Mudanza progresiva a la televisión digital terrestre en Cuba - Cuba

Mudanza progresiva a la televisión digital terrestre en Cuba

El despliegue de esta transferencia en nuestro país se prevé concluya en el año 2021

Autor:

Yailin Orta Rivera

Para el año 2021 se prevé que concluya en Cuba la transferencia de la televisión analógica a la digital terrestre, un proceso que comenzará su primera etapa en junio próximo en una zona de demostración en La Habana, donde se realizarán pruebas de transmisión de señal y de recepción en los hogares de los televidentes.

La introducción de la televisión digital en nuestro país se entronca con la mudanza que en estos momentos está sucediendo a nivel mundial, y a la cual no escapará ninguna nación, ya que el desarrollo tecnológico está poniendo a todos frente a ese imperativo.

La transmisión de la señal televisiva mediante el empleo de la tecnología digital, que comenzó en el mundo aproximadamente en el año 1997, tiene un mayor número de ventajas para el país y para los usuarios. Entre sus bondades se encuentran disponer de mayor cantidad de canales de programación, la reducción de los transmisores, y en consecuencia del consumo energético, se aligera el sistema de antena ubicado en las torres de transmisión, que es además una vulnerabilidad ante los fenómenos meteorológicos y se disminuirían los gastos por concepto de piezas de repuesto para los transmisores.

De cara a los televidentes, los beneficios se concentrarían en la uniformidad de la calidad de la recepción de todos los canales de la TV, en la optimización de la imagen y el sonido, no habría que reorientar la antena para cada uno de los canales, se podrá sintonizar cualquier estación de radio desde el televisor y habría nuevos servicios como una guía electrónica de programación u otro tipo de servicios interactivos.

El programa de despliegue de la TV digital terrestre en Cuba pretende anticiparse a la obsolescencia tecnológica en este sector. La máster Grisel Reyes, directora de Ciencia e Innovación Tecnológica del Ministerio de Comunicaciones, explicó que la transferencia se ha planificado de manera tal que se aproveche la infraestructura instalada y se va a hacer de manera escalonada y por regiones en el país, a un ritmo coherente con la disponibilidad económica que tengamos.

El Doctor Glauco Guillén, director general del Instituto de Investigación y Desarrollo de Telecomunicaciones (Lacetel), expresó en la Mesa Redonda de este miércoles que existe una comisión que lleva más de diez años involucrada en esta responsabilidad: estudiando los aspectos teóricos de las normas, buscando experiencias prácticas y haciendo pruebas comparativas.

Según precisó, el país utilizará la norma china Transmisión Digital Terrestre Multimedia o DTMB (por sus siglas en inglés) que tiene gran desempeño, y que nos va a permitir brindar estos servicios a un menor costo.

El directivo mencionó que en la etapa inicial, en la que confluirán la TV digital y la analógica, para la recepción solo precisaremos de una caja decodificadora  —que permite recibir y visualizar la señal digital en los televisores actuales—, y que es un dispositivo que se emplea en este caso como mismo hacemos con los DVD o las videocaseteras. La caja decodificadora tiene la particularidad de que no se puede utilizar a la vez en más de un televisor.

«Después de que hayamos pasado esta primera etapa, en nuestra red comercializadora comenzarán a aparecer los TV híbridos, que tienen la capacidad de recibir la señal analógica y adiciona la posibilidad de la recepción de la señal digital».

Glauco Guillén aclaró que un televisor LCD o de pantalla plana no tiene necesariamente que ser un televisor digital. La mayoría de los TV de este tipo que se han vendido en nuestra red de tiendas, dijo, son analógicos.

Es importante conocer, destacó, que tener un TV híbrido o integrado, o uno digital, no es condición suficiente para la recepción de la señal digital, es imprescindible que sea compatible con la norma china que emplearemos en nuestro territorio.

Los usuarios que tengan TV más antiguos, que no dispongan de entradas de audio y de video, podrán solucionar este problema con la conexión de una videocasetera y de la caja decodificadora a esta.

Eusebio Garnier, director técnico del Instituto Cubano de Radio y Televisión (ICRT), argumentó que durante la fase de prueba se estrenarán paralelamente tres nuevos canales, y que se ajustarán de acuerdo con el gusto de los televidentes que vivan en la zona de demostración seleccionada.

Entre los impactos que traerá la nueva tecnología para el ICRT mencionó la posibilidad de crear nuevos programas y espacios que le permitan al cliente seleccionar más, de acuerdo con su gusto. A lo interno del ICRT implica, además, mayores posibilidades para la creación y tener una producción mucho más ágil y eficiente.

El director de RadioCuba, Justo Moreno, precisó que el programa de implementación de la señal digital tendrá tres etapas. «A partir del próximo mes comenzaremos en La Habana con la simultánea, en la que mantendremos los dos tipos de transmisión. Esta fase se prolongará durante unos cinco años.

«La segunda etapa, que deberá comenzar a la altura del año 2016, incluirá la instalación del primer servicio de transmisión definitivo, y se prevé que en esta tenga lugar el apagón analógico, que se anunciará con anterioridad y no ocurrirá en todo el país a la vez. Y en el último período se desplegaría totalmente el servicio y llegaríamos a la alta definición».

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.