Haila María Mompié, fiel exponente del son

Hija de padre cantante por afición y de madre estilista, comenzó a sentir afinidad por la música desde la infancia. Se inició como cantante del Septeto Tradición, un después debutó como solista en el cabaré Las Avenidas y más tarde integró el grupo Habana Son.

Autor:

José Luis Estrada Betancourt

Haila María Mompié González, una de las grandes intérpretes cubanas de la actualidad, fiel exponente del son, nació en 1974, en la provincia de Las Tunas. Hija de padre cantante por afición y de madre estilista. Comenzó a sentir afinidad por la música desde la infancia. Fue Yaquelín Castellanos quien al escuchar su voz le propuso formar parte de su agrupación en 1991. De esa manera, se inició como cantante del Septeto Tradición. Un año después, debutó como solista en el cabaré Las Avenidas y más tarde integró el grupo Habana Son.

En septiembre de 1994 se unió a Bamboleo, donde se destacó por sus excelentes cualidades vocales y alto nivel de improvisación. En esta orquesta grabó dos discos y actuó en países como Italia, Holanda, Inglaterra, Estados Unidos, Bélgica, Francia, Perú y México, entre otros.

Luego de esa experiencia, integró Azúcar Negra, con la que popularizó temas como Andar andando, que se convirtió en un himno para el público de todas las edades. En 2001 decidió emprender una nueva etapa como solista dentro de su exitosa carrera artística. Ha actuado junto a notables figuras nacionales e internacionales de la talla de Cheo Feliciano, Oscar de León, Rey Ruiz, Celia Cruz, José Alberto «el Canario», Gilberto Santa Rosa, Chucho Valdés, Muñequitos de Matanzas, Mario Rivera, Juan Manuel Ceruto, Adalberto Álvarez, David Calzado e Isaac Delgado.

Apareció como intérprete en discos significativos, al estilo de La rumba soy yo, ganador del Grammy Latino (2001), y Cuba canta a Serrat. Formó parte, además, del proyecto Cuban Grammys, junto a Eliades Ochoa, Juan Formell, Sampling, Chucho Valdés, Los Papines y Ernán López-Nussa. Dentro de su discografía como solista se hallan títulos como Haila Live, Diferente y Mala, fonograma del que proponemos el tema que lo nombra.

 

Mala

Dice que soy mala,/ que he hecho de su vida/ un puro desastre,/ que no tengo alma,/ que soy como un diablo en cuerpo de hembra,/ que seduce y mata,/ que no tengo nada/ que valga la pena para arrepentirse de decir que yo soy...

Una terrible plaga,/ que solo una escoba me acompañaría/ por bruja y malvada,/ que dentro de mi pecho en vez de un corazón late una piedra helada,/ que no tengo nada,/ que valga la pena para arrepentirse de decir que yo soy...

Como la mala hierba que crece en las piedras sin pizca de agua,/ que soy como lluvia/ que revuelve el lodo,/ que soy un tornado que acaba con todo...

Dices que soy/ mala como ciclón,/ que no tengo compasión./ Nada, pero no dices que fui yo quien más te amó./ Soy mala sin razón,/ que no merezco perdón,/ no tengo sentimientos porque herí tu corazón,/ que te arruiné la vida,/ te la dejé vacía/ sin una ilusión./ Y ahora te atreves tú/ a llamarme mala solo porque tengo un nuevo amor.

Dice que soy mala/ que inventé motivos para desterrarlo lejos de mi cama/ que corté sus alas, que rompí los sueños que lo ilusionaban,/ que no tengo nada que valga la pena para arrepentirse de decir que yo soy...

SE REPITE DESDE Como la mala hierba… HASTA ...solo porque tengo un nuevo amor.

Mala, malaaa./ Dices que soy,/ dices que soy.

Coro: Qué mala, mala, mala, mala soy./

Mala/ Coro./ Mala, pero no dices que fui yo quien más te amó./ Coro/ Qué mala./ Coro./ Como en los cuentos de hadas: tú dices que soy la mala/ la bruja, la más malvada.

Coro/ Qué mala. Coro/ No hay motivos, se acabó./ Acéptalo, no queda nada entre tú y yo./ Coro/ Qué mala soy./ Coro./ Así son las cosas de la vida, ayer fui tu amor/ y hoy soy tu enemiga.

Dices que soy. Mala./ Dices que soy. Mala./ Pero no dices cuánto te amaba./ Dices que soy. Mala./ Dices que soy. Mala./ Mala.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.