No hay justificación para deficientes servicios de salud

Sostuvo el Ministro del ramo, Roberto Morales Ojeda, encuentro con la prensa

Ana María Domínguez Cruz
digital@juventudrebelde.cu
13 de Marzo del 2014 0:07:45 CDT

No existe justificación alguna para que en nuestras instalaciones hospitalarias no concurran las condiciones mínimas indispensables para la estadía de un paciente y su acompañante, pues está garantizado el aseguramiento de sábanas, toallas, pijamas, jabón, tela verde y mobiliario, entre otras; y de no ser así, la causa radicaría en problemas internos de la administración de la institución.

Así expresó el doctor Roberto Morales Ojeda, ministro de Salud Pública, durante un encuentro con la prensa nacional este miércoles, donde enfatizó en la necesidad de continuar trabajando para elevar la calidad de los servicios de atención médica que ofrecemos y obtener así no solo la satisfacción de la población, sino también su agradecimiento a la Revolución, que los pone a su disposición.

Cuestiones relacionadas con la limpieza, la elaboración de los alimentos, la disciplina de los trabajadores y la disponibilidad de la ropa de cama, entre otras, empañan muchas veces la labor del personal médico, a las que se suman el no controlar los horarios de visita de la instalación y la entrada de vendedores ambulantes, por ejemplo, que atentan contra el bienestar del paciente y sus familiares, agregó.

Morales Ojeda destacó que se destinan recursos de manera prioritaria para la adquisición de medios imprescindibles, sobre todo para los adultos mayores. El envejecimiento poblacional es un fenómeno que nos involucra a todos, señaló, por lo que urge elevar la disponibilidad de sillas de ruedas, bastones, colchones antiescaras, balones de oxígeno, camas fowler y cuñas, entre otros, así como financiar la reparación de casas de abuelos y hogares de ancianos, y la construcción de aquellos que sean necesarios en los distintos territorios.

La necesidad de comprar pañales o culeros desechables para los adultos es también un asunto que nos preocupa, adicionó, y en la medida de lo posible se estudian y analizan las posibilidades reales con las que podemos contar para producirlos en el país más adelante.

Conocemos las carencias materiales y tecnológicas que aún padecen algunas instalaciones hospitalarias y es una prioridad eliminarlas paulatinamente, afirmó el titular, sobre todo en los niveles de atención primaria de salud, es decir, en consultorios y policlínicos, donde debe atenderse entre el 70 y el 80 por ciento de nuestra población.

Alrededor de 48 millones de dólares se emplearán este año para la compra de piezas de repuesto, que permitirán el funcionamiento de equipos no disponibles hoy en la red de policlínicos, por ejemplo, donde no siempre se trabaja según lo diseñado por falta de reactivos y de personal, equipos rotos y otras razones, añadió.

Para la compra de equipos de reposición o para la introducción de nuevas tecnologías en los policlínicos dispondremos en 2014 de 43 millones de dólares, precisó Morales Ojeda, y esto evidencia el interés del país por elevar la calidad de los servicios básicos de atención médica.

No obstante, puntualizó, potenciar el uso racional de los recursos financieros, materiales y humanos y a la vez hacer sostenible y eficiente nuestro sistema de salud es también una tarea de primer orden. Se trata de hacer más uso del método clínico, por ejemplo, pues la eficiencia de nuestro sistema de salud estará garantizada por el aumento del nivel de actividad, es decir, de los servicios, pero con una disminución de los gastos.

Desde la casa, el barrio, la comunidad

Cuba tiene hoy la tasa de mortalidad infantil más baja de la historia —4,2— y una disminución de la tasa de mortalidad materna a 20 por cada 100 000 nacidos vivos. Es uno de los resultados que evidencia con mayor claridad la mejora constante de los indicadores de salud de nuestra población que, al decir del Ministro de Salud Pública, es uno de los grandes desafíos del sector.

El cáncer, las enfermedades cardiovasculares y las cerebrovasculares siguen siendo las tres primeras causas de muerte en el país, y las enfermedades transmisibles solo ocupan el uno por ciento de estas. Por ello es tan importante elevar la cultura sanitaria de nuestra población en lo concerniente al lavado de manos, el tratamiento al agua y la cocción de los alimentos, entre otras medidas, para evitar la proliferación de eventos de cólera y enfermedades diarreicas, las que constituyen hoy la segunda causa de atención médica en el país, añadió Morales Ojeda.

El año pasado se registró una reducción del número de focos y de casos asociados al dengue, recalcó, pero aún quedan insatisfacciones relacionadas con la calidad del trabajo de control de vectores y con la participación de la población en el autofocal.

