Documentalistas chilenas en busca de un cine nuevo

El público habanero disfruta por estos días en el Multicine Infanta de la muestra Una óptica femenina

Autor:

Juventud Rebelde

Cineastas chilenas en busca de nuevas formas de hacer y de decir participaron en un taller en el Centro Cultural Fresa y Chocolate, donde fueron proyectadas varias de sus obras.

Además de este encuentro teórico, organizado por el Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos, el público habanero disfruta por estos días en el Multicine Infanta de la muestra Una óptica femenina.

Hasta el primero de junio, pueden apreciarse en esa instalación capitalina, Hija, de María Paz González, Abuelos, de Carla Valencia, El cajón, de Verónica Quense, Memorias del viento, de Katherina Harder y Locas mujeres, de María Elena Wood, entre otros materiales fílmicos.

Verónica Quense, Paola Castillo y María Paz González, manifestaron su satisfacción por este intercambio con documentalistas cubanas, que en opinión de las creadoras del país sudamericano las enriquece y les aporta en cuanto a su difícil tarea de rescatar la memoria histórica.

María Paz González relató que con Hija trata, mediante aspectos fantásticos, de imprimir a la obra una total veracidad, y lo hace a través de un largo viaje por el interior de Chile que tiene como propósito el reencuentro con un familiar que no conocen.

La investigación como vía de encontrar pasajes de desapariciones y asesinatos en la dictadura de Augusto Pinochet es algo esencial para los noveles realizadores en la hermana nación, que cuenta con una mayoría de documentalistas del sexo femenino, expresó Paola Castillo.

Para nosotras es muy significativa esa búsqueda artística en el lenguaje, la cual va unida a la forma de contar, que lleva implícito develar hechos acaecidos durante la dictadura y encaminarnos mediante la recuperación de lo que fuimos con anterioridad, dijo.

De acuerdo con lo expuesto por Quense, Castillo y González en Chile, el documental tiene como premisa la unión de contenido y forma, y cada vez más se deslindan las fronteras entre ficción y documental, en aras de brindar al espectador un producto artístico de valor sociocultural.

En su opinión en estos momentos se requiere de una forma de decir acorde con el hecho que se narra, de ahí la importancia de ficcionar la realidad, siempre y cuando se haga en aras de llegar a la verdad.

Estas elogiaron la obra de las cubanas Lisette Vila, Lourdes de los Santos y Gloria Rolando, valiosas exponentes del género, y algunos de cuyos documentales fueron proyectados en el taller, que en próximas ediciones tendrá como invitadas a cineastas de Argentina y Ecuador.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.