Récords y tramposos del béisbol

Ligas de béisbol  que se juegan actualmente en el continente. Atletas dopados en el  I Clásico Mundial. Elogios para el equipo de Ciego de Ávila

Autor:

Juventud Rebelde

Sojo ha probado dirigir, pero salir a la grama le gusta más. Mientras el cuerpo resista...

Raúl Rivero, lector de Ciudad de La Habana, nos pide detalles sobre las Ligas de béisbol que se juegan en estos momentos en nuestro continente. Pues bien, le cuento que, además de nuestra Serie Nacional, por estos días suena la pelota en muchas naciones vecinas como Venezuela, Puerto Rico, Dominicana y México.

En todos los casos los campeonatos van llegando a las finales, pero me detendré en Venezuela por el gran número de estudiantes de esa nación que tenemos en nuestro país, muchos de los cuales nos escriben casi a diario.

Comienzo por un suceso: hace unos días, el toletero Luis Sojo, quien dirigió a la novena bolivariana en el Clásico Mundial y actualmente es la primera base de los Cardenales de Lara, conectó el sencillo número 1 000 de su carrera en el torneo local, jugando frente a los Caribes de Oriente en el estadio Antonio Herrera, de Barquisimeto.

Sojo, de 41 años, se suma así a una selecta lista de cinco jugadores que han llegado a esa marca: Víctor Davalillo, Luis García, Teolindo Acosta, César Tovar y Robert Pérez.

En cuanto al torneo, los Navegantes de Magallanes lideran la división oriental (33-19) y los Tigres de Aragua (36-19) la occidental. Estos equipos son los únicos clasificados hasta el momento para las semifinales, que comenzarán el próximo día 2 de enero.

Y otro incansable, el pinareño Francisco Riera, nos pregunta si no hubo dopados en el I Clásico Mundial. Pues sí, recientemente la Federación Internacional de Béisbol anunció la suspensión por dos años del serpentinero sudcoreano Park Myung Hwan.

Además, fueron sancionados el catcher dominicano Eladio Rodríguez (dos años) y el lanzador guatemalteco Hugo Pivaral (uno), quienes dieron positivo durante los XX Juegos Centroamericanos y del Caribe en Cartagena de Indias, Colombia.

Las demás cartas son casi todas avileñas y alaban a su equipo. Felicito a los «tigres», pero les recuerdo que la serie apenas comienza. ¿Morderán al final?

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.