¡Agua para la Zaza!

El mayor embalse del país, la presa Zaza, acumula solo el 15 por ciento de su capacidad de diseño. Al igual que en Sancti Spíritus, en Las Tunas también persiste la intensa sequía

Autores:

Juan Morales Agüero
Lisandra Gómez Guerra

Cuando solo quedan dos meses para que culmine el período húmedo, el mayor embalse del país, la presa Zaza, sufre los estragos de la sequía al acumular apenas 154,630 millones de metros cúbicos de agua, equivalentes al 15 por ciento de su capacidad de diseño.

Según fuentes de la Delegación Provincial del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INRH), en Sancti Spíritus, esos escasos volúmenes preocupan a todas las entidades del territorio, por lo que se han adoptado medidas que buscan reducir el más mínimo derroche de agua.

En la provincia se ejecutan acciones encaminadas a la perforación de pozos, la supresión de los salideros en las conductoras de gran diámetro, el mantenimiento a compuertas y válvulas, y la entrega en pipas del preciado líquido, así como la constante visita a las entidades más consumidoras, como el Ministerio de la Agricultura y el grupo AzCuba, con el fin de determinar con exactitud los volúmenes autorizados a gastar.

A pesar de que ha llovido algo en los últimos días, la actual situación de la Zaza, con una capacidad total de 1 020 millones de metros cúbicos de agua en un área de 11 350 hectáreas, se corresponde con la escasez de escurrimientos en la segunda mayor cuenca hidrográfica del país, que abarca territorios de las provincias de Villa Clara y Sancti Spíritus.

De acuerdo con datos recopilados en la entidad espirituana, el más bajo almacenamiento de la presa fue en 1976, cuando el acumulado quedó en 99,634 millones de metros cúbicos de agua.

Afortunadamente, mientras que siguen con deprimidos volúmenes los embalses de Siguaney y Lebrije, otras fuentes importantes de abasto para la economía y consumo de la población de varios municipios yayaberos han mejorado su situación, gracias a las precipitaciones ocurridas en el recién finalizado fin de semana en Jatibonico y Taguasco. No obstante, continúa la tensión por sequía en Sancti Spíritus, considerada como la segunda provincia más afectada a nivel de país, al almacenar el 17 por ciento de su capacidad total.

El «balcón» está medio seco

La intensa sequía que desde hace varios años padece el territorio tunero no parece dispuesta a ofrecer tregua, y obliga a las autoridades a exprimirse las neuronas en busca de paliativos que propicien llevar el vital líquido hasta los necesitados.

Las pipas vuelven a erigirse como la principal alternativa de circunstancia. En la actualidad, más de 120 000 tuneros reciben el agua por intermedio de estos vehículos, al tiempo que se exploran otras opciones de emergencia a escala comunitaria.

Según Mirtha García, delegada de Recursos Hidrúlicos en la provincia, los embalses atendidos por la institución a su cargo acumulan en este momento apenas un preocupante 25 % de su capacidad total de llenado, una cifra ascendente a poco más de 85 millones de metros cúbicos de agua.

La presa Juan Sáez, la mayor de la provincia, alberga en la actualidad solo el 15 por ciento de su volumen. Y el embalse El Rincón, principal abastecedor de agua de la capital provincial, anda por la mitad. Las unidades restantes no sobrepasan el 30 por ciento.

Las lluvias brillan por su ausencia en este sediento territorio, en especial en aquellas zonas donde se localizan las cuencas hidrográficas. De ahí que el acumulado histórico, según precisó la Delegada, esté por debajo del 50 por ciento, algo recurrente en las últimas temporadas.

Otras medidas adoptadas para aliviar la difícil situación son la sustitución de conductoras en mal estado, la supresión de salideros, la activación de nuevas fuentes de abasto en comunidades afectadas y la rehabilitación de redes hidráulicas.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.