En los consultorios del médico de la familia, que hoy suman 11 550 en el país, se deben retomar los conceptos fundacionales planteados por Fidel, agregó Morales Ojeda, pues es allí hacia donde debe dirigirse en primer lugar nuestra población.

Trabajamos intensamente en la dispensarización, en el análisis del sistema de salud, en el completamiento de los grupos de trabajo y en la garantía de las condiciones en los consultorios, para que el médico y la enfermera de la familia continúen siendo los guardianes de la salud del pueblo, señaló.

Es una prioridad también simplificar la labor burocrática o de papeleo a la que se ven obligados los médicos en ese nivel, insistió, para contar con su entera dedicación a su trabajo, para el que no debe faltar el instrumental y el material gastable necesario, el mobiliario y la disponibilidad de luz y agua, entre otras condiciones imprescindibles.

El buen funcionamiento de nuestra atención primaria de salud con la implicación de especialistas que ofrezcan consultas los días establecidos propiciará que los cuerpos de guardia y salas de los hospitales no se sobrecarguen de casos que pueden ser atendidos en los policlínicos o a través de ingresos domiciliarios.

Morales Ojeda apuntó que un elevado porciento de los ingresos del país se recibe de los servicios médicos cubanos prestados en América Latina, África y Medio Oriente, entre otras zonas del mundo. Suman más de 50 000 nuestros colaboradores en 66 países, de los cuales llegarán 11 430 a Brasil antes del 20 de marzo próximo, pero ello no afecta la cobertura médica del pueblo, a la que contribuyen los 586 000 trabajadores del sector y para cuya mayor calidad se trabaja cada vez más.

Estuvo presente en el encuentro, junto a los viceministros del sector, Antonio Moltó, presidente de la Unión de Periodistas de Cuba, quien insistió en que la calidad del servicio médico debe revertirse también en la calidad de la información que se le ofrece al pueblo con relación a este sector.

envíe su comentario

  • Normas
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio
    1. 1

      Modesto Darcourt Gil - 13 de Marzo del 2014 4:37:32 CDT

      No habrá justificación según dice el Ministro, pero la cruda realidad es que las instalaciones y el servicio que se brinda es muy pero muy deficiente. Y lo triste es que la población tiene la impresión-certeza de que el deterioro es generalizado a pesar de los muchos prefesionales capacitados y dignos que están presentes.

    2. 2

      Miguel - 13 de Marzo del 2014 8:58:32 CDT

      Pienso que el servicio de salud cubano debe ir encaminado poco a poco al rescate de todas esas pequeñas necesidades que tienen los pacientes en nuestros centros hospitalarios, pero además me llama la atención, muchos de los médicos que se quedan para cuidarnos, mientras otra gran masa se va a cumplir tan merecida y solidaria misión. Me llama la atención porque no dejo de escuchar bastante quejas de la población (en las paradas, barrios, trabajo) acerca de muchos médicos que no tienen aún muchos años de experiencia y medican mal o no tienen la fuerza o energía suficiente para estar frente a un Cuerpo de Guardia. Creo que nuestros dirigentes deben realizar un estudio encaminado a este punto, sobre la base de que no todos nuestros médicos salen con la preparación suficiente y esto pudiera atentar en contra de la conciencia que queremos lograr y en un problema socio político Saludos

    3. 3

      Mangeles - 13 de Marzo del 2014 8:59:04 CDT

      Con todo el respeto que merece el ministro de salud, no creo que él haya visitado en muuuucho tiempo el Hospital Provincial de Santiago de Cuba. No son esas las realidades que se viven en ese recinto hospitalario cada día. Si tiene dudas, que se presente de incógnito y sin avisar a nadie de la Dirección Provincial de Salud y visite la Sala 5 de Neurocirugía del Saturnino Lora, o la sala de Misceláneas del Hospital Infantil Norte, o la Sala de Cesáreas del Hospital Clínico Quirúrgico Juan Bruno Zayas o el Hogar de Ancianos de Ciudamar, o mi propio Consultorio del Médico de Familia (No. 22) del Policlínico 30 de Noviembre en la ciudad de Santiago de Cuba. Dudo que publiquen mi comentario, pero no me quedaré con esa insatisfacción. Es un derecho ciudadano!

