Equipos japoneses para siembra de arroz en Isla de la Juventud

La Universidad del Municipio Especial acompaña, asesora, monitorea y evalúa los resultados del proyecto de transferencia tecnológica entre Japón y Cuba

Autor:

Roberto Díaz Martorell

NUEVA GERONA, Isla de la Juventud.— Productores de arroz en Isla de la Juventud se encuentran en mejores condiciones para elevar los rendimientos y calidad de ese alimento, al recibir equipos para la producción del cereal donados por la Embajada de Japón en La Habana.

La entrega se realiza como parte del proyecto Cubapón, con el fin de fortalecer la producción de arroz en Isla de la Juventud, y cuenta con turbinas, mochilas para fumigación, motobombas, mangueras transplantadoras, cosechadoras y otros equipos.

Según datos suministrados por Yusy Mildre Lescaille Montalvo, gestora de Comunicación de la Universidad Jesús Montané Oropesa, el proyecto, de conjunto con la academia local, pretendía al inicio beneficiar a la colonia japonesa radicada en este Municipio Especial, pero se propuso extender la entrega también a las cooperativas arroceras donde laboran productores que pertenecen a esta colonia.

«La propuesta de la Universidad perseguía ampliar la utilidad y aprovechamiento de esos equipos, para que los resultados beneficiaran a toda la población», dijo.

El profesor Jesús Díaz Gómez informó que este es un proyecto de transferencia de tecnología entre Japón y Cuba, donde la Universidad tiene la misión de acompañar a los productores en la capacitación para el uso adecuado, además del monitoreo y evaluación de los resultados.

«Estos son equipos nuevos para los campesinos, y la Universidad está en condiciones de capacitarlos y acompañarlos para que sus resultados tributen a las cifras de ese alimento incluidas en el Programa de Desarrollo Integral con la cantidad y calidad requeridas», comentó.

Alberto Hanzawa Uyema, de la Cooperativa de Créditos y Servicios (CCS) Ramón López Peña, expresó que «estos son equipos nuevos y si los utilizamos bien, así serán los resultados; estamos muy contentos con este donativo ya que ahora vamos a pasar menos trabajo para sembrar y el rendimiento va a ser mucho mayor».

De igual modo, Eloy Rodríguez Terra, de la CSS Camilo Cienfuegos, reconoció el valor de la nueva tecnología en la posibilidad de impulsar el programa de arroz.

«Como cooperativa, ahora vamos a aportar mayores cantidades de arroz y contribuir a la sustitución de importaciones del país y del municipio», subrayó.

En este empeño, la Universidad pinera y el Instituto Nacional de Ciencias Agrícolas (INCA), radicado en Los Palacios, Pinar del Río, han ofrecido a los productores locales temas de capacitación sobre la producción arrocera, el cultivo de diferentes variedades y el manejo de estos equipos.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.