Suenan los Tambores de Bejucal - Cultura

Suenan los Tambores de Bejucal

50 son 50 es el título del último álbum de Tambores de Bejucal, un atinado ejercicio que busca salvaguardar el patrimonio popular musical

Autor:

Yelanys Hernández Fusté

50 son 50 es el título del último álbum de Tambores de Bejucal, un atinado ejercicio que busca salvaguardar el patrimonio popular musical, que la disquera Egrem pone a disposición del público.

Grabado en los Estudios 102 de la casa discográfica, el fonograma contó con la producción musical de Emilio Vega y con invitados de lujo como la soprano Bárbara Llanes. Piezas como el Ave María, de Shubert; Zapateo ñáñigo o Mozambique No. 1, se funden a través del sonido de los tambores. En ellos está presente el sello del grupo bejucaleño, consistente en ese especial toque de la campana y de la «reja»; esta última aflora de la melodía salida del arado criollo convertido en instrumento musical.

Son 13 tracks en los que se aprecia un arte genuino, que al decir de los miembros de los Tambores de Bejucal, representa la tradición de esa región de la Isla, famosa por sus fiestas populares.

Hay una gran diferencia con las congas procedentes de Santiago de Cuba y La Habana, explican estos músicos, una formación musical que tiene como centro a los tambores, pero que incluye trompetas, trombón, clave, campana y la denominada «reja», que marca la pauta.

Colaboradores fieles en placas como La rumba soy yo, Grammy Latino en 2001, Tambores de Bejucal ofrece 50 son 50 que festeja este medio siglo del grupo.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.