Las ideas de Alfredo Guevara no envejecerán - Cultura

Las ideas de Alfredo Guevara no envejecerán

Se presentó este martes, en la sede nacional de la Asociación Hermanos Saíz, el libro Dialogar, dialogar

Autor:

José Luis Estrada Betancourt

Ser joven es ser revolucionario; ser joven es ser revolucionador de la realidad. Yo soy una persona joven a quien una bruja encerró en un cuerpo viejo. De este modo se veía a sí mismo el intelectual Alfredo Guevara, recientemente fallecido, cuyo último libro Dialogar, dialogar fue presentado este martes en el Salón de Mayo del Pabellón Cuba.

Otro grande pensador, Fernando Martínez Heredia, aseguraba que no existía un lugar mejor para convidar a los lectores a encontrarse con ese texto esencial que la sede nacional de la Asociación Hermanos Saíz (AHS), un espacio que él también hizo suyo en su empeño de estar siempre cerca de las nuevas generaciones.

Decía Martínez Heredia que Dialogar, dialogar es una muestra de que el fundador del Icaic estaba tan vivo, tan vivo, que no podía pensar en la muerte. «Ahora nos dejó la necesidad de suplir su ausencia. Y eso solo se puede hacer pareciéndonos a él. Ello exige no dejar de luchar, no perder la vergüenza; tratar con los jóvenes, escucharlos, motivarlos aún más a participar, mientras que los jóvenes tienen por delante el enorme desafío de parecerse a Alfredo, lo cual es dificilísimo; un hombre que vivió en medio de los acontecimientos más extraordinarios del siglo XX, y sin embargo nunca tuvo que avergonzarse de nada».

Al igual que Martínez Heredia y Eduardo Torres Cuevas, Ricardo Alarcón, miembro del Buró Político destacó la lealtad irreductible del autor de Revolución es lucidez y Tiempos de fundación a la Revolución, a Fidel y a los ideales que abrazó desde la adolescencia. «Alfredo Guevara vive, y vivirá mientras que ustedes, los jóvenes (nuestro tema de conversación más recurrente), quieran que viva».

Por su parte, Torres Cuevas, director de la Biblioteca Nacional José Martí, para quien Guevara «es la Revolución», enfatizaba convencido que el diálogo inteligente, provocador, comprometido, seguirá siendo posible con quien fuera líder estudiantil y presidente de la FEU; porque sus ideas, afirmaba, no envejecerán. «Fue un joven inquieto que seguía buscando respuestas dentro de una realidad compleja que conoció bien».

Correspondió a Jaime Gómez Triana, vicepresidente de la AHS, destacar los tantos méritos que posee Dialogar, dialogar, lo que lo convierte en un texto de obligada consulta; un libro —explicaba— realizado no para los jóvenes, sino con los jóvenes; que nació de la necesidad profunda de pensar el presente y de construir el futuro. Y en todo momento con el ánimo de encimar la Patria, de encimar al Socialismo, de encimar la belleza, la sabiduría.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.