Sigue sonando El Benny

El filme cubano compite ahora por el premio Caracol, que otorga el Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana

Autor:

José Luis Estrada Betancourt

Renny Arozarena.

Jorge Luis Sánchez.

Fotos: Calixto N. LLanes

Cuando me encontré, en pleno Festival de Cine, con Jorge Luis Sánchez, Renny Arozarena y Bárbara Hernández, tres de los principales responsables de ese exitazo llamado el El Benny, que ahora compite por el Coral en ópera prima, todavía no había sido exhibida. Y aunque el realizador de Un pedazo de mí, El Fanguito y Amigos pudiera estar preocupado por la posibilidad de la escasa asistencia de espectadores a la sala, se mostraba sorprendentemente tranquilo.

«Estoy preparado, porque ya la han visto cerca de 700 000 espectadores, y no ha dejado de exhibirse en las provincias... Pero estaremos en el cine los actores y el equipo dando patadas en el piso (sonríe). No, mira, el público se ha portado muy bien, así que si no asiste, no será un problema, porque estoy más que agradecido por el calor con que ha sido acogida en Cuba y en la capital. Sencillamente impresionante».

Sánchez no se esconde para mostrar su orgullo por lo bien recibida que ha sido la película no solo en la Isla, sino en otras salas y festivales del mundo, como en la edición 59 del certamen (clase A) de Locarno, Suiza, donde Arozarena se alzó con el premio a la mejor actuación masculina. Pero el recorrido internacional ha sido más largo, aunque Jorge Luis asegura que el año será el 2007, cuando estará, por ejemplo, en el Festival de Cartagena y en Bélgica.

«La película también estuvo en Caracas y no podía dejar de tener su premier en México, país muy ligado al arte de Bartolomé Moré. En la Cineteca Nacional estuvieron figuras reconocidas que actuaron y cantaron con el Benny, desde Yolanda Montes «Tongolele» hasta Fellove. También se estrenó en Ecuador y, ahora, está aquí y participa en un festival de cine musical en Francia.

«Lo más gratificante es que la película funciona, lo cual me llena de satisfacción, porque quisimos que partiera de Cuba, pero que fuera universal. De hecho, ha sido aceptada por el público suizo, andino, mexicano... Y no sé, todavía pueden suceder muchas cosas, que no quiero adelantar. Si se dan, perfecto, sería formidable para el filme y la cultura cubana, si no, pues no pasará nada».

Hace ya algún tiempo se estrenó en el país este largometraje, cuyo guión fue escrito por Abraham Rodríguez y el propio Jorge Luis, fotografiado por José Manuel Riera y editado por Manuel Iglesias. Sin embargo, aún sigue siendo centro de noticias. Por ejemplo, en la mañana de hoy será presentado en el salón Taganana del Nacional (11:00 a.m.) el disco compacto que reúne la música que dobla Renny, así como la incidental creada por Juan Manuel Ceruto. También se promocionará el DVD que acompañará a la película.

«Contiene alrededor de 24 bonus track, complementa Jorge Luis, de modo que quien lo posea será testigo excepcional del modo como se filmó, se entrenó a Arozarena, cómo cantó Isabel Santos, se grabó la música, cómo Kike Quiñones acompañaba en el estudio a Chucho Valdés, a quien doblaba; el seriesísimo trabajo de Orisha para lograr esa sonoridad que luce el filme... Todo eso posibilitará que la película se siga moviendo».

Como si fuera poco, El Benny les abrió las puertas a actores y actrices que debutaron con ella, como Limara Meneses (Aida), quien logró ingresar en el ISA, además de haber rodado bajo las órdenes de Daniel Díaz Torres Camino al edén; Carlos Ever Fonseca que está en el reparto de Los dioses rotos, de Ernesto Daranas, o Renny que terminó Kangamba. Así y todo, Arozarena asegura que su deuda con esta película será eterna.

«No deja de impresionarme la respuesta de la gente, porque se han hecho proyecciones no solo en las salas principales de cine, sino en la UCI, la Lenin, en escuelas en el campo, y los jóvenes la han aplaudido tremendamente. Comprobar que es recibida de ese modo por quienes lo vivieron y por aquellos que apenas lo conocieron, es muy lindo. Estoy muy contento, porque ese inmenso músico se lo merecía, y Jorge Luis Sánchez, Abraham Rodríguez y el equipo de realización, que tenía al Bárbaro del Ritmo adentro».

Igual felicidad embarga a Bárbara Hernández, la enfermera, aunque a veces la gente no la reconozca pues eliminó las 25 libras que aumentó para la película. «Ya llevaba 17 años de graduada del ISA, había trabajado en teatro y radio, pero nunca había sucedido como ahora, en que la gente me detiene para preguntarme por qué le hice daño a un hombre tan grande como él». Emparentada con el Benny, Bárbara acaba de concluir dos filmes y tiene planes para actuar en una telenovela.

—Jorge Luis, ¿llegó El Benny en el momento justo?

—Esperé mucho para hacerla, el guión fue escrito en el 94 y desde que empecé a buscar financiamiento en el 99 viví un período tortuoso, a pesar de que el ICAIC siempre estuvo a mi lado. No obstante, ese tiempo me permitió trabajar con Renny dos años y encontrarme con actores y un equipo tan bueno.

—¿Y en lo adelante?

—El ICAIC y yo queremos volver a filmar. Está en proyecto mi película sobre Julián del Casals. El guión, mío y de Mariana Torres, data de 1991, pero es el próximo largometraje que quisiera hacer; una película de época sobre la vida de este importante poeta, precursor del modernismo. Estará dirigida esencialmente al público joven, que es el que más me interesa.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.