Cobertura especial: ¿Cómo puede ser el impacto de un huracán categoría 5?

A propósito del paso de Irma por áreas antillanas, Juventud Rebelde comparte con los lectores características de un fenómeno meteorológico de tal fuerza y los enormes daños que podría ocasionar

 

Autor:

Juventud Rebelde

-De acuerdo con la información del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología, Irma continúa siendo un intenso huracán categoría 5 en la Escala Saffir-Simpson, con rumbo oeste noroeste, incrementando la velocidad de traslación a 26 km/h. Se espera que en las próximas 48 a 72 horas afecte a la región oriental de Cuba.

Teniendo en cuenta que en las próximas 12 a 24 horas mantendrá similar rumbo y velocidad de traslación, se decidió establecer la Fase de Alerta para las provincias de Guantánamo, Santiago de Cuba, Granma, Holguín, Las Tunas, Camagüey, Ciego de Avila y Villa Clara a partir de las 10.00 horas del día de hoy. Mantener la Fase Informativa para Sancti Spíritus, Cienfuegos y Matanzas. Las provincias de La Habana y Mayabeque mantenerse atentas a las informaciones del Instituto de Meteorología.

Los órganos y organismos estatales, entidades económicas e instituciones sociales de las provincias que pasan a la Fase de Alerta deben cumplir las medidas previstas en sus respectivos planes de reducción de desastres e incrementar la vigilancia hidrometeorológica y valorar las modelaciones de las posibles afectaciones.

Se orienta a la población mantenerse informada sobre la evolución de este huracán mediante los Avisos de Ciclón tropial emitidos por el Instituto de Meteorología y las orientaciones de la Defensa Civil y cumplir disciplinadamente con las medidas que se indican por las autoridades locales.

Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil.

-SAN JUAN, septiembre 6.- El huracán Irma, cuya silueta equivale al tamaño de Francia, golpeó este miércoles a Antigua y Barbuda en el Caribe y se aproxima a Puerto Rico, Cuba y a la zona sur de Estados Unidos como uno de los más potentes ciclones de la historia, con vientos máximos de hasta 298 kilómetros por hora.

De categoría 5 y tras azotar a las islas caribeñas de Anguila, Antigua y Barbuda, San Bartolomé y San Martín, el meteoro avanzaba hacia el norte en el área antillana y se prevé que llegue el sábado a los cayos de Florida.

Irma es extremadamente peligroso, según el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (NHC, por sus siglas en inglés), porque se trata del segundo huracán más poderoso registrado en el Atlántico, detrás de Allen, el cual en 1980 superó los 300 kilómetros por hora, según reseñó la cadena BBC.

El ojo de la tormenta Irma alcanzó Barbuda, que tiene una población de unas 2000 personas, poco después de la 1 de esta madrugada con vientos de 250 kilómetros por hora antes de que los equipos de registro dejaran de funcionar y se dejaran de recibir nuevos datos.

Las comunicaciones con esa isla quedaron completamente interrumpidas. En San Bartolomé y San Martín se han registrado inundaciones en áreas por debajo del nivel del mar. El ministro de Interior de Francia, Gerard Collomb, dijo que los edificios del gobierno de la isla de San Martín, los más fuertes del lugar, fueron destruidos.

En la trayectoria pronosticada por el NHC se prevé que Irma se mueva sobre porciones de las islas de Sotavento durante la noche y la madrugada del miércoles. Por la mañana se moverá sobre el norte de las Islas Vírgenes y pasará cerca de Puerto Rico a finales de ese día.

Después continuará por el norte de la isla La Española, donde afectará a República Dominicana y Haití, para continuar por Cuba y aproximarse a la península de Florida a finales de semana.

El Servicio Meteorológico Nacional de Estados Unidos avisó de que el huracán puede provocar vientos destructivos, inundaciones costeras repentinas por una elevación inusitada del agua, oleaje peligroso y grandes lluvias.

Autoridades antillanas emitieron alertas de huracán para los siguientes territorios: Antigua, Barbuda, Anguila, Montserrat, San Cristóbal y Nieves, San Eustaquio, Saint Maarten, San Bartolomé, Islas Vírgenes, Puerto Rico, Vieques, Culebra, República Dominicana y Cuba.

.-En todo el territorio nacional la Defensa Civil acciona estrategias para puntualizar medidas de protección ante la inminente amenaza del huracán Irma, meteoro de categoría cinco en la escala Saffir-Simpson, cuya trayectoria representa peligro potencial para Cuba.

Según resaltó el General de División (r) Ramón Pardo Guerra, jefe del Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil (EMNDC), se enfatiza en el cumplimiento de los planes establecidos para estas contingencias a fin de proteger a las personas y los bienes económicos, informó la ACN.

Durante una reunión de orientación con representantes de los órganos de trabajo del Consejo de Defensa Nacional, se informó que Irma debe mantener la categoría cinco, de acuerdo con lo indicado actualmente por los modelos de pronóstico, y desde el jueves próximo en la zona oriental se sentirán vientos con fuerza de tormenta tropical.

