Cuando se hereda la rebeldía - Cuba

Cuando se hereda la rebeldía

Estudiantes antimperialistas del continente se despidieron de La Habana enalteciendo el legado de Fidel y proclamando la voluntad de seguir sus luchas. Presentan libro sobre la infancia del líder revolucionario. Fiestas por el Comandante en casas de niños sin amparo filial

Autor:

Yuniel Labacena Romero

Con una felicitación inmensa por el cumpleaños 90 de Fidel, y la convicción profunda de continuar su lucha y seguir cultivando en cada sitio su pensamiento unitario, solidario y antimperialista, se despidió este sábado el Encuentro Latinoamericano y Caribeño de Estudiantes, que reunió en La Habana a 137 participantes, en representación de 25 organizaciones estudiantiles de 18 países de la región.

Se trata de otro homenaje al líder ejemplar, humanista y tenaz, inspiración para los soñadores y soldados de las causas justas, promotor de grandes transformaciones a favor del bienestar humano, a un revolucionario a quien el enemigo no ha podido doblegar, afirma la Declaración Final del Encuentro, hecha pública desde el Museo de la Revolución.

El texto, leído por Heidy Villuendas Ortega, presidenta de la Organización Continental Latinoamericana y Caribeña de Estudiantes (Oclae), es fruto de los intensos debates ocurridos durante tres días en Cuba, donde los delegados analizaron el contexto actual de la región y el papel del movimiento estudiantil para fortalecer la integración de los pueblos, en un escenario caracterizado por la ofensiva de la derecha contra Gobiernos progresistas.

Asumimos los retos de trabajar por la construcción de un movimiento estudiantil más fuerte, que una, articule y sea protagonista en la lucha social y popular. Seguiremos reclamando una educación pública, gratuita, de calidad, pluricultural, democrática, liberadora y transformadora, con autonomía, cogobierno y al servicio de los pueblos, expresa la Declaración, a la vez que refrenda los principios fundacionales de la Oclae de unidad, solidaridad y beligerancia contra el imperialismo y las oligarquías.

En el documento los líderes latinoamericanos y caribeños ponderaron también la defensa de causas justas de los pueblos que integran el continente, entre estas las de Cuba acerca del cese del genocida bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos, la devolución del territorio ocupado ilegalmente por la base naval yanqui en Guantánamo y las nuevas maniobras imperiales para derrocar a la Revolución.

Igualmente se solidarizan con el pueblo brasileño y su presidenta constitucional Dilma Rousseff, denuncian la feroz guerra económica y mediática contra la Patria de Chávez y Bolívar, y manifiestan su apoyo al pueblo y Gobierno de Venezuela, a la vez que defienden la independencia de Puerto Rico, la salida al mar de Bolivia y el logro de una paz real, duradera y sólida en Colombia.

Durante la jornada, a la que asistieron Susely Morfa González, primera secretaria del Comité Nacional de la UJC, y Jenniffer Bello Martínez, presidenta de la FEU —organización que encabeza la Oclae desde su fundación— la plataforma regional recibió, en honor a su medio siglo, la condición Panchito Gómez Toro, máximo reconocimiento que entrega la FEEM, una de sus 38 organizaciones miembro.

Un niño llamado Fidel Alejandro

fue Fidel en su infancia? ¿Cómo se forjaron su carácter y su voluntad? ¿Cómo se hizo hombre ese pequeño que se volvió un gigante? Esas interrogantes se descubren en el libro Un niño llamado Fidel Alejandro, escrito por María Luisa García Montero y Rafaela Valerino Romero, ilustrado por Ángel Velazco Hernández y publicado por la Casa Editorial Verde Olivo.

El texto fue presentado en el Museo de la Revolución como parte del encuentro estudiantil, en presencia del teniente coronel Rigoberto Santiesteban Reina, director de Verde Olivo, de su ilustrador, y de una de las autoras, María Luisa, quien dijo que el libro permite a cada niño, adolescente o joven que imita a Fidel, le sigue y ama, acercarse a su historia en esas edades.

Agradeció a cuantos hicieron posible el texto, que narra en 30 páginas el nacimiento de Fidel y su intensa niñez en Birán, sus años de estudiante, sus viajes a Santiago de Cuba, sus actos de rebeldía —pues no admitió la vejación ni siquiera de parte de sus superiores— y el interés por el arte militar, entre otros temas.

Se cuenta así la vida de ese «adolescente apuesto e inteligente, gallardo y muy estudioso, cuyo futuro fue avizorado desde entonces»; de ese joven que «hizo repicar de nuevo la campana de La Demajagua para que los estudiantes, y la juventud del país y del planeta, reclamaran los derechos de quienes se saben con razones e ideales suficientes».

Un regalo muy tierno

Entre los regalos más tiernos, sinceros y lindos que recibió el líder cubano en este cumpleaños estuvo el de los hogares de menores sin amparo familiar, esas instituciones que él, con su humanismo y sensibilidad hacia los más vulnerables, concibió como santuarios de amor al prójimo. Las expresiones de cariño brotaron en los rostros, las miradas y los gestos de los pequeños.

En el hogar 6 Vías, del municipio capitalino del Cotorro, uno de los 44 centros de este tipo que existen en el país y donde se celebró el nacimiento de Fidel, los niños le cantaron Feliz cumpleaños y le agradecieron por su preocupación hacia ellos, por hacerlos felices, por su dulzura, por sus verdades y aspiraciones, por hacer posible la obra de la Revolución.

De homenajeadores, los pequeños se convirtieron en homenajeados, cuando recibieron varios regalos de la UJC y de la Organización de Pioneros José Martí (OPJM), entre estos el recién presentado libro Un niño llamado Fidel Alejandro. También bailaron, cantaron y disfrutaron de este especial momento.

Acompañando el festejo estuvieron Susely Morfa González, Aymara Guzmán Carrazana, presidenta de la OPJM, e Irene Rivera Ferreira, viceministra de Educación, entre otros invitados. Cerraba así otro regalo de Cuba y de sus jóvenes al hombre que sigue siendo una presencia viva, y que a sus 90 años continúa regalándole mucho amor a su pueblo, el mismo que recibe de este.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.