Conmovedor reencuentro con Fidel - Cuba

Conmovedor reencuentro con Fidel

Jóvenes que recorren sitios históricos del oriente del país y líderes juveniles honraron a Fidel y a otros patriotas en Santa Ifigenia. Nuevamente conmocionados, juraron seguir multiplicando su legado revolucionario

Autores:

Yuniel Labacena Romero
Roxana Arean Matos

SANTIAGO DE CUBA.— Eran las 12:35 del mediodía cuando los jóvenes se situaron frente al austero monumento donde reposan las cenizas del Comandante en Jefe de la Revolución Cubana. Bajo el sofocante calor santiaguero de estos días, casi sin quitarse el polvo del camino y en un reencuentro siempre conmovedor con las huellas de un sitio que es todo historia, representantes de la juventud cubana volvieron a «abrazar» a Fidel, ahora en el Cementerio Santa Ifigenia, donde se ha convertido en roca eterna.

Allí estaban representantes de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC), de las organizaciones estudiantiles y de los movimientos juveniles. Susely Morfa González, primera secretaria del Comité Nacional de la UJC, fue la primera en depositar una ofrenda floral a Fidel en nombre de todos los niños, adolescentes y jóvenes cubanos, pues «su partida física sigue siendo un hecho que nos conmueve y este reencuentro con él simboliza un juramento con el legado que nos ha dejado y que debemos multiplicar cada día».

Seguidamente lo hicieron los miembros de la expedición que desde el pasado viernes recorre sitios históricos del oriente del país. En los presentes se vieron otra vez ojos llorosos, emoción contenida, rostros y miradas tristes, ante la piedra de granito que guarda las cenizas de Fidel, luego de presenciar el relevo de la guardia de honor, tanto la formada frente al mausoleo del Apóstol, como la que escolta el lugar de reposo del Comandante en Jefe y ante la placa que lleva grabado simplemente su nombre, pero que recoge todo el simbolismo de un líder inigualable, además de cubano, universal.

Cada uno los jóvenes se detuvo ante los detalles conmovedores de este lugar sagrado, delimitado por helechos, palmas y califas moradas de la Sierra Maestra, y ante la pared de hormigón donde puede leerse, en letras doradas, el concepto de Revolución que expresó el Jefe de la Revolución el 1ro. de mayo de 2000, el mismo que los jóvenes ratificaron con la frase ¡Yo soy Fidel!, durante los días de homenaje póstumo y que este sábado aseguraron convertirlo en bandera de lucha.

El tributo llegó también a otros héroes de nuestra Patria, a quienes ahora acompaña Fidel en Santa Ifigenia, como José Martí, a quien consideró entre los más elevados de sus referentes de «sentimientos patrióticos», además de a sus compañeros de lucha en el Moncada, el Granma y el Ejército Rebelde, de la clandestinidad y las misiones internacionalistas.

En la jornada en suelo indómito —en la que participó Julio César Rodríguez García, funcionario del Comité Central del Partido—, visitaron la Granjita Siboney y el otrora Cuartel Moncada, hoy Ciudad Escolar 26 de Julio. En la tarde, la tropa emprendió otra vez el regreso a Granma, para rememorar hoy, en Cinco Palmas, el reencuentro de Fidel con su hermano Raúl y otros expedicionarios del Granma, el 18 de diciembre de 1956. Y alistarse además para emprender la subida del Pico Turquino.

Como aseguraba la Primera Secretaria de la UJC, es necesario vivir la historia para comprender los momentos de sacrificio por los que pasaron jóvenes como nosotros en otras etapas de la lucha revolucionaria. «Este es el motor que mueve los sentimientos y los deseos de estar aquí. Ha sido una jornada para meditar sobre nuestras responsabilidades y reafirmar, como nos decía Fidel, que sobre los hombros de la juventud se pueden depositar grandes tareas».

También honraron al Apóstol y otros patriotas en Santa Ifigenia.

Una expedición de jóvenes recorre sitios históricos del oriente del país.

Junto a un caguairán en la Granjita Siboney.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.