    4. 4

      l permuy - 13 de Marzo del 2014 9:29:21 CDT

      todo muy bien ,y por que no dice se habla de salud y educacion cuando van a mejorar las condiciones de vida y trabajo de los trabajadores de la salud , que trabajan mucho y son la cara del pais ,cuando se habla de cuba siempre se habla de salud y educacion y sus trabajadores son lo s que peores condicones de trabajo vida tiene ,por favor

    5. 5

      Daniel - 13 de Marzo del 2014 9:47:23 CDT

      No dudo ni dudaria nunca de los resultados alcanzados en materia de salud por nuestro pueblo, pienso que nadie puede negarlo, pero considero que, la atencion que se le presta a nuestra poblacion hoy no es la mejor, y esto no debido especificamente a elementos objetivos. No quisiera llegar a afirmar que esto es debido a la apertura de mas misiones medicas en el extranjero, en las ultimas visitas que he hecho a centros asistenciales de sañud pública he recibido un trato, cuando no malo, si bastante indiferente, o sea, creo que hay que trabajar mas en el aspecto ideologico de nuestros medicos en el pais.

    6. 6

      Yudy - 13 de Marzo del 2014 9:49:11 CDT

      Lamentablemente al calor de las tranformaciones en la Salud, se debio evaluar las características de cada Área de Salud a la hora de aplicar las mismas, pues se da el caso de un municipio como el de Sibanicú en la provincia de Camagüey, que el Policlínico Hospital Local que contó en su momento con 40 camas de hospitalización en Medicina, Pediatria y Obstetricia, así como sala de terapia y otros servicios, con estas tranformaciones fue devaluado a policlínico comunitario, perdiendo servicios vitales como Rayos X las 24 horas, Salas de hospitalización, Sala de Terapia, y si sumamos a esto que se cerro el Hogar Materno, El Centro Comunitario de Salud Mental y la Base del SIUM, nos daremos cuenta que lejos de mantener los índices de satisfacción en la salud del pueblo que llegamos a tener en un territorio eminentemente agroindustrial, con empresas azucareras y agropecuarias, una extensión de más de 700 Km2 y cerca de los 31000 habitantes, que es cruzado por la carretera central y el ferrocarril central, nos damos cuenta que lejos de ganar con estás tranformaciones, no hemos logrado mantener está conquista que la Revolución puso en manos del pueblo y ejemplos de ineficiencias con está estructura son muchos, recientemente se produjo un accidente con el vuelco de un camión de pasajeros con cerca de 30 lesionados y los mimos estaban ubicados en sillones, el piso y pasillos del policlínico sin poder realizarle muchos de los exámenes pertinentes, por carencia de estos servicios o por encontrarse cerrados al suceder un sábado en horario de las 7 Pm, además de tener que incrementar el gasto de combustible pues es necesario la remisión de casos a unidades provinciales o del municipio Guáimaro distantes en ambos casos a más 30 Km, ante la pobre resolutividad de los servicios sanitarios en el municipio.

    7. 7

      ICA - 13 de Marzo del 2014 10:30:16 CDT

      Un ejemplo fehaciente de todo lo expresado y donde hay que poner fuerte empeño para mejorar las condiones y los servicios generales de salud es el hospital de Cárdenas en la provincia de Matanzas. Se persive un choque tremendo cuando se es trabajador del turismo, como sucede con gran parte de la población de este municipio, donde la cultura del servicio se impone a niveles competentes con el resto de los países del mundo y como tal la exigencia. Cuando a uno le toca hacer de paciente o ir con un familiar a un servicio hospitalario y se encuentra con las inadecuadas condiciones de seguridad e higiene para los clientes-pacientes que nos estamos ofreciendo entre nosostros mismos, se pregunta entonces que es lo real el servicio hotelero o el servicio médico si ambos tienen tanto en común como la hospitalidad, las buenas condiciones higíénicas, el mantenimiento de las instalaciones, las buenas prácticas en todos los sentidos. Entonces si podemos tener hoteles que se respeten: limpios, bien mantenidos y con buen servicio al cliente tambien podemos tener hospitales que se respeten para atender a toda la población y a los que tanto esfuerso hacen día y noche por servir correctamente a otras personas y garantizar su satisfacción.

    8. 8

      DON - 13 de Marzo del 2014 10:48:49 CDT

      Pues bastante problemas tienen las administraciones de esos centros...¿cuántas veces no he llegado a la Benefica y no hay, increiblemente, recetas en el Cuerpo de Guardia?....claro que no hay justificación para que ocurran cosas como esa...para seguir con ese Hospital, allí se ha invertido gran suma de dinero en la rehabilitación de sus pabellones y el robo desmedido e incontrolable al parecer echan por tierra el esfuerzo del Estado que es de todo su pueblo quien definitivamente es quien financia todo esto...solo le dieron una pintura exterior y pareciera otra cosa, pero cuando usted entra no sabe si está en Cuba o en Afganistán......no se cuidan estas instalaciones, no se protegen de malhechores, los CVP allí están por gusto y pa´ná, ganan poco y aceptan cualquier beneficio por hacerse los que no ven nada....por el contrario, al Hospital Nacional se le hizo una reparación hace ya varios años, se instalaron cámaras de vigilancia y un Puesto de Mando las 24 horas (como en cualquier otro Hospital del mundo), pues el índice de robos allí es casi nulo.....a veces invertir en un poco en tecnología ahorra miles de miles.....yo exholto al Ministro que junto a otros compañeros se den a la tarea de visitar de incógnito los hospitales de La Habana para que vean de verdad de verdad la cantidad de problemas que presentan, que no crean lo que les dicen los directivos, persónence en estas instalaciones pero de incógnito repito...cuando se dice que habrá una visita tal día, se preparan con antelación y todo está de maravillas.....no se dejen engañar, esas ¨visitas sorpresivas avisadas¨ son un engaño para todos......encontrarán desde un médico que no da lo mejor de si hasta un cuerpo de guardia sin recetas.......escuchen al pueblo que nunca se equivoca ni miente.

    9. 9

      chino - 13 de Marzo del 2014 10:52:50 CDT

      Leo este artículo mientras escucho un programa de radio que trata el tema de las enfermedades de transmisión sexual, donde se dice los cuantiosos esfuerzos que hace el país para evitar la propagación de dichas enfermedades. El principal consejo es uso del condón. Me gustaría invitar al ministro de salud, y a los periodistas de este programa radial que visiten las farmacias de la ciudad de Holguín y luego le expliquen a la población las causas de por qué están ausentes los condones para su adquisición, o es que existe un método nuevo para evitar el contagio, ahhhhhh si la abstinencia. No podemos por un lado decir que están todas las condiciones creadas cuando hay miles de ejemplos que dicen lo contrario.

    10. 10

      Lic. Roberto A. Ricardo Jordana - 13 de Marzo del 2014 11:36:24 CDT

      Se puede observar que no hay relación ninguna entre el criterio emitido por el ministro de salud y los criterios de los que opinan en estos comentarios. Yo pregunto: Para que sirven estos comentarios, cómo se puede saber el resultado de sus análisis. Vivimos en Cuba, un país con grandes logros sociales y conquistas revolucionarias en favor del pueblo, incluida la salud pública, es inconsebible que exista tanta diferencia entre ambos criterios. Aquí se denuncian hechos, situaciones espécificas y bien localizadas, quien investigará la veracidad de esas opiniones y cómo saber el resultado de esa verificación, no debemos contradecir la opinión de nuestros representantes o dirigentes nacionales pero no está prohibido denunciar lo mal hecho, estos criterios son leidos por miles de personas con ideologías diversas, con buenas y malas intenciones, nos toca a los revolucionarios enfrentar lo mal hecho y aquí se han hecho denuncias fuertes, esto debe ser verificado y el resulatdo debe ser informado al pueblo, eso es lo menos que esperámos y merecemos saber. Mi respeto es siempre a la verdad, nací, vivo y moriré como un genuino cubano. Espero por el análisis de las autoridades competentes en este caso y que los resultados salgan publicados en este mismo periódico. Eso nos han enseñado nuestros dirigentes históricos.

    11. 11

      Carlos Gutiérrez - 13 de Marzo del 2014 12:06:00 CDT

      No hay justificación, pero hay bastantes deficiencias. Quien lo dude, que visite el hospital Julio Trigo, por sólo poner un ejemplo. En honor a la verdad, yo no tengo quejas de ningún médico, al contrario, pero estoy notando que en los cuerpos de guardia casi lo único que hay son estudiantes, sobre todo extranjeros. Yo sé que sólo en un hospital los estudiantes pueden hacerse médicos y no estoy en contra de que aprendan conmigo, pero me preocupa la proporción de estudiantes contra médicos hechos y derechos.

    12. 12

      karelia - 13 de Marzo del 2014 14:48:11 CDT

      LA CLAVE ESTÁ EN LO QUE DIJO EL #3 : VISITAR DE INCOGNITO, POR LA MADRUGADA, LOS DOMINGOS, SIN ANUNCIAR VISITAS. EL DIA QUE SE QUIERA SABER LA VERDAD VERDADERA, SOLO CON IR A ESTOS LUGARES SIN PREVIO AVISO, CON ESCUCHAR AL PUEBLO EN CUALQUIER ESQUINA ES SUFICIENTE. PERO MIENTRAS SIGAMOS LEYENDO INFORMES Y ORGANIZANDO "CONTROLES Y AYUDA" SEGUIREMOS CREYENDO QUE TODO ES COMO LO DICEN...

    13. 13

      blas - 13 de Marzo del 2014 15:33:13 CDT

      VISITEN EL CUERPO DE GUARDIA Y VAYAN A LOS BAÑOS DEL HOSPITAL LENIN DE HOLGUIN

    14. 14

      faustino - 13 de Marzo del 2014 16:04:09 CDT

      Cuantos hospitales y policlinicas visita sorpresivamente?. Cuando se decida hacerlo podra hablar con categoria sobre el sector que "dirige".

    15. 15

      Lázaro de Jesús - 13 de Marzo del 2014 16:23:30 CDT

      Sin dudas algo anda mal. El pueblo muy pocas veces se equivoca, diría más: NUNCA SE EQUIVOCA, por eso hay que saber escucharlo y prestarle más atención a sus criterios.

    16. 16

      arwen - 13 de Marzo del 2014 16:33:34 CDT

      Ministro espero que mi comentario sea publicado y leído, en mi modesta opinión de madre que dio a luz en el hospital provincial Antonio Luaces Iraola de ciego de avila, considero existe hacinamiento en la sala de puerperio, consecuencias incluida(limpieza, cesáreas en salas de parto natural, sin lugar donde poner objetos, el sillón del acompañante metido en el medio, poca circulación aire) y me pregunto porque ...porque esta a la vista y no pasa nada. Y no me voy a meter con los servicios médicos de urgencia, prefiero que salga y investigue usted mismo.

    17. 17

      Javier - 13 de Marzo del 2014 17:16:00 CDT

      Lo que plantea aquí nuestro ministro de salud no es la realidad que yo vivo en mi municipio, Fomento, provincia Sancti Spíritus, puede darse una vuelta por acá, y si lo desea que hasta avise, aquí se encontrará un Policlínico, Miguel Montesinos, por cierto, el único del municipio, que ya no cumple su función de policlínico, luego de gastar cuantiosas sumas de dinero en su reparación y remodelación, un dia como por arte de magia comenzaron a desaparecer sus consultas, su cuerpo de guardia, sus banos, todo por orientación, supuestamente de "arriba", hoy tenemos un local lleno de oficinas de personal, de economia y de cuantas cosas se les pueda ocurrir. Es obvio entonces que el único cuerpo de guardia de nuestro único hospital Ricardo Santana siempre está colapsado, en condiciones precarias, aquello parece cualquier cosa menos un cuerpo de guardia, la sala de observación cuando llueve parece que estás debajo del aguacero y debido a tanta humedad y agua todas las paredes y el bano estan cubiertas por moho negro-verde donde habitan todo tipo de bacterias, hongos y virus. Nuestros galenos tienen que hacer maravillas, pues el medico de guardia es el mismo que tiene que atender las urgencias, los pacientes ingresados en la sala y los que llegan al cuerpo de guardia. Realmente es deprimente, no voy a continuar, porque no quiero abusar de este espacio, solo invito a cualquier autoridad competente a visitar mi municipio y palpar y ver la realidad del sistema de salud. No comenté la situacion de algunos consultórios médicos que la mayoría ni agua tienen para que el medico se lave las manos cuando termina de examinar a un paciente.

    18. 18

      Maria Estevez - 14 de Marzo del 2014 8:59:21 CDT

      Visiten los hospitales de Santiago de Cuba, por favor!!!

    19. 19

      jackie - 14 de Marzo del 2014 13:52:02 CDT

      Coincido con las opiniones anteriores de que la atención y el servicio que se prestan en nuestros hospitales y policlínicos son muy deficientes. Ahora en los policlínicos las placas son para los casos de urgencias, al igual que los ultrasonidos, a veces no hay medicamentos para subir la presión o reactivo para hacer una simple glicemia, y lo último que viví fue que no pueden dar recetas en el cuerpo de guardia por una intoxicación alimentaria, solo ponerte una inyección para la picazón, hay que ir al consultorio (si es que hay algún médico) a hacer una cola hasta el mediodía para poder obtener la receta para ese medicamento... Por favor !!!! Y ni hablar de las condiciones higiénicas de las salas y los baños de los hospitales. Pienso que deben tomar medidas para que el servicio y la condiciones de salud mejoren en el país.

      del autor

      en esta sección