Semir Pérez tiene su «mecánica»

El Secretario General de la UJC en la Empresa Planta Mecánica de Villa Clara fue elegido delegado al X Congreso de la UJC. El joven afirmó que honrará en el evento la tradición guevariana de su industria

Autor:

Nelson García Santos

SANTA CLARA, Villa Clara.— La alegría recorrió la víspera la Empresa Planta Mecánica de aquí, tras el anuncio de que el joven Semir Pérez Rodríguez será su representante en el X Congreso de la Unión de Jóvenes Comunistas, a celebrarse en julio próximo.

Así lo decidieron el 55,7 por ciento de los 253 trabajadores de la entidad que votaron a su favor, en elecciones en las que había que decidirse entre cuatro jóvenes, de indiscutibles méritos, para elegir al delegado directo.

Se comprende fácilmente la alegría de Semir, trabajador de una fábrica emblemática de Villa Clara, inaugurada por el inolvidable Comandante Ernesto Che Guevara, donde siempre la juventud ha sido un pilar para sus resultados productivos.

Luego de recibir de manos de Yuniasky Crespo Baquero, primera secretaria de la UJC en el país, la credencial que lo acredita como tal, agradeció la confianza de su colectivo, que tiene en sus jóvenes una fuerza de vanguardia, enfatizó.

Sus palabras son una prueba más del protagonismo juvenil, pues los más noveles están dispuestos a doblar los turnos de trabajo cada vez que haga falta o asumir cualquier tarea urgente.

Los jóvenes están motivados porque Planta Mecánica se encuentra en un momento de auge. Este año cuenta con un plan de producción de poco más de 22 millones de pesos, superior a lo realizado en 2014. Y hasta la fecha marcha bien en el cumplimiento del programa previsto.

El Secretario General de la UJC en la llamada Fábrica de fábricas prefirió más que hablar sobre él mismo, explicar cómo —a partir del papel activo de los 21 militantes, ese del ejemplo por delante— lograron incentivar al resto de los jóvenes, que son un eslabón importantísimo en la producción.

Los trabajadores jóvenes están conscientes del papel vital de su empresa para garantizar las piezas de repuesto que necesita la industria azucarera, su principal objeto social, también para Antillana de Acero, en la capital, y para las industrias del níquel y el cemento, por citar ejemplos.

Semir contó que después de lograr un mejor funcionamiento del comité de base, de involucrar a los militantes y a aquellos que no los son en actividades políticas y productivas, se estableció una relación más estrecha entre todos. Esto, sin dudas, cohesionó para bien a sus contemporáneos.

—¿Cómo te sientes en lo personal en este instante?, le interrogamos.

—Tengo una inmensa satisfacción y, si cabe, estoy más comprometido con la Revolución. En el Congreso hablaré de las preocupaciones de los jóvenes de nuestro centro, entre las que no faltan las relacionadas con la necesidad de que la UJC tenga mayor protagonismo en la organización de actividades e iniciativas que estimulen la recreación.

Los jóvenes de Planta Mecánica saben también que esa historia que une al Comandante Ernesto Che Guevara con su fábrica hay que enriquecerla cada día, no puede ser de otro modo. Por eso ahora se sienten más satisfechos con sus resultados, porque van por buen camino.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.