y directores de las Escuelas Formadoras de Maestros, así como el Consejo de Dirección del MINED pasaron revista a lo realizado en el curso escolar 2010-2011 y se trazan los lineamientos para el venidero período lectivo.

Margarita McPherson, viceministra de Educación, explicó que de un total de 125 000 alumnos que egresarán de la secundaria básica, más de 70 000 encontrarán la continuidad de sus estudios en la Enseñanza Técnica Profesional.

A los preuniversitarios en todas sus variantes, es decir escuelas deportivas, Camilitos, así como institutos vocacionales de ciencias exactas y de ciencias pedagógicas, entre otros, acudirán más de 55 000 jóvenes.

La directiva significó que los estudiantes de noveno grado están desarrollando en estos momentos el proceso de llenado de boletas para solicitar su continuidad de estudios, y que el otorgamiento de las plazas se realizará en el mes de junio.

«Continuaremos privilegiando la enseñanza técnica, para lo cual estamos realizando un trabajo de orientación vocacional para explicar bien a los estudiantes en qué consiste cada especialidad y qué oportunidades de trabajo les brinda luego de terminados sus estudios.

«Hay especialidades priorizadas a partir de las demandas del país, una buena parte de ellas de obreros calificados. Es importante que podamos cubrir esas cifras con nuestros egresados, pues de ellos dependerá el desarrollo de cada territorio».

Con respecto a los que terminan este año el preuniversitario, la viceministra MacPherson precisó que en estos momentos se realizan los exámenes de ingreso, principal indicador para valorar los resultados de ese nivel de enseñanza.

«De más de 48 000 estudiantes de duodécimo grado, unos 2 000 no aprobaron el año, pues suspendieron alguna de las seis asignaturas que constituyen el currículo. Hay otros que en el transcurso del curso escolar no se presentaron a las pruebas finales.

«Pero es un proceso que no ha cerrado. Las cifras finales del nivel preuniversitario estarán con los resultados del ingreso a la Universidad».

Los maestros que se necesitan

La formación de maestros, tanto en las Universidades de Ciencias Pedagógicas como en las Escuelas Formadoras de Maestros, sigue siendo una prioridad del sistema educacional, y tema abordado profundamente en el Seminario.

Regla Silva Hernández, directora de enseñanza primaria del Ministerio de Educación, destacó que hoy se realiza una rigurosa selección de los estudiantes que aspiran a ser maestros, que incluye no solo los resultados académicos, sino también la formación ética del joven.

«En las Escuelas Formadoras de Maestros ingresan alumnos que terminan noveno grado, y estudian en esos centros durante cuatro años, porque necesitamos de un tiempo importante para que se preparen bien como educadores de círculos infantiles, maestros primarios y en algunas provincias también para la educación especial.

«Contamos con 18 escuelas de este tipo en todas las provincias del país, algunas tienen dos centros, y la matrícula total es de más de 7 000 estudiantes. Aspiramos ingresar para el próximo curso escolar unos 10 000 jóvenes más, con lo cual ya tendríamos alumnos en primero y segundo año».

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.