El máster en Ciencias Armando Caymares, del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología (INSMET), precisó que se prevé que el viernes el huracán se acerque al norte de Ciego de Ávila y el sábado podría tocar tierra en la región central.

Alertó que se trata de un fenómeno hidrometeorológico grande, intenso y lluvioso, con vientos huracanados y de tormenta tropical, que afectarán en diversa medida a toda la Isla, principalmente la costa norte.

Por ello, la Defensa Civil se concentra en la reducción de vulnerabilidades y el cumplimiento de lo indicado en los planes de reducción de desastres.

Se orientó alistar los sistemas de comunicación y acometer la poda de árboles que representan peligro inminente ante el paso del evento,  salvaguardar las cosechas y que en las zonas rurales se limpien cuevas y se recurra al uso de vara en tierras para protegerse la población.

Pardo Guerra exhortó a preservar adecuadamente los bienes personales y ubicarlos con antelación en lugares bien seguros; no obstante, se potenciará el apoyo a esas acciones en todos los territorios.

Cumplir con lo establecido para cada fase, acelerar las medidas de higienización y reducir vulnerabilidades de todo tipo constituye el núcleo fundamental de las orientaciones de la Defensa Civil ante la seria amenaza de Irma.

Desde la tarde de este martes se decretó la Fase Informativa para las provincias de Guantánamo, Santiago de Cuba, Granma, Holguín, Las Tunas, Camagüey, Ciego de Ávila, Sancti Spíritus, Cienfuegos, Villa Clara y Matanzas.

La Habana y Mayabeque deben mantenerse atentas a las informaciones del INSMET y se orienta cumplir disciplinadamente las medidas las indicadas por las autoridades locales.

.-SAN JUAN, septiembre 6.- El poderoso huracán Irma ha arrasado este miércoles la isla de San Martín, ubicada en el mar Caribe, aproximadamente a 240 kilómetros al este de la isla de Puerto Rico.

En videos publicados por testigos en Internet se puede apreciar la magnitud de los daños causados a la isla, que alberga más de 70 000 habitantes. En los materiales gráficos se ven numerosas lanchas gravemente dañadas por el huracán, que ha inundado las zonas adyacentes a la costa.

Irma no solo ha arrasado la isla de San Martín, sino también ha afectado seriamente a las islas de San Bartolomé, Antigua y Barbuda, según reportó el canal noticioso Russia Today.

La fuerza de la tormenta Irma que avanza por el océano Atlántico ya es la mayor de toda la historia en esa zona y el daño que causará podría superar al Katrina, uno de los peores huracanes de la historia de Estados Unidos, que azotó ese país en 2005.

Los servicios meteorológicos han señalado que el huracán se dirige hacia Puerto Rico, República Dominicana, Haití y Cuba, y se prevé que llegue a Florida este fin de semana.

Aunque el ojo del huracán se dirije hacia el oeste, hacia el norte de las Antillas Mayores, todavía podría causar aguaceros y deslizamientos de tierra que amenacen vidas de los residentes de las cuatro naciones caribeñas.

El primer ministro de Bahamas, Hubert Minnis, anunció que su Gobierno estaba evacuando seis islas porque las autoridades no podrían ayudar a nadie atrapado en la tormenta potencialmente catastrófica.

Por su parte, el gobierno de Republica Dominicana activó los planes de contingencia de todas las instituciones que conforman el Centro de Operaciones de Emergencias y dispuso evacuaciones preventivas ante la amenaza que representa el ciclón.

De acuerdo con la información del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología, el intenso huracán Irma, con categoría cinco en la escala Saffir-Simpson, continúa intensificándose y mantendrá rumbo oeste en las próximas 12 a 24 horas, a razón de 22 kilómetros por hora, lo que significa un peligro potencial para Cuba.

A propósito del inminente paso de Irma por las costas antillanas, Juventud Rebelde comparte con los lectores las características de un fenómeno meteorológico con esta categoría y los enormes daños que podría ocasionar.

La escala Saffir-Simpson

A principios de los años setenta del pasado siglo, el ingeniero Herbert Saffir, y el director del Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos, Robert Simpson, idearon la famosa escala que clasifica los ciclones tropicales según la intensidad del viento y la ola.

ANTES EL HURACÁN
Realizar un plan familiar de emergencias con informaciones relevantes.
Tener un botiquín de primeros auxilios.
Tener preparados alimentos enlatados y agua purificada o hervida en envases con tapa.
Colocar documentos importantes, y en bolsas de plástico y ponerlos a buen resguardo.
Tener a mano un directorio telefónico con los números de familiares, amigos, vecinos, escuelas, servicios de emergencia, seguridad y DefensaCivil.
Limpiar azoteas, desagües, y canales.
Proteger y poner a buen resguardo electrodomésticos del hogar.
Reparar el hogar, techos, ventanas y demás.
Desde el interior de tu casa, protege vidrios y cristales con cinta adhesiva colocada en forma de “X” y corre las cortinas.  Las ventanas grandes pueden cubrirse con tablas que soporten los fuertes vientos por fuera.
Mantener una radio de pilas encendida para recibir información e instrucciones de fuentes oficiales. Tener pilas de reserva.
Tener en cuenta la probabilidad de evacuar el hogar si lo consideras inestable.
Podar ramas de árboles que podrían desprenderse y causar daños.
Tener a la mano una cuerda o soga, y ropa impermeable y botas de agua.
Pida ayuda siempre que la necesite.
DURANTE EL HURACÁN
Conservar la calma y tranquilizar a tus familiares.
Mantener encendida la radio de pilas para obtener información o instrucciones acerca del huracán.
Desconectar todos los electrodomésticoas y el interruptor de energía eléctrica.
Cierrar las llaves de paso de gas y agua.
Mantenerse alejados de puertas y ventanas.
Si el viento abre una puerta o ventana, no avances hacia ella de frente.
Mantente atento a la información de la Defensa Civial y medios de comunicación, hasta el fin de la emergencia.
DESPUÉS DEL HURACÁN
Conservar la calma.
No salir de su hogar hasta que la de la Defensa Civil y medios de comunicación, consideren el fin de la emergencia y sea que seguro salir.
Evaluar cuidadosamente los daños causados en su hogar.
Ayudar y colaborar primero con heridos, y atrapados de forma responsable avisando a las autoridades competentes.
Evitar tocar cables eléctricos caídos.
Evitar caminar, bañarse y pescar en zonas inundadas. Principalmente en lugares de corrientes fuertes.
Evacuar el agua acumulada en lugares bajos para evitar propagación de vectores y enfermedades transmisibles.
Consumir alimentos y agua potable hervida y en buenas condiciones.
Colaborar con vecinos y comunidad para reparar daños en el vecindario y que todo vuelva.

El daño de un Huracán categoría 5 siempre depende de muchso factores, principalmente en Islas del Caribe dónde el meteóro puede perder o ganar fuerza. Estar preparados y saber qué hacer y cómo hacerlo antes, durante y después de golpe del fenómeno define en buena medida el impacto que puede provocar en nuestras vidas, en la economía y en la sociedad. Por eso, Juventud Rebelde les expone de manera sencillla estos pasos para guiarse y evitar pérdidas mayores.

ANTES EL HURACÁN

Realizar calmadamente un plan familiar de emergencias con informaciones relevantes.

Tener un botiquín de primeros auxilios.

Tener preparados alimentos enlatados y agua purificada o hervida en envases con tapa.

Colocar documentos importantes, y en bolsas de plástico y ponerlos a buen resguardo.

Tener a mano un directorio telefónico con los números de familiares, amigos, vecinos, escuelas, servicios de emergencia, seguridad y Defensa Civil.

Limpiar azoteas, desagües, y canales.

Proteger y poner a buen resguardo electrodomésticos del hogar.

Reparar el hogar, techos, ventanas y demás.

Desde el interior del hogar, proteger vidrios y cristales con cinta adhesiva colocada en forma de “X” y correr las cortinas. Las ventanas grandes pueden cubrirlas si se puede con tablas que soporten los fuertes vientos por fuera.

Mantener una radio de pilas encendida para recibir información e instrucciones de fuentes oficiales. Tener pilas de reserva.

Tener en cuenta la probabilidad de evacuar el hogar si lo consideras inestable.

Podar ramas de árboles que podrían desprenderse y causar daños.

Tener a la mano una cuerda o soga, y ropa impermeable y botas de agua.

Pida ayuda siempre que la necesite.

Brinde ayuda siempre que pueda.

DURANTE EL HURACÁN

Conservar la calma y tranquilizar a tus familiares.

Mantener encendida la radio de pilas para obtener información o instrucciones acerca del huracán.

Desconectar todos los electrodomésticoas y el interruptor de energía eléctrica.

Cierrar las llaves de paso de gas y agua.

Mantenerse alejados de puertas y ventanas.

Nunca salir del hogar, y tener en cuenta la posibilidad de la trayectoria del ojo del Huracán y las confusiones a que puede prestarse.

Si el viento abre una puerta o ventana, no avanzar hacia ella de frente, buscar formas prácticas y seguras de cerrarlas.

Mantentenerse atento a la información de la Defensa Civil y medios de comunicación, hasta el fin de la emergencia.

DESPUÉS DEL HURACÁN

Conservar la calma.

No salir de su hogar hasta que la de la Defensa Civil y medios de comunicación, consideren el fin de la emergencia y sea que seguro salir.

Evaluar cuidadosamente los daños causados en su hogar.

Ayudar y colaborar primero con heridos, y atrapados de forma responsable avisando a las autoridades competentes.

Evitar tocar cables eléctricos caídos.

Evitar caminar, bañarse y pescar en zonas inundadas. Principalmente en lugares de corrientes fuertes.

Evacuar el agua acumulada en lugares bajos para evitar propagación de vectores y enfermedades transmisibles.

Consumir alimentos y agua potable hervida y en buenas condiciones.

Colaborar con vecinos y comunidad para reparar daños en el vecindario y que todo vuelva a la normalidad.

(Noticia en construcción...)

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.