La toma de La Habana por osos de la amistad

El proyecto United Buddy Bears, conformado por esculturas de osos de dos metros de altura, tiene como propósito promover la tolerancia, la comprensión y la paz entre las naciones del mundo

Autor:

Lourdes M. Benítez Cereijo

La Habana se llenó este viernes de colores y de asombros. En el Centro Histórico, la Plaza de San Francisco de Asís relucía como un gigantesco lienzo conformado por la instalación de 128 esculturas de osos, que forman parte del proyecto United Buddy Bears.

Durante la apertura de la exposición      —que ha recorrido los cinco continentes y que nos visita por vez primera—, el embajador de la República Federal de Alemania en Cuba, Excelentísimo Señor Peter Scholz, dijo que la muestra llega a tierras cubanas cuando se conmemoran 40 años de la reanudación de las relaciones diplomáticas entre ambas naciones. «No puedo imaginar un inicio más bello de este aniversario», precisó.

Eusebio Leal, Historiador de la Ciudad, manifestó que la muestra supone un símbolo de respeto, de convivencia humana, de paz y concordia. Hay una antigua leyenda que dice que el abrazo del oso es mortal. En este caso, inmovilizados por el arte, son pacíficos y nos convocan a darnos la mano, como anuncio de un tiempo mejor, agregó.

En la exposición puede también apreciarse un oso Buddy cubano —uno de los más admirados en todo el mundo—, que luce un tabaco como homenaje a los indios que habitaron estas tierras. Lleva por nombre Siboney y fue realizado por la artista Nancy Torres. La creadora hizo también una reproducción más pequeña del oso, la cual será subastada y sus ingresos serán dirigidos al beneficio de los niños cubanos